AGRONoticias América Latina y el Caribe
 

Noticias: detalle

Consecuencias de terremoto persisten en campos haitianos
Fecha de publicación:14/01/2011
País: Haití
Fuente: Prensa Latina

Un año después del devastador terremoto que sufrió Haití, aún hoy en las zonas rurales se sienten las repercusiones, agravadas por la epidemia de cólera, según una nota de la Oficina de la FAO en Cuba.

  El texto reproduce un mensaje de la Organización de Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO), el cual precisa que la situación en lo campos haitianos está acentuada por inundaciones y corrimientos de tierras a causa del huracán Tomas.

Según ese organismo, cuya sede central está en Roma, ese fenómeno meteorológico golpeó con especial dureza al sector agrícola.

Sostiene, además, que un mayor apoyo a la agricultura es crucial para alcanzar los objetivos de desarrollo del país y ayudarle a prepararse para futuras emergencias.

En el comunicado se expresan indicaciones del coordinador superior de la FAO para la emergencia y la rehabilitación de Haití, Etienne Peterschmitt.

Este afirmó que las comunidades pobres, vulnerables y dependientes de la agricultura sufren algunas de las peores consecuencias de los desastres naturales.

La agricultura desempeña un papel de gran importancia no sólo para eliminar el hambre y la desnutrición, sino también para impulsar los ingresos rurales, dijo Peterschmitt.

Subrayó la importancia de frenar la degradación ambiental e incrementar la capacidad de resistencia ante futuras amenazas.

Desde que ocurrió el terremoto, la FAO y sus asociados del Grupo agrícola, en colaboración con el Ministerio de Agricultura, contribuyeron a la seguridad alimentaria de 560 mil familias, unos tres millones de personas, precisó.

Ese organismo de ONU distribuyó, además, dos mil 200 toneladas de semillas de cultivos alimentarios, 16 mil 490 kilogramos de simientes de hortalizas, 164 toneladas de fertilizante, 156 mil plantas de banano, 29 millones de esquejes de batata y 190 mil aperos agrícolas.

El funcionario estimó que tales insumos permitieron a Haití cultivar 69 mil hectáreas, con una producción conjunta de más de 100 mil toneladas de cultivos comestibles.

En las áreas urbanas y los campamentos de desplazados, la FAO -en forma directa o con sus ONGs asociadas- , estableció huertos que abastecen a 18 mil 900 de las familias más vulnerables.

Asimismo, ese organismo ha ayudado a las autoridades agrícolas haitianas a desarrollar inversiones para la reconstrucción del sector, y ofrecido apoyo técnico en la gestión de cuencas hídricas, entre otros objetivos.