AGRONoticias América Latina y el Caribe
 

Noticias: detalle

La acuicultura, una vía para eliminar las importaciones de pescado en República Dominicana
Fecha de publicación:11/11/2013
País: República Dominicana

Cada año la República Dominicana importa un promedio de 50 mil toneladas de pescado, sus pescadores extraen del mar otras 12 toneladas y los acuicultores cultivan 250. Pero el  consumo promedio es de 3.5 kilos, que representa una quinta parte de la media mundial.El panorama, presentado por la Asociación Dominicana de Acuicultores (Adoa), muestra el gran potencial que tiene la acuicultura, pero a la vez refleja las necesidades del subsector para recuperarse.

Máximo Nicolás, presidente de la Asociación, apuesta a que el Gobierno respalde un programa que la organización ha diseñado para en un plazo de tres años y a un costo de unos RD$200 millones, llevar la producción de peces a unas 5 mil toneladas. En el mediano plazo, el propósito es igualar el aporte de la acuicultura al de la pesca.

Nicolás manifestó que  en estos momentos los acuicultores están produciendo entre 250 y 275 toneladas al año, lo cual es un porcentaje muy mínimo. Dijo además, que están activos solo 12 productores de los 105 que existe en el país, la mayoría micro y pequeños productores.

Actualmente en el país se importa unas 50 mil toneladas de peces enteros y  frescos los cuales representa entre 120-150 millones de dólares, los pescadores aporta entre 12-14 toneladas .En el país se consume unas 64 mil toneladas al año.

“Se necesita no solamente el deseo, la preparación, sino también  la capacitación del sector privado y los conocimientos. Pero no basta eso si no hay posibilidades de financiamiento cómo se va a desarrollar, atraer tecnología, si no hay un apoyo del Gobierno en ese sentido no se va a poder  desarrollar nunca, se debe quitar toda esa barrera financiera”, dijo.

Entrevistado en el desayuno económico de elCaribe, estuvo acompañado de Frank Richardson, consultor de Acuacultura y Miguel Silva, vicepresidente de la Fundación  Naturaleza Ambiente y Desarrollo.

Mercado interno

El presidente de Adoa expresó, que se está  desaprovechando el mercado local principalmente en los barrios , a los cuales la producción  llegaría sin intermediario porque va directa al consumidor y se evita la cadena de comercialización en la cual se  encarecen los costos.

Dijo que para desarrollar la acuicultura el país tiene las ventajas naturales, productores emprendedores y dedicados, costosa infraestructura ociosa, muchos profesionales capacitados dentro y fuera de las instituciones públicas ansiosos por contribuir, mercados insatisfechos, y sin grandes obstáculos, para los productos de la acuicultura, y necesita diversificar su alimentación y mejorar su nutrición.

Dijo que a pesar de los esfuerzos que ha hecho el presidente Danilo Medina, en la entrega de financiamiento a pequeños y medianos productores agropecuarios, en  Consejo Dominicano de Pesca y Acuicultura (Codopesca ) “no notamos a la fecha resultados cónsonos con ese deseo del mandatario”.

Nicolás afirmó que al parecer, las prioridades de las instituciones oficiales son muy distintas a las de los productores. Dijo que esta actitud ha causado que el país se quede  rezagado con respecto al resto de los países  de Centro y Suramérica.

En tanto Miguel Silva refirió que la producción acuícola es un tema de política pública, porque debe ser un esfuerzo dirigido por el Estado pero no necesariamente  ejecutado por el  Estado.

Dijo que  se necesita una política de incentivo  y fiscalización en término sanitario y desempeño económico que tenga el sector privado, eso debe vigilarlo el Estado o sea  una política que incluya esos elementos. “Darnos como una meta como país”, precisó el técnico.

Insistió que hace falta una política para que el Estado actué como ente regulador  y fomentador pero también fiscalizador.

