AGRONoticias América Latina y el Caribe
 

Noticias: detalle

Plagas ponen en riesgo producción de madera en Guatemala
Fecha de publicación:07/04/2014
País: Guatemala
Fuente: PrensaLibre.com

Debido a los trastornos del clima, desde el 2010 a la fecha varios hongos y plagas impactan la producción de árboles maderables y provocan la muerte de estos, manifestaron preocupados ayer miembros de la Asociación de Reservas Naturales Privadas de Guatemala (ARNPG).

“Estamos preocupados porque el cien por cien de las fincas asociadas presentan algún problema y los árboles están muriendo”, afirmó Claudia García, directora ejecutiva de la ARNPG.

En el país existen 82 mil hectáreas de bosque dentro de reservas naturales privadas voluntarias individuales y comunitarias.

“Buscamos alianzas con las universidades San Carlos, Rafael Landívar y Del Valle porque no sabemos qué tipo de plagas y hongos son los que están causando la muerte de las plantaciones”, añadió García.

Ante esa preocupación las universidades comenzarán a hacer estudios y observaciones en las plantaciones, aunque todavía falta definir cuándo empezarán los análisis, ya que se busca financiamiento para los mismos.

Los 225 socios de la ARNPG han reportado que los árboles primero botan las hojas, luego se secan las ramas y el tronco.

En el 80% de las plantaciones también se siembra café, “por lo que la roya es otra plaga que afecta el grano, y en otros lugares existen problemas de hongos en hortalizas que también se siembran en esas fincas”, refirió García.

“Sospechamos que son fitóftoras —hongos— que podrían estar causando la muerte de los árboles”, refirió Gustavo Álvarez, experto en manejo de plagas y enfermedades, de la Universidad de San Carlos de Guatemala.

El estudio también incluirá cuantificar costos en la recuperación de las áreas dañadas, pues muchas plantas tenían de 30 a 50 años de vida.

Según el Consejo Nacional de Áreas Protegidas (Conap), cada reserva privada tiene la responsabilidad de hacer los análisis necesarios y el manejo de las plagas.

Detección. Paulo Ortiz, encargado de plagas y enfermedades del Instituto Nacional de Bosques (Inab), refirió que cada año hacen monitoreos técnicos fuera de las áreas protegidas y se han detectado varias plagas en los árboles.

“Desde Petén a San Marcos se ha detectado el gorgojo del pino en ese tipo de árboles. En otras plantaciones se encuentran los zompopos, moscas sierra, hormigas cortadoras, además de hongos fitopatógenos”, añadió.

El manejo recomendado para que no se propaguen las plagas es la poda y raleos de árboles viejos bajo control.

“Los cambios bruscos de la temperatura como la presencia de sequía, huracanes y temporales impactan en el desarrollo de estas plagas”, añadió Ortiz.

Ayuda a siembras. Debido a que el Programa de Incentivos Forestales (Pinfor) vence en el 2016, los productores esperan ayuda del programa Probosque, explicó Mike Mussak, presidente del sector de muebles y productos forestales de la Asociación Guatemalteca de Exportadores (Agexport).

“Existen 120 mil hectáreas sembradas de árboles maderables en el país que han recibido  ayuda del Pinfor, pero podemos llegar de las 800 mil a un millón con el proyecto de Probosques”, agregó el ejecutivo.

Probosques persigue promover 900 mil empleos rurales no agrícolas, con lo que se sumarían Q431 millones (US$54,6 millones) a la economía rural.

Además, habrá abastecimiento de leña para 145 mil hogares y se pretende  dar apoyo a mil grupos de productores para el manejo correcto de los bosques.

La Ley pretende ampliar la ayuda a los productores, por 30 años más, cuando se venza el programa Pinfor. El Pinfor es una herramienta de la Política Nacional Forestal a largo plazo que se inició en 1997. La actividad de agricultura, ganadería y silvicultura creció 3,7% en 2013.

Palabras clave: Guatemala, madera, producción, plagas, comercio
Publicado por: América Economía