AGRONoticias América Latina y el Caribe
 

Noticias: detalle

Los precios mundiales de los alimentos subieron en septiembre
Fecha de publicación:04/10/2012
País: Mundial
Fuente: FAO - Centro de Prensa

Tras dos meses estable, el Índice de la FAO para los precios de los alimentos aumentó ligeramente en septiembre de 2012, con un alza del 1,4 por ciento, -equivalente a 3 puntos- respecto a su nivel de agosto. El Índice, basado en los precios de una canasta de alimentos básicos objeto del comercio internacional, subió a 216 puntos en septiembre, desde los 213 puntos en agosto. El alza refleja el fortalecimiento de los precios de productos lácteos y de la carne y los aumentos más contenidos de los cereales. Los precios de azúcar y aceites, por otro lado, se redujeron.

El Índice de precios de la FAO se encuentra actualmente 22 puntos por debajo de su pico de 238 puntos en febrero de 2011 y 9 puntos por debajo de su nivel de 225 puntos de hace un año, en septiembre de 2011. El Índice de la FAO para los precios de cereales tuvo un promedio de 263 puntos en septiembre, un 1,0 por ciento -3 puntos- más que en agosto, ya que las ganancias en el trigo y el arroz compensaron un descenso en el maíz. Mientras que la reducción de la disponibilidad de maíz para la exportación y sus altos precios han marcado la tendencia en los mercados de cereales en los últimos meses, la escasez de suministros de trigo ha pasado también a ser preocupante. Sin embargo, los precios internacionales del trigo cayeron hacia la segunda mitad del mes, tras el anuncio de la Federación de Rusia de que no impondrá restricciones a las exportaciones.

Precios de la carne

El índice de la FAO para los precios de carne se situó en 175 puntos en septiembre, un 2,1 por ciento -4 puntos-, más con respecto a agosto. Los precios de los sectores porcino y avícola -con un consumo intensivo de cereales- registraron aumentos particularmente fuertes, del 6 por ciento y el 2 por ciento respectivamente. El índice de la FAO para los precios de los productos lácteos promedió 188 puntos en septiembre, un 7 por ciento -12 puntos-, por encima que en agosto, lo que supone el mayor aumento mensual desde enero de 2011. La totalidad de los cinco productos lácteos analizados registró un alza de los precios. La demanda mundial de productos lácteos se mantiene firme, combinada con los costos crecientes de los piensos, lo que está apuntalando los precios a nivel mundial.

Las cosechas mundiales de cereales a la baja

Mientras tanto, las últimas previsiones de la FAO confirman un descenso de la producción mundial de cereales de este año en relación al récord registrado en 2011. Sin embargo, se esperan cosechas récord en los países de bajos ingresos y déficit de alimentos (PBIDA). La producción mundial de cereales en 2012 se prevé ahora en 2 286 millones de toneladas, ligeramente por debajo de los 2 295 millones de toneladas estimados en septiembre, de acuerdo con la nueva edición del informe trimestral de la FAO Perspectivas de cosechas y situación alimentaria, que también se publica hoy.

Al nivel de las previsiones actuales, la producción mundial de cereales en 2012 sería del 2,6 por ciento menos que la cosecha récord del año anterior, pero cercana a la segunda más abundante que se registró en 2008. La disminución general comprende una reducción del 5,2 por ciento en la producción de trigo y una reducción del 2,3 por ciento en los cereales secundarios. Se espera que ello resulte en una reducción significativa de las reservas mundiales de cereales al cierre de las temporadas en 2013 (un descenso de 28 millones de toneladas, para situarse en un total de 499 millones de toneladas), a pesar del descenso de la demanda mundial como resultado de los altos precios. La producción se ha visto afectada por la sequía en las zonas productoras claves, como Estados Unidos, Europa y Asia Central.

Sin embargo, los primeros indicios para los cultivos de trigo en 2013 son alentadores, con la siembra de trigo de invierno en el hemisferio norte ya muy avanzada y bajo condiciones meteorológicas que son en general favorables.

