ACONTECIMIENTOS RELACIONADOS

HUERTOS EN LAS ESCUELAS Y LOS HOSPITALES


Objetivo del acto

Este acto colateral tiene por objeto proporcionar un foro informal para el debate sobre la intervención cada vez mayor de la FAO en el fomento de huertos en las escuelas y los hospitales. Se ejecutaría inicialmente el programa con financiación de proyectos de TeleFood, pero en último término se incluiría en el marco más amplio del Programa Especial para la Seguridad Alimentaria (PESA). El acto permitirá compartir experiencias entre los participantes de países en desarrollo que tienen programas y proyectos sobre huertos en escuelas y hospitales. Ofrecerá asimismo a otras partes interesadas la oportunidad de informarse sobre los objetivos de la FAO en la iniciativa de huertos en escuelas y hospitales y de hacer aportaciones al desarrollo del programa.

Antecedentes

Muchas escuelas, hospitales y centros sanitarios rurales tienen acceso a tierras de labranza cuyo potencial actualmente no se aprovecha plenamente. Al mismo tiempo, tanto los alumnos de las escuelas como los pacientes de los hospitales adolecen frecuentemente de una nutrición insuficiente en cuanto a su calidad y cantidad. Una iniciativa encaminada a promover proyectos en pequeña escala y de base comunitaria para apoyar los huertos en las escuelas y hospitales tendría un gran impacto en la seguridad alimentaria de estas poblaciones vulnerables.

Los huertos de las escuelas y hospitales pueden:

  • Reducir la malnutrición y subnutrición proporcionando selectivamente alimentos para comidas ordinarias o complementos de comidas y, a través de ello, mejorar la asistencia de los alumnos a las escuelas y su aprendizaje y acelerar la curación de los enfermos;
  • Servir como ejemplo para introducir innovaciones en la agricultura con destino a la comunidad;
  • Producir modestos ingresos para la escuela o el hospital;
  • Mejorar el aspecto estético de la institución y contribuir a que sus miembros se sientan orgullosos de ella.

Además, los huertos escolares pueden:

  • Servir como laboratorios para la enseñanza de la agricultura, ciencias y nutrición,
  • Utilizarse para inculcar a los alumnos la conciencia ambiental, enseñándoles las causas de la degradación e infertilidad de los suelos y a utilizar adecuadamente los productos químicos agrícolas y otros insumos.

Aunque los huertos escolares, en particular, funcionan ya en muchos países en desarrollo, tropiezan con graves problemas, tales como:

  • financiación insuficiente;
  • gestión inadecuada;
  • falta de acceso a asesoramiento técnico y orientaciones pertinentes.

Proyectos de TeleFood

Desde 1997 se han ejecutado en todo el mundo más de 1000 proyectos. Se trata de proyectos en pequeña escala (menos de 10 000 dólares EE.UU.) y todos los fondos se utilizan para adquirir insumos (semillas, aperos, materiales de construcción, animales para iniciar la actividad ganadera, fertilizantes, etc.). Se ejecutan los proyectos en un año o menos y se fomenta la participación plena de todos los beneficiarios en todas las etapas de planificación, ejecución y presentación de informes. Hasta ahora más de 50 proyectos de TeleFood han financiado huertos de escuelas u hospitales.

Posibilidades de acuerdos de asociación

La FAO puede actuar como asociado en el desarrollo de huertos de escuelas y hospitales, aportando:

  • Su experiencia en la evaluación y ejecución de proyectos pequeños de nivel básico, especialmente en el ámbito del programa TeleFood;
  • Su experiencia sobre soluciones de tecnología y gestión que puede obtenerse mediante la vinculación de los proyectos de TeleFood y otros proyectos de nivel básico con el Programa Especial para la Seguridad Alimentaria;
  • El seguimiento en el país por medio de la Representación de la FAO u otros proyectos de la FAO, tanto directamente, como por medio de una institución intermediaria;
  • Un caudal de materiales de educación de alta calidad;
  • Un canal seguro para transferir los fondos y proveer a su contabilidad.

El pleno apoyo a nivel nacional en los países en desarrollo de los ministerios de educación, salud y agricultura es fundamental para el éxito del programa. Las escuelas y hospitales participantes deberían adherirse voluntariamente al programa, sobre la base de un consenso de toda la comunidad, sin tener que ser nombrados para ello.

Además de aportar fondos, los países desarrollados pueden actuar también como asociados. La FAO ha concertado recientemente un acuerdo con el Ministerio de Educación de Francia para apoyar el desarrollo de huertos escolares. La FAO está dispuesta a concertar acuerdos de asociación análogos con los gobiernos de otros países desarrollados y con las ONG.

En los países en que está funcionando el PESA, éste puede promover proyectos de huertos de escuelas y hospitales utilizando fondos de TeleFood: puede apoyar la formulación, ejecución y seguimiento de los proyectos mediante la creación de capacidad local de gestión.

Se pueden programar fácilmente proyectos orientados específicamente a los enfermos y huérfanos de VIH/SIDA, con lo que se incrementarían aún más los beneficios generales para toda la sociedad civil.

Los rendimientos de la inversión en proyectos de huertos de escuelas y hospitales - consistentes tanto en el incremento de los ingresos procedentes de la venta del producto de los huertos, como en la notable mejora de la nutrición y seguridad alimentaria - pueden superar con creces el modesto costo inicial del proyecto.


 

Top of Page

FAO, 2002