Comunicados de prensa de la FAO 99/61
Comunicados de prensa

 Archivo 1999

Comunicados de prensa 99/61

EN CINCO AÑOS DISMINUYE DE 40 MILLONES LA CIFRA DE PERSONAS DESNUTRIDAS EN LOS PAISES EN DESARROLLO PERO EL HAMBRE AUMENTA EN MUCHAS OTRAS NACIONES
PRIMER INFORME DE LA FAO SOBRE EL HAMBRE EN EL MUNDO


Londres, 14 de octubre.- Todas las noches, en los países en vías de desarrollo casi 800 millones de personas se acuestan con hambre. Lo afirma el primer número de El estado de la Inseguridad Alimentaria en el Mundo, hecho público hoy por la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO). La cifra representa mas de la suma de la población conjunta de Europa y Norteamérica, un "continente hambriento" de mujeres, hombres y niños que quizás no lleguen jamás a alcanzar su pleno desarrollo físico e intelectual porque no tienen bastante para comer.

El numero de personas que pasan hambre en los países en vías de desarrollo ha experimentado un descenso de 40 millones, pasando de 830 millones a 790 millones entre 1990/1992 y 1995 /1997. La bajada, sin embargo, representa solamente el logro extraordinario de 37 países que han conseguido llevar a cabo reducciones que totalizan 100 millones. En el resto del mundo en vías de desarrollo, la cifra de personas crónicamente desnutridas ha aumentado efectivamente de casi 60 millones.

A pesar de que la bajada de 40 millones, un promedio de 8 millones por año, es alentadora, no es suficiente, dice la FAO. En la Cumbre Mundial sobre la Alimentación, celebrada en Roma en 1996, 186 naciones se comprometieron a reducir para el 2015 a 400 millones, la mitad de la cifra actual, el numero de personas que pasan hambre en el mundo. Para alcanzar ese objetivo, hay que elevar de un 150 por ciento el promedio actual, hasta llegar cada año a 20 millones menos de personas.

Por primera vez la FAO presenta estadísticas de las cifras del hambre en los países desarrollados. Se calcula que el hambre afecta a alrededor de 34 millones de personas en el mundo occidental de las cuales 26 millones en Europa del Este y en la ex Unión Soviética y 8 millones en los países industrializados.

A Asia y el Pacifico corresponden casi dos tercios (526 millones) de la población desnutrida. La India por si sola cuenta con un numero mayor de seres humanos que pasan hambre (204 millones ) que la entera Africa sub-sahariana (180 millones).

Los progresos en la lucha contra el hambre, han sido muy desiguales, dice la FAO. Cinco naciones de Africa Occidental (Ghana, Burkina Faso, Malí, Gambia y Nigeria) han conseguido reducir más que ninguna otra zona en el mundo la cifra relativa a la desnutrición. Por otra parte, el número de personas afectadas por el hambre ha aumentado significativamente en Afganistán, República Popular Democrática de Corea, Burundi, Madagascar y Mongolia.

Alrededor de 200 millones de niños en el mundo en vías de desarrollo tienen graves problemas de crecimiento. En Asia del Sur, la mitad de los niños menores de cinco años pesan menos de lo normal , respecto al 33 por ciento en Africa y al 21 por ciento en el Este y Sudeste Asiático. La situación de la población infantil es particularmente dramática en países pobres como Afganistán, Bangladesh, Burundi, Chad, Eritrea, Etiopía, Madagascar, Níger, República Unida de Tanzania y Yemen.

El informe habla de los principales progresos y retrocesos durante la década de los 90 y destaca los países que han conseguido los mejores resultados o experimentado los reveses mas graves durante las dos ultimas décadas.

  • En Asia, un periodo de rápido crecimiento económico, se tradujo en logros positivos en materia de seguridad alimentaria. En Camboya que encabeza la lista , la cifra de personas afectadas por la desnutrición ha pasado del 62 al 33 por ciento. Hasta 1997 la desnutrición había aumentado solo en dos naciones asiáticas, Mongolia y la República Democrática Popular de Corea. Desde entonces los reveses económicos se han traducido en un aumento de la pobreza y el hambre en diversas naciones del sudeste asiático, sobre todo en Indonesia.
  • América Latina y el Caribe presentan un cuadro complejo de progresos y retrocesos . El hambre disminuye en Sudamérica, pero aumenta en varios países centroamericanos. Honduras que ha puesto en marcha reformas económicas efectivas y rigurosos programas capilares de seguridad social, se ha apuntado los mejores resultados disminuyendo la cifra de población desnutrida del 31 al 21%. Cuba, desde que perdió su especial relación comercial con la ex Unión Soviética ha visto disminuir de 500 calorías diarias la ración alimentaria de sus habitantes, debido sobre todo a la reducción en la importación de alimentos.
  • En la mayoría de los países de Oriente Próximo y Africa del Norte los niveles de desnutrición han bajado mucho. La región cuenta con 10 de los 14 países en vías de desarrollo en los que el hambre afecta a menos del 5 por ciento de la población. El mejor resultado corresponde a Marruecos, mientas la situación ha empeorado significativamente en Afganistán (donde ha pasado del 33 al 62 por ciento) e Irak (del 4 al 15 por ciento).
  • Varias naciones de Africa Occidental registraron progresos substanciales que pueden colocarse entre los mejores de todo el mundo, pero en casi toda la zona de Africa subsahariana los problemas se han agudizado. Ghana encabeza la lista en la disminución del hambre gracias a una economía fuerte y a significativos aumentos en los rendimientos de las cosechas de alimentos de primera necesidad.. En Africa Central, Oriental y del Sur, han aumentado por lo general tanto el porcentaje como el numero de la población desnutrida . El caso peor es el de Burundi, que como muchos de sus países vecinos se enfrenta a un rápido crecimiento de la población, a la degradación del terreno, al descenso de la productividad agrícola y a los conflictos civiles.

Buena parte de los datos utilizados en el informe se han recogido a través del Sistema de Información y Cartografía sobre la Inseguridad Alimentaria y la Vulnerabilidad (SICIAV)), un nuevo programa para el fomento y la interconexión de los sistemas nacionales y globales de información que recoge y analiza datos que van desde la situación sanitaria y el clima hasta los mercados y la seguridad alimentaria domestica.

El propósito principal del informe es llamar la atención de los líderes mundiales y de personajes claves para la opinión pública sobre el problema del hambre en mundo y el de fomentar el desarrollo de enfoques innovadores para atajarlo.

**********

El informe se puede consultar en el siguiente sito de la FAO:

http://www.fao.org/FOCUS/S/DEFAULT.HTM

Para más información pueden ponerse en contact con May Bredt, Tel: (44-171) 6301981 or 07771 850 225; Anne De Lannoy, tel: 0348-2341145; Oficina de Relaciones con los Medios tel: 06 5705 3625, e-mail: Media-Relations@fao.org


 FAO Home 
 Búsquedas 

¿Sugerencias?: Webmaster@fao.org

©FAO, 1999