Comunicados de prensa

 Archivo 2001

Comunicados de prensa 01/36

FAO: AUMENTA LA MALNUTRICION ENTRE LOS POBRES DE LAS CIUDADES

Roma, 4 de junio, 2001.- Sobre muchas ciudades de los países en desarrollo se cierne la amenaza de la creciente malnutrición y de peligros para la salud a menos que no mejore el acceso de las personas a una alimentación sana e inocua, dice la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO) en un comunicado que se publica hoy.

"Alimentar a las ciudades significa que es necesario producir más alimentos, transportarlos a las ciudades y distribuirlos en las zonas de expansión urbana. Esto a su vez significa más vehículos, mayor congestión de los mercados, depósitos de basura más grandes, mayores peligros de contaminación alimentaria y aumento de la polución del terreno, del agua y del aire. Muchas ciudades están perdiendo a grandes pasos los terrenos urbanos y periféricos adecuados para la producción alimentaria, cuentan con medios de transporte, mercados y mataderos escasos y poco eficientes", afirma Olivio Argenti de la FAO.

"Los responsables de la planificación urbana y los managers raramente toman en consideración estas cuestiones", agrega. "Los gobiernos, alcaldes, responsables de la planificación urbana y sector privado necesitan prestar más atención a los problemas del aumento de la inseguridad alimentaria y de la malnutrición en las ciudades".

La FAO organiza un seminario sobre "Alimentos para las ciudades, urbanización, inseguridad alimentaria y gestión urbana" junto con el Centro para los Asentamientos Humanos (Habitat) de las Naciones Unidas que se celebrará el miércoles 6 de junio de 2001 en Nueva York. Es un acontecimiento paralelo a la Sesión Especial de la Asamblea General de las Naciones Unidas para Estambul +5.

La concentración y el aumento del número de pobres en las ciudades hace de la inseguridad alimentaria una acuciante cuestión social y política, dice la FAO. El número de personas sin empleo, de mujeres pobres, de ancianos y de niños que viven en las ciudades aumenta rápidamente. "Estas personas no tienen un hogar proprio, viven en zonas peligrosas donde el acceso a los alimentos inocuos se hace cada vez más caro y difícil".

Alrededor del 50 por ciento de la población urbana en Africa vive en condiciones de pobreza: en América Latina, la pobreza afecta alrededor del 40 por ciento de todos los hogares en las zonas urbanas. La población que vive bajo el nivel de pobreza en San Pablo se calcula entre el 60 y el 70 por ciento del total. En Calcuta, el porcentaje de pobres urbanos ronda el 70 por ciento y en Karachi el 45 por ciento.

"Alimentar a las ciudades significa calcular cuantos alimentos consumirán las personas en las ciudades mañana y hacer más fácil que los productos alimentarios lleguen a la ciudad y se distribuyan en las zonas donde viven las personas con menos recursos, al precio mas bajo posible y en condiciones higiénicas", dice Argenti. "Significa mejorar el acceso de los hogares pobres a la alimentación. Hay que potenciar de forma significativa y con carácter urgente la eficiencia de los sistemas de abastecimiento y distribución de los alimentos para conseguir que los alimentos cuesten menos y para mejorar las condiciones ambientales y sanitarias".

En particular la FAO se hace eco del alarmante estado de la venta de alimentos tanto al por mayor como al detalle en los mercados en muchos países en desarrollo. "Su manutención y su organización tienen muchas carencias y a menudo son demasiado viejos y pequeños para hacer frente a las necesidades alimentarias de una población en aumento". En muchas ciudades los mercados son caóticos, congestionados y sin higiene. Pocas veces cuentan con agua, electricidad o alcantarillado.

La FAO pide a los gobiernos, a las autoridades ciudadanas y locales y al sector privado que mejore el acceso de las personas pobres que viven en las ciudades a una alimentación barata y sana. "Es necesario mejorar los sistemas de abastecimiento y distribución de los alimentos adoptando políticas y programas apropiados que abarquen las áreas regionales, metropolitanas, urbanas y locales. El acceso a alimentos sanos y nutritivos será una materia cada vez más importante en las ciudades de todo el mundo que continúan experimentando un rápido crecimiento de la población. Mejorar la seguridad alimentaria urbana es esencial para conseguir un clima social más estable y seguro en los países en desarrollo".

*********

Para más información: Oficina de Relaciones con los Medios de Comunicación de la FAO. Tel. 0039. 06. 5705 2232 o también contactar con Michael Hage,Oficial de relaciones con los medios de comunicación de la FAO en Washington D.C., Tel.: 001.202.6530011, tel. móvil: 703.8626075; email: michael.hage@fao.org; o la FAO en Nueva York, Tel. 001-212-963 6036.

También se pueden visitar los siguientes sitos web: http://www.fao.org/ag/ags/AGSM/SADA/SADAS.HTM
http://www.unchs.org/istanbul+5/


 FAO Home 
 Búsquedas 

¿Sugerencias?: Webmaster@fao.org

©FAO, 2001