Manifestó que el producto de la pesca es caro para la economía del dominicano,  sin embargo, si pudiera producirse de manera controlada  a través de Acuicultura los costos se reduciría y seria competitivo con las aves y con el cerdo, puesto a que es más fácil producir en un estaque o en una finca, dijo Silva.

Claman por más apoyo  para el sector

Miguel Silva afirmó, “que hace falta una política para que el Estado actué como ente regulador  y fomentador pero también fiscalizador, porque si se le da dinero o se incentiva a los productores, muy bien produjeron, pero a dónde van a vender, se debe hacer énfasis en la fase productiva del sector”.

Dijo que el “país está muy rezagado con relación al Caribe y Centroamérica, puesto que países como Ecuador, Chile y Colombia y Hondura, son los ocupa los 87% pescados frescos que se consumen en los Estados Unidos”.

- See more at: http://www.elcaribe.com.do/2013/11/11/acuicultura-una-via-para-eliminar-importaciones#sthash.xvcqxPbD.dpufCada año la República Dominicana importa un promedio de 50 mil toneladas de pescado, sus pescadores extraen del mar otras 12 toneladas y los acuicultores cultivan 250. Pero el  consumo promedio es de 3.5 kilos, que representa una quinta parte de la media mundial.El panorama, presentado por la Asociación Dominicana de Acuicultores (Adoa), muestra el gran potencial que tiene la acuicultura, pero a la vez refleja las necesidades del subsector para recuperarse.Cada año la República Dominicana importa un promedio de 50 mil toneladas de pescado, sus pescadores extraen del mar otras 12 toneladas y los acuicultores cultivan 250. Pero el  consumo promedio es de 3.5 kilos, que representa una quinta parte de la media mundial.El panorama, presentado por la Asociación Dominicana de Acuicultores (Adoa), muestra el gran potencial que tiene la acuicultura, pero a la vez refleja las necesidades del subsector para recuperarse.
 
 
Cada año la República Dominicana importa un promedio de 50 mil toneladas de pescado, sus pescadores extraen del mar otras 12 toneladas y los acuicultores cultivan 250. Pero el  consumo promedio es de 3.5 kilos, que representa una quinta parte de la media mundial.El panorama, presentado por la Asociación Dominicana de Acuicultores (Adoa), muestra el gran potencial que tiene la acuicultura, pero a la vez refleja las necesidades del subsector para recuperarse.
 
Máximo Nicolás, presidente de la Asociación, apuesta a que el Gobierno respalde un programa que la organización ha diseñado para en un plazo de tres años y a un costo de unos RD$200 millones, llevar la producción de peces a unas 5 mil toneladas. En el mediano plazo, el propósito es igualar el aporte de la acuicultura al de la pesca.
 
Nicolás manifestó que  en estos momentos los acuicultores están produciendo entre 250 y 275 toneladas al año, lo cual es un porcentaje muy mínimo. Dijo además, que están activos solo 12 productores de los 105 que existe en el país, la mayoría micro y pequeños productores.
 
Actualmente en el país se importa unas 50 mil toneladas de peces enteros y  frescos los cuales representa entre 120-150 millones de dólares, los pescadores aporta entre 12-14 toneladas .En el país se consume unas 64 mil toneladas al año.
 
“Se necesita no solamente el deseo, la preparación, sino también  la capacitación del sector privado y los conocimientos. Pero no basta eso si no hay posibilidades de financiamiento cómo se va a desarrollar, atraer tecnología, si no hay un apoyo del Gobierno en ese sentido no se va a poder  desarrollar nunca, se debe quitar toda esa barrera financiera”, dijo.
 
Entrevistado en el desayuno económico de elCaribe, estuvo acompañado de Frank Richardson, consultor de Acuacultura y Miguel Silva, vicepresidente de la Fundación  Naturaleza Ambiente y Desarrollo.
 
