AGRONoticias América Latina y el Caribe
 

Noticias: detalle

La oferta ganadera de EE.UU. cae y alienta a las exportaciones de Uruguay
Fecha de publicación:26/10/2012
País: Uruguay

Tras la sequía de Estados Unidos, la primera reacción de los ganaderos fue esperable: liquidar hacienda. Pero eso no puede durar para siempre. Tras la oferta adicional obligada para aliviar los campos llega necesariamente la escasez. Y la misma ha empezado a notarse. Los feedlots, que se quedaron primero sin maíz para alimentar a su hacienda, se han empezado a quedar sin terneros. Eso pasa desde el mes pasado.

La cantidad de ganado en feedlots en Estados Unidos ha comenzado a bajar por un drástico descenso en el ingreso de ganado. Los efectos de la sequía empiezan  a sentirse. La oferta va en baja, la demanda se sostiene y los precios tenderán a subir marcando lo que será la lógica del mercado de carnes de Uruguay de al menos los próximos dos años.

En el año la demanda de carne en Estados Unidos ha crecido relativamente poco. En setiembre fue 1,5% más que en el mismo mes de 2011. Pero con una producción que empieza a bajar, ese leve crecimiento deberá ser suficiente para dar sostén a los precios. El precio promedio de la carne de más calidad (Choice) ha subido 2,7%.

El dato más importante en el corto plazo fue el de ingresos a feedlots en setiembre, que tuvo una caída de 18,8% respecto a agosto y que fue 11,5% menor a la cantidad de ganado ingresado durante setiembre de 2011. Es la primera señal de lo que vendrá: una escasez creciente de a oferta ganadera que será el sostén de los precios por varios años. En el mediano plazo, la caída en la producción de carne vacuna es un hecho. La producción de Estados Unidos –principal productor mundial– caerá 4% en 2013 estimó el USDA el viernes pasado. Y ese es el comienzo de un descenso que no se revertirá por lo menos hasta 2015. Es  la gran oportunidad de mediano plazo para Uruguay, que no tiene en ese mercado la competencia de los demás países del Mercosur.

Por eso, en este momento el sector cárnico es el que tiene una firmeza de precios más asegurada por más tiempo. Las exportaciones destinadas a Estados Unidos estarán en condiciones de complementar a las de Rusia y la Unión Europea por un período prolongado. El dato conocido el viernes pasado es importante porque el descenso en el ingreso a feedlots fue todavía más fuerte de lo que esperaban los analistas, lo que revela una situación de escasez más aguda.

También el viernes pasado el USDA actualizó sus proyecciones sobre la producción de carne y el stock ganadero estadounidense para el año próximo ratificando que el proceso de liquidación del rodeo, que ya lleva varios años, se acelera.

El stock ganadero estadounidense viene bajando desde 1980. En 2013 habrá 700 mil vacunos menos que este año. Los vacunos eran más de 110 millones en 1980 y se consolidan por debajo de 90 millones.

En consecuencia, la producción cárnica ha venido bajando sostenidamente. Estados Unidos, principal productor mundial de carne, superaba los 12 millones de toneladas en 2010, caerá a 11,7 millones este año y bajará a 11,3 millones en 2012.

La consecuencia es lógica, las importaciones suben. Por primera vez en varios años EEUU será importador neto de carne y superará a Rusia para volver a ser el principal comprador mundial con 1,2 millones de toneladas, 100 mil más que Rusia. Comprará 120 mil toneladas más de carne que este año y 250 mil más que dos años atrás.

Por distintos motivos, producir carne en Estados Unidos y la Unión Europea se ha vuelto cada vez más caro y difícil.

En Europa la complicación está en los costos en ascenso y las ayudas estatales en descenso. Entre 2010 y 2012 la Unión Europea producirá 300 mil toneladas menos de carne vacuna (de 8 a 7,7 millones de toneladas) y eso también redundará en mayores compras del exterior.

Pero tanto en Estados Unidos como en la Unión Europea se encienden luces amarillas: el consumo de carne va en descenso, tanto por el alto precio como por la actitud de consumidores que tienen cuestionamientos filosóficos o sanitarios sobre la ética del consumo de carne. El consumo de la Unión Europea caerá 100 mil toneladas en 2012 respecto al de este año, mientras que el de Estados Unidos bajará en 300 mil toneladas.

En cualquier caso, para Uruguay el 2013 luce muy atractivo desde la demanda: Estados Unidos, Rusia y la Unión Europea aumentarán sus importaciones.

Vacas al Tercer Mundo.

La menor producción desde los países desarrollados será compensada por el crecimiento de la producción en los países subtropicales.

