AGRONoticias América Latina y el Caribe
 

Noticias: detalle

Señalan perjuicios por nueva disputa agrícola en Argentina
Fecha de publicación:13/01/2011
País: Argentina
Fuente: Prensa Latina

Argentina, uno de los mayores proveedores mundiales de alimentos, es escenario de una nueva disputa agrícola promovida por grandes empresarios negados a aceptar la política gubernamental de precios y exportaciones.

  Directivos reunidos en la llamada Mesa de Enlace con el Ejecutivo nacional anunciaron ayer la decisión de interrumpir la venta de granos por espacio de una semana a partir del próximo lunes.

La medida de presión recibe hoy diversas críticas, teniendo en cuenta el potencial perjuicio a los pequeños agricultores.

Los integrantes de la Mesa reclaman "apertura total de las exportaciones de trigo y maíz y la eliminación de los cupos y restricciones a la exportación".

En opinión del ministro de Agricultura, Julián Domínguez, la medida expuesta por la Mesa de enlace "no beneficia a quien en definitiva ponen como excusa de su accionar, que son los productores".

Según apreció, el llamado a paralizar la comercialización durante una semana resulta contraproducente, en momentos en que los agricultores tienen "más necesidad de vender para financiar su próxima producción".

Domínguez y otros integrantes del Ejecutivo calificaron el exhorto a huelga como "una expresión política" de quienes tratan de mellar el buen desempeño de la Administración encabezada por la presidenta Cristina Fernández".

El funcionario argumentó en la voluntad del gobierno de "ser parte de la solución".

Es cierto, reconoció, que los exportadores y algunas molinerías no están pagando a los productores los precios de referencia, y por eso pusimos un millón de toneladas a disposición, a precio cero, para que no malvendan.

La totalidad del saldo exportable de trigo está liberado sin establecimiento de cuota alguna, aclaró.

De acuerdo con el subsecretario de Agricultura Oscar Solís, de los 14 millones de toneladas de producción local, una mitad se destinó al consumo local, y la otra se liberó para la exportación.

El jefe de Gabinete, Aníbal Fernández, también ratificó hoy que las políticas del Estado en temas agropecuarios son "con la vocación de resolver una problemática que impacta en el productor más chico".

Entrevistado por radio Continental, Fernández recordó la prioridad dada por el gobierno al abastecimiento de la población. "Siempre hemos sido insistentes respecto de garantizar el consumo a los argentinos", aseguró.

Frente a esa política, la Mesa de Enlace exigió "apertura total de las exportaciones de trigo y maíz y la eliminación de los cupos y restricciones a la exportación", comentó.

Al haber mayor disponibilidad, el Ministerio de Agricultura informó a los productores que se abría un nuevo saldo a la exportación, pero "la Mesa de Enlace quiere todo", criticó.

A juicio del ministro de Agricultura, "el momento es bueno y si hay productores que tienen problemas, para eso tienen la decisión que tomó la presidenta de otorgar créditos a tasa cero".

La actual administración destinó cinco mil millones de pesos (más de mil 258 millones de dólares estadounidenses) a la agroindustria, refirió el ministro Domínguez, quien solicitó una "valoración justa" de lo que hace la Presidencia "para defender al productor argentino".