Mercado interno
 
El presidente de Adoa expresó, que se está  desaprovechando el mercado local principalmente en los barrios , a los cuales la producción  llegaría sin intermediario porque va directa al consumidor y se evita la cadena de comercialización en la cual se  encarecen los costos.
 
Dijo que para desarrollar la acuicultura el país tiene las ventajas naturales, productores emprendedores y dedicados, costosa infraestructura ociosa, muchos profesionales capacitados dentro y fuera de las instituciones públicas ansiosos por contribuir, mercados insatisfechos, y sin grandes obstáculos, para los productos de la acuicultura, y necesita diversificar su alimentación y mejorar su nutrición.
 
Dijo que a pesar de los esfuerzos que ha hecho el presidente Danilo Medina, en la entrega de financiamiento a pequeños y medianos productores agropecuarios, en  Consejo Dominicano de Pesca y Acuicultura (Codopesca ) “no notamos a la fecha resultados cónsonos con ese deseo del mandatario”.
 
Nicolás afirmó que al parecer, las prioridades de las instituciones oficiales son muy distintas a las de los productores. Dijo que esta actitud ha causado que el país se quede  rezagado con respecto al resto de los países  de Centro y Suramérica.
 
En tanto Miguel Silva refirió que la producción acuícola es un tema de política pública, porque debe ser un esfuerzo dirigido por el Estado pero no necesariamente  ejecutado por el  Estado.
 
Dijo que  se necesita una política de incentivo  y fiscalización en término sanitario y desempeño económico que tenga el sector privado, eso debe vigilarlo el Estado o sea  una política que incluya esos elementos. “Darnos como una meta como país”, precisó el técnico.
 
Insistió que hace falta una política para que el Estado actué como ente regulador  y fomentador pero también fiscalizador.
 
Manifestó que el producto de la pesca es caro para la economía del dominicano,  sin embargo, si pudiera producirse de manera controlada  a través de Acuicultura los costos se reduciría y seria competitivo con las aves y con el cerdo, puesto a que es más fácil producir en un estaque o en una finca, dijo Silva.
 
Claman por más apoyo  para el sector
 
Miguel Silva afirmó, “que hace falta una política para que el Estado actué como ente regulador  y fomentador pero también fiscalizador, porque si se le da dinero o se incentiva a los productores, muy bien produjeron, pero a dónde van a vender, se debe hacer énfasis en la fase productiva del sector”.
 
Dijo que el “país está muy rezagado con relación al Caribe y Centroamérica, puesto que países como Ecuador, Chile y Colombia y Hondura, son los ocupa los 87% pescados frescos que se consumen en los Estados Unidos”.

Cada año la República Dominicana importa un promedio de 50 mil toneladas de pescado, sus pescadores extraen del mar otras 12 toneladas y los acuicultores cultivan 250. Pero el  consumo promedio es de 3.5 kilos, que representa una quinta parte de la media mundial.El panorama, presentado por la Asociación Dominicana de Acuicultores (Adoa), muestra el gran potencial que tiene la acuicultura, pero a la vez refleja las necesidades del subsector para recuperarse.

Máximo Nicolás, presidente de la Asociación, apuesta a que el Gobierno respalde un programa que la organización ha diseñado para en un plazo de tres años y a un costo de unos RD$200 millones, llevar la producción de peces a unas 5 mil toneladas. En el mediano plazo, el propósito es igualar el aporte de la acuicultura al de la pesca.

Nicolás manifestó que  en estos momentos los acuicultores están produciendo entre 250 y 275 toneladas al año, lo cual es un porcentaje muy mínimo. Dijo además, que están activos solo 12 productores de los 105 que existe en el país, la mayoría micro y pequeños productores. Actualmente en el país se importa unas 50 mil toneladas de peces enteros y  frescos los cuales representa entre 120-150 millones de dólares, los pescadores aporta entre 12-14 toneladas .En el país se consume unas 64 mil toneladas al año.

