ACONTECIMIENTOS RELACIONADOS

El Programa de Lucha contra el Hambre


"El hambre y la malnutrición son inaceptables en un mundo que posee a la vez los conocimientos y los recursos necesarios para acabar con esta catástrofe humana".

Objetivo del acto:

Podrán participar en este Simposio todos aquéllos que asistan a la Cumbre Mundial sobre la Alimentación: cinco años después. Se invitará a los participantes a debatir el documento de referencia, Programa contra el hambre - Reducir el hambre mediante el desarrollo agrícola y rural y un mayor acceso a los alimentos (primer proyecto de documento, FAO, Roma, mayo de 2002).

Programa:

Presidencia: Ministro (por anunciar)
Declaración inaugural: Jefe de Estado o de Gobierno (por anunciar)
Observaciones preliminares:

  • Proyecto de Programa de lucha contra el hambre: Dr. Hartwig de Haen, Subdirector General, Departamento Económico y Social, FAO
  • Una Alianza internacional contra el hambre: Profesor Jeffrey D. Sachs, Director del Centro para el Desarrollo Internacional de la Universidad de Harvard, EE.UU.

Debate general: Sesión plenaria
Resumen de las conclusiones: Presidencia

Antecedentes:
Voluntad política, recursos suficientes y esfuerzo constante

La Cumbre Mundial sobre la Alimentación de 1996 se comprometió a reducir el número de personas subnutridas del mundo de 816 millones a 408 millones para el año 2015. Cinco años más tarde, es evidente que no será posible alcanzar este objetivo si no se introducen cambios profundos en la manera de hacer frente al hambre y la malnutrición. Es necesario que a las hermosas palabras y promesas se unan ahora una voluntad política inquebrantable, unos recursos suficientes y un esfuerzo constante.

Proyecto de Programa de Lucha contra el Hambre

Es necesario que se renueve el compromiso de proteger y promover el derecho fundamental de toda persona a no padecer hambre. La FAO ha esbozado un primer proyecto de Programa de lucha contra el hambre que ayudaría a revertir los deletéreos efectos de años de descuido del desarrollo agrícola y rural por parte de los gobiernos nacionales y los asociados internacionales en el desarrollo, efectos que incluyen una reducción del 48 por ciento, aproximadamente, de la asistencia oficial para el desarrollo destinada a la agricultura durante el decenio de 1990.

El Programa propone un enfoque en dos niveles en el que combinan 1) la movilización de recursos para el desarrollo agrícola y rural, que crea mayores oportunidades para que las personas pobres y aquejadas por el hambre puedan mejorar sus medios de sustento, y 2) medidas destinadas a atender a las necesidades alimentarias y nutricionales inmediatas de las personas gravemente subnutridas. Solicita, además, un aumento de la inversión pública de aproximadamente 24 000 millones de dólares EE.UU. anuales en cinco esferas de acción relacionadas entre sí, que consisten en:

  • Mejorar la productividad agrícola en las comunidades rurales pobres;
  • Desarrollo y conservación de los recursos naturales;
  • Ampliar la infraestructura rural y el acceso a los mercados;
  • Reforzar la capacidad de generación de conocimientos, aprendizaje e información; y
  • Asegurar el acceso a los alimentos para los más necesitados.

Una Alianza internacional contra el hambre

El proyecto de Programa de lucha contra el hambre reconoce que el logro del objetivo de reducir a la mitad el número de personas aquejadas por el hambre dependerá de la existencia de una amplia Alianza internacional de todos cuantos están seriamente interesados en acabar con la plaga del hambre. Por consiguiente se propone que el Simposio estudie la conveniencia de establecer tal Alianza y examine la misión, objetivos y actividades de la misma.


 

Inicio de página

FAO, 2002