El gran fenómeno global en producción de carne es India. Este año será por primera vez en la historia el principal exportador de carne del mundo y en 2013 crecerá de nuevo violentamente y será el primer país en la historia en exportar más de dos millones de toneladas.

Hasta hace poco la faena de ganado estaba prohibida. Pero en la medida en que las normativas religiosas se van flexibilizando, los frigoríficos se multiplican y este país se va convirtiendo en el gran abastecedor de los mercados que demandan carne vacuna o de búfalo de bajo precio. Los países islámicos y africanos son los grandes clientes de carne de la India, que no compite directamente con la de Uruguay pero si lo hace en forma indirecta ya que está disputando los mercados de Medio Oriente con Brasil.

Además al ritmo al que va creciendo puede tener en el mediano plazo un impacto sobre todos los precios provocando una situación de sobreoferta. Entre 2011 y 2012 sus exportaciones aumentan en 400 mil toneladas carcasa, y agregará otra suba de 500 mil toneladas en 2013. Buena parte del aumento en la producción deriva del fuerte crecimiento en la producción lechera.

Hasta hace poco tiempo los terneros machos no entraban en la cadena de producción, pero ahora si lo hacen.

Uruguay sí tendrá competencia más directa de Brasil, que de la mano de un cierto freno en su crecimiento económico y algo de devaluación de su moneda ha vuelto al crecimiento en las exportaciones. Tiene además una oferta ganadera creciente.

Brasil era el principal exportador mundial de carne con holgura en 2008 cuando exportaba 1,8 millones de toneladas, y triplicaba las ventas de India. Cayó a 1,3 millones el año pasado, pero empieza a recuperar volumen de ventas y colocará 1,45 millones de toneladas el año próximo.

Un fenómeno similar, también competitivo con Uruguay, es el de Paraguay. Las exportaciones paraguayas cayeron en 2011 por la aparición de aftosa. Pero los paraguayos recuperaron primero al mercado de Rusia y sobre el final del año volverán a Chile donde competirá directamente con Uruguay. Las ventas paraguayas van en ascenso y seguirán en ascenso.

También la producción argentina va en ascenso, pero en este caso no se espera que las exportaciones tengan un crecimiento significativo y seguirán por debajo de 200 mil toneladas el año próximo, menos de la mitad de las ventas de Uruguay.

Oportunidades y amenazas en el mercado.

La perspectiva del mercado internacional de carnes tiene dos componentes antagónicos: hay una gran oportunidad originada en la baja oferta de Estados Unidos, la Unión Europea y Rusia, que serán capaces de absorber cualquier aumento de la producción que Uruguay obtenga en los próximos tres o cuatro años.

Eso es así por la baja de producción de ellos y porque los aumentos en la producción uruguaya serán moderados. Pero con una producción que va retomando el crecimiento en Brasil y Argentina, una competencia creciente de Paraguay y un mundo tan inestable como el que se ve para los próximos años, con una India capaz de competir en otros mercados, bastará que se recupere la producción estadounidense, que Brasil logre la entrada para su carne en Estados Unidos o que se profundice la caída en el consumo europeo para que Uruguay enfrente un escenario muy competitivo de mediano plazo, con costos crecientes.

Colocaciones de carnes van en ascenso.

La situación que se va planteando en Estados Unidos empieza a impactar sobre las exportaciones uruguayas que en octubre van más que duplicando a las del año pasado y acelerando una tendencia de crecimiento en las ventas a este destino. En 2012 Uruguay ha exportado 30% más carne al mercado estadounidense y ha sostenido el precio del año pasado. De esta forma compensa un leve descenso en las ventas a Rusia, donde la competencia de Paraguay a precios mucho menores a los de la carne uruguaya hace mella en la operativa.

Mientras que el precio de exportación a Rusia ha caído 7% de US$ 2.800 a US$ 2.600 de promedio por tonelada carcasa, el que se obtiene en Estados Unidos como promedio anual sube 2% de US$ 3.300 a US$ 3.350, pero en octubre se va a US$ 3.900, contribuyendo a una mejora en los precios generales de exportación en este mes, que ha ayudado a sostener los precios del novillo.

Canadá sigue una tendencia similar a Estados Unidos y también allí las exportaciones cerrarán el año con un fuerte crecimiento.

Otro de los merados que viene en sostenido crecimiento es China, que también ofrece una perspectiva interesante de mediano plazo. En este mes Estados Unidos es la estrella; con más volumen y mejor precio la facturación más que duplica a la del año pasado. Y lo mejor está por venir. Se verá en 2013.

Palabras clave: uruguay, Estados Unidos, EEUU, ganadería, oferta, exportaciones, comercio internacional
Publicado por: El Observador (Uruguay)