“Se necesita no solamente el deseo, la preparación, sino también  la capacitación del sector privado y los conocimientos. Pero no basta eso si no hay posibilidades de financiamiento cómo se va a desarrollar, atraer tecnología, si no hay un apoyo del Gobierno en ese sentido no se va a poder  desarrollar nunca, se debe quitar toda esa barrera financiera”, dijo.

Entrevistado en el desayuno económico de elCaribe, estuvo acompañado de Frank Richardson, consultor de Acuacultura y Miguel Silva, vicepresidente de la Fundación Naturaleza Ambiente y Desarrollo.

Mercado interno

El presidente de Adoa expresó, que se está desaprovechando el mercado local principalmente en los barrios , a los cuales la producción  llegaría sin intermediario porque va directa al consumidor y se evita la cadena de comercialización en la cual se  encarecen los costos. Dijo que para desarrollar la acuicultura el país tiene las ventajas naturales, productores emprendedores y dedicados, costosa infraestructura ociosa, muchos profesionales capacitados dentro y fuera de las instituciones públicas ansiosos por contribuir, mercados insatisfechos, y sin grandes obstáculos, para los productos de la acuicultura, y necesita diversificar su alimentación y mejorar su nutrición.

Dijo que a pesar de los esfuerzos que ha hecho el presidente Danilo Medina, en la entrega de financiamiento a pequeños y medianos productores agropecuarios, en  Consejo Dominicano de Pesca y Acuicultura (Codopesca ) “no notamos a la fecha resultados cónsonos con ese deseo del mandatario”. Nicolás afirmó que al parecer, las prioridades de las instituciones oficiales son muy distintas a las de los productores. Dijo que esta actitud ha causado que el país se quede  rezagado con respecto al resto de los países de Centro y Suramérica.

En tanto Miguel Silva refirió que la producción acuícola es un tema de política pública, porque debe ser un esfuerzo dirigido por el Estado pero no necesariamente  ejecutado por el  Estado. Dijo que  se necesita una política de incentivo  y fiscalización en término sanitario y desempeño económico que tenga el sector privado, eso debe vigilarlo el Estado o sea  una política que incluya esos elementos. “Darnos como una meta como país”, precisó el técnico.

Insistió que hace falta una política para que el Estado actué como ente regulador  y fomentador pero también fiscalizador. Manifestó que el producto de la pesca es caro para la economía del dominicano,  sin embargo, si pudiera producirse de manera controlada  a través de Acuicultura los costos se reduciría y seria competitivo con las aves y con el cerdo, puesto a que es más fácil producir en un estaque o en una finca, dijo Silva.

Claman por más apoyo  para el sector

Miguel Silva afirmó, “que hace falta una política para que el Estado actué como ente regulador  y fomentador pero también fiscalizador, porque si se le da dinero o se incentiva a los productores, muy bien produjeron, pero a dónde van a vender, se debe hacer énfasis en la fase productiva del sector”. Dijo que el “país está muy rezagado con relación al Caribe y Centroamérica, puesto que países como Ecuador, Chile y Colombia y Hondura, son los ocupa los 87% pescados frescos que se consumen en los Estados Unidos”.


Máximo Nicolás, presidente de la Asociación, apuesta a que el Gobierno respalde un programa que la organización ha diseñado para en un plazo de tres años y a un costo de unos RD$200 millones, llevar la producción de peces a unas 5 mil toneladas. En el mediano plazo, el propósito es igualar el aporte de la acuicultura al de la pesca.

Nicolás manifestó que  en estos momentos los acuicultores están produciendo entre 250 y 275 toneladas al año, lo cual es un porcentaje muy mínimo. Dijo además, que están activos solo 12 productores de los 105 que existe en el país, la mayoría micro y pequeños productores.

Actualmente en el país se importa unas 50 mil toneladas de peces enteros y  frescos los cuales representa entre 120-150 millones de dólares, los pescadores aporta entre 12-14 toneladas .En el país se consume unas 64 mil toneladas al año.

