AGRONoticias América Latina y el Caribe
 

Noticias: detalle

La sequía prejudica a los cultivos de maíz y soja en Argentina
Fecha de publicación:12/01/2012
País: Argentina

Al menos cuatro provincias del país -Buenos Aires, Sante Fe, Córdoba y La Pampa- se han visto afectadas por el período de falta de lluvias. Y aunque este martes el tiempo dio una tregua en forma de precipitaciones en algunas zonas, la sequía ha afectado seriamente a algunos cultivos.

Los más perjudicados son el maíz y la soya, dos de las materias primas que representan un 85% de los granos y cereales que se producen en Argentina. Ambos además son actualmente los productos bandera de la nación, de enorme demanda en China e India.

La situación es seguida de cerca por las autoridades, quienes aunque han tratado de matizar la gravedad de la sequía también han convocado a los gremios afectados a una reunión de la Comisión de Emergencia Agropecuaria este jueves.

Radiografía

"Desde mediados de diciembre empezó una fuerte restricción en las precipitaciones que ha dejado fuertes signos de sequías y pérdida de cultivos en las zonas afectadas" señaló a BBC Mundo Gustavo López, director de Agritrend, una consultora que estudia la actividad económica del campo argentino.

Cálculos de la empresa estiman que debido a la sequía en el próximo ciclo de cosecha (que empieza en marzo) el estimado anual de maíz puede bajar de 30 millones de toneladas a unas 24 millones de toneladas.

Y en el caso de la soya, se estima que puede descender de 52 millones de toneladas a unas 47 millones de toneladas. "La escasez de lluvia llevó a que se ha registrado la muerte de algunas plantas o que la floración ha sido muy dispareja. Por ello, se observa una reducción en los rendimientos esperados", indicó.

"Estos son estimados y aún falta ver cuál será el efecto de las lluvias que empezaron este martes y que podrían seguir por algunos días. No obstante, sabemos que en algunas regiones la lluvia llegó tarde", aseveró López. Una de las patas de las cuentas fiscales del gobierno argentino viene del campo. Aproximadamente 45% de las exportaciones argentinas son materias primas como la soya y el maíz.

El gobierno estableció hace algunos años un impuesto a los exportadores que le significa un importante flujo de caja al presupuesto nacional, y según han indicado algunos funcionarios, también le permite mantener un control en el abastecimiento y los precios del mercado interno. El exportador debe pagarle al fisco entre 20% y 35% de lo que genere, por ejemplo, cada tonelada de maíz o soya. Este impuesto le representó un ingreso de unos US$9.000 millones al gobierno argentino en la cosecha 2010-2011, de acuerdo a los cálculos de Agritrend.

"Si se suma en conjunto lo que se podría perder por la sequía en maíz y soya y su impacto sobre el ingreso de divisas esperado por la nación, se puede hablar de una caída en ingresos fiscales de unos US$1.100 millones" señaló López. "Pero hay que ser muy cauto con estos estimado, todavía no se puede hacer una evaluación definitiva hasta que lleguemos a marzo (cuando termina el ciclo de cosecha actual)", apuntó. 

Actores

El presidente del Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria (INTA), Carlos Casamiquela, señaló a medios locales que "las lluvias traerán alivio a buena parte de los productores" y también afirmó que en algunas zonas "hubo precipitaciones de hasta 12 horas".

El titular del Ministerio de Agricultura, Norberto Yahuar, también hizo un llamado a "bajar el dramatismo" sobre la sequía. No obstante, los productores aprovecharán el encuentro con las autoridades para "proponer que se abra un fondo con los recursos de las retenciones (el impuesto a las exportaciones) para financiar a los afectados", señaló a BBC Mundo Luis Etchevehere, vicepresidente de la Sociedad Rural Argentina.

"También pediremos que se reduzcan las retenciones porque estas fueron impuestas en un momento de crisis profunda y creemos que tras años de crecimiento la emergencia ya pasó y se pueden revaluar", aseveró.
Las retenciones fueron motivo de una fuerte disputa en 2008 entre el (primer) gobierno de Cristina Fernández de Kirchner y los empresarios del campo, durante varios meses de tensión.

El origen de la medida, y la disputa, también fue una sequía que causó grandes daños en el sector agropecuario. No obstante, aún se considera prematuro comparar la falta de lluvias actual con lo que ocurrió hace tres años.

Palabras clave: sequía, Argentina, soja, maíz, INTA
Author: Vladimir Hernández
Publicado por: BBC Mundo