Cosechas récord en los PBIDA

El informe Perspectivas de cosechas y situación alimentaria se centra en los acontecimientos que afectan a la situación alimentaria de los países en desarrollo y en particular los PBIDA. El informe prevé para los PBIDA en 2012 una producción total de cereales que apunta a un nivel récord de 534 millones de toneladas, un 1,7 por ciento por encima de la ya buena cosecha de 2011. Excluyendo la India, el país más grande de este grupo y que se espera vea una cosecha de cereales estancada este año, la producción total de cereales de los 65 PBIDA restantes se estima crezca un 2,9 por ciento.

Sin embargo, los actuales precios altos deberían empujar al alza la factura de importación de cereales 2012/13 para los PBIDA, con una cifra récord de 36 500 millones de dólares EEUU, en comparación con los 35 200 millones en 2011/12. En África del Norte, la producción de trigo disminuyó drásticamente en Marruecos como consecuencia de condiciones meteorológicas desfavorables. Ya que esta subregión es altamente dependiente de las importaciones de trigo, las esperadas abultadas facturas de importación, combinadas con subsidios a los alimentos básicos, darán lugar a nuevas dificultades presupuestarias.

En África occidental, a pesar de favorables perspectivas para la cosecha de la región, la situación de seguridad alimentaria en el Sahel es aún motivo de preocupación, con cerca de 19 millones de personas que necesitan asistencia continua en gran parte debido a los persistentes efectos de las malas cosechas del año pasado. La amenaza de la langosta del desierto sigue representando además un grave motivo de preocupación.

Mejora en África oriental

En África oriental, la situación general de seguridad alimentaria ha comenzado a mejorar con el inicio de la temporada de la recolección en varios países, marcada por la disminución de precios de los alimentos y una mayor productividad ganadera debido a las lluvias más favorables. Sin embargo, unos 13,4 millones de personas en el Cuerno de África todavía necesitan asistencia humanitaria. En Africa austral, una sequía prolongada provocó una caída de la producción total de cereales en 2012, con varios países que registraron descensos significativos, incluyendo Lesotho. Las cosechas de cereales más reducidas han contribuido a un aumento en el número de personas en situación de inseguridad alimentaria.

En Asia oriental, la producción total de cereales de 2012 se estima que superará la cosecha récord de 2011. Sin embargo, el retraso del monzón y las condiciones meteorológicas variables en algunos países pueden perjudicar el resultado final. Se espera que la mejora de las cosechas reduzca las importaciones totales de cereales.

Siria, motivo de gran preocupación

En Asia occidental, el deterioro de la seguridad alimentaria en medio de los disturbios civiles sigue siendo motivo de gran preocupación en Siria y Yemen. En Siria, el número de personas que necesitan asistencia alimentaria urgente ha aumentado a 1,5 millones y podría duplicarse a finales de año si la situación actual no mejora. En Yemen se calcula que diez millones de personas, cerca de la mitad de la población, necesitarán ayuda alimentaria de emergencia como consecuencia de los altos niveles de pobreza, los conflictos prolongados y los elevados precios de alimentos y combustibles. En el extremo opuesto, en Afganistán se ha obtenido una cosecha récord de trigo.

En los países de la CEI, la producción de cereales ha disminuido considerablemente en relación a los niveles del año pasado. La menor disponibilidad de exportaciones de la región ha provocado el incremento de los precios regionales y el fortalecimiento de los precios internos de la harina de trigo, alimento básico principal en los países importadores. Perspectivas de cosechas y situación alimentaria incluye una lista con 35 países, 28 de ellos en África, afectados por la inseguridad alimentaria y necesitados de ayuda externa para obtener alimentos.

Palabras clave: FAO, precios alimentos, índice, seguridad alimentaria, Graziano da Silva
Publicado por: FAO - Centro de Prensa