“Se necesita no solamente el deseo, la preparación, sino también  la capacitación del sector privado y los conocimientos. Pero no basta eso si no hay posibilidades de financiamiento cómo se va a desarrollar, atraer tecnología, si no hay un apoyo del Gobierno en ese sentido no se va a poder  desarrollar nunca, se debe quitar toda esa barrera financiera”, dijo.

Entrevistado en el desayuno económico de elCaribe, estuvo acompañado de Frank Richardson, consultor de Acuacultura y Miguel Silva, vicepresidente de la Fundación  Naturaleza Ambiente y Desarrollo.

Mercado interno

El presidente de Adoa expresó, que se está  desaprovechando el mercado local principalmente en los barrios , a los cuales la producción  llegaría sin intermediario porque va directa al consumidor y se evita la cadena de comercialización en la cual se  encarecen los costos.

Dijo que para desarrollar la acuicultura el país tiene las ventajas naturales, productores emprendedores y dedicados, costosa infraestructura ociosa, muchos profesionales capacitados dentro y fuera de las instituciones públicas ansiosos por contribuir, mercados insatisfechos, y sin grandes obstáculos, para los productos de la acuicultura, y necesita diversificar su alimentación y mejorar su nutrición.

Dijo que a pesar de los esfuerzos que ha hecho el presidente Danilo Medina, en la entrega de financiamiento a pequeños y medianos productores agropecuarios, en  Consejo Dominicano de Pesca y Acuicultura (Codopesca ) “no notamos a la fecha resultados cónsonos con ese deseo del mandatario”.

Nicolás afirmó que al parecer, las prioridades de las instituciones oficiales son muy distintas a las de los productores. Dijo que esta actitud ha causado que el país se quede  rezagado con respecto al resto de los países  de Centro y Suramérica.

En tanto Miguel Silva refirió que la producción acuícola es un tema de política pública, porque debe ser un esfuerzo dirigido por el Estado pero no necesariamente  ejecutado por el  Estado.

Dijo que  se necesita una política de incentivo  y fiscalización en término sanitario y desempeño económico que tenga el sector privado, eso debe vigilarlo el Estado o sea  una política que incluya esos elementos. “Darnos como una meta como país”, precisó el técnico.

Insistió que hace falta una política para que el Estado actué como ente regulador  y fomentador pero también fiscalizador.

Manifestó que el producto de la pesca es caro para la economía del dominicano,  sin embargo, si pudiera producirse de manera controlada  a través de Acuicultura los costos se reduciría y seria competitivo con las aves y con el cerdo, puesto a que es más fácil producir en un estaque o en una finca, dijo Silva.

Claman por más apoyo  para el sector

Miguel Silva afirmó, “que hace falta una política para que el Estado actué como ente regulador  y fomentador pero también fiscalizador, porque si se le da dinero o se incentiva a los productores, muy bien produjeron, pero a dónde van a vender, se debe hacer énfasis en la fase productiva del sector”.

Dijo que el “país está muy rezagado con relación al Caribe y Centroamérica, puesto que países como Ecuador, Chile y Colombia y Hondura, son los ocupa los 87% pescados frescos que se consumen en los Estados Unidos”.

- See more at: http://www.elcaribe.com.do/2013/11/11/acuicultura-una-via-para-eliminar-importaciones#sthash.xvcqxPbD.dpuf

Máximo Nicolás, presidente de la Asociación, apuesta a que el Gobierno respalde un programa que la organización ha diseñado para en un plazo de tres años y a un costo de unos RD$200 millones, llevar la producción de peces a unas 5 mil toneladas. En el mediano plazo, el propósito es igualar el aporte de la acuicultura al de la pesca.

Nicolás manifestó que  en estos momentos los acuicultores están produciendo entre 250 y 275 toneladas al año, lo cual es un porcentaje muy mínimo. Dijo además, que están activos solo 12 productores de los 105 que existe en el país, la mayoría micro y pequeños productores.

Actualmente en el país se importa unas 50 mil toneladas de peces enteros y  frescos los cuales representa entre 120-150 millones de dólares, los pescadores aporta entre 12-14 toneladas .En el país se consume unas 64 mil toneladas al año.

“Se necesita no solamente el deseo, la preparación, sino también  la capacitación del sector privado y los conocimientos. Pero no basta eso si no hay posibilidades de financiamiento cómo se va a desarrollar, atraer tecnología, si no hay un apoyo del Gobierno en ese sentido no se va a poder  desarrollar nunca, se debe quitar toda esa barrera financiera”, dijo.

Entrevistado en el desayuno económico de elCaribe, estuvo acompañado de Frank Richardson, consultor de Acuacultura y Miguel Silva, vicepresidente de la Fundación  Naturaleza Ambiente y Desarrollo.

Mercado interno

El presidente de Adoa expresó, que se está  desaprovechando el mercado local principalmente en los barrios , a los cuales la producción  llegaría sin intermediario porque va directa al consumidor y se evita la cadena de comercialización en la cual se  encarecen los costos.

Dijo que para desarrollar la acuicultura el país tiene las ventajas naturales, productores emprendedores y dedicados, costosa infraestructura ociosa, muchos profesionales capacitados dentro y fuera de las instituciones públicas ansiosos por contribuir, mercados insatisfechos, y sin grandes obstáculos, para los productos de la acuicultura, y necesita diversificar su alimentación y mejorar su nutrición.

Dijo que a pesar de los esfuerzos que ha hecho el presidente Danilo Medina, en la entrega de financiamiento a pequeños y medianos productores agropecuarios, en  Consejo Dominicano de Pesca y Acuicultura (Codopesca ) “no notamos a la fecha resultados cónsonos con ese deseo del mandatario”.

Nicolás afirmó que al parecer, las prioridades de las instituciones oficiales son muy distintas a las de los productores. Dijo que esta actitud ha causado que el país se quede  rezagado con respecto al resto de los países  de Centro y Suramérica.

En tanto Miguel Silva refirió que la producción acuícola es un tema de política pública, porque debe ser un esfuerzo dirigido por el Estado pero no necesariamente  ejecutado por el  Estado.

Dijo que  se necesita una política de incentivo  y fiscalización en término sanitario y desempeño económico que tenga el sector privado, eso debe vigilarlo el Estado o sea  una política que incluya esos elementos. “Darnos como una meta como país”, precisó el técnico.

Insistió que hace falta una política para que el Estado actué como ente regulador  y fomentador pero también fiscalizador.

Manifestó que el producto de la pesca es caro para la economía del dominicano,  sin embargo, si pudiera producirse de manera controlada  a través de Acuicultura los costos se reduciría y seria competitivo con las aves y con el cerdo, puesto a que es más fácil producir en un estaque o en una finca, dijo Silva.

Claman por más apoyo  para el sector

Miguel Silva afirmó, “que hace falta una política para que el Estado actué como ente regulador  y fomentador pero también fiscalizador, porque si se le da dinero o se incentiva a los productores, muy bien produjeron, pero a dónde van a vender, se debe hacer énfasis en la fase productiva del sector”.

Dijo que el “país está muy rezagado con relación al Caribe y Centroamérica, puesto que países como Ecuador, Chile y Colombia y Hondura, son los ocupa los 87% pescados frescos que se consumen en los Estados Unidos”.

- See more at: http://www.elcaribe.com.do/2013/11/11/acuicultura-una-via-para-eliminar-importaciones#sthash.xvcqxPbD.dpuf
Palabras clave: República Dominicana, acuicultura, pesca, comercio, importación
Author: Lisaury Castillo
Publicado por: El Caribe (República Dominicana)