FAO.org

Inicio > Comisión de Recursos Genéticos para la Alimentación y la Agricultura > Temas > Recursos genéticos forestales

Recursos genéticos forestales

Los bosques y otras superficies forestales aportan numerosos bienes y servicios que son esenciales para los medios de sustento y el bienestar de las personas. Los árboles son, además, especies esenciales de los ecosistemas forestales, los cuales albergan la inmensa mayoría de la biodiversidad terrestre de nuestro planeta. Los recursos genéticos forestales son el material hereditario conservado en los árboles y otras especies de plantas leñosas, así como entre ellos, con un valor efectivo o potencial desde el punto de vista económico, ambiental, científico o social. Esos recursos son cruciales para los procesos adaptativos y evolutivos de las especies arbóreas y otras especies de plantas leñosas, así como para aumentar la productividad de los bosques tanto naturales como plantados.

Los recursos genéticos forestales están sometidos a diversas amenazas. Una amenaza importante es la transformación del uso de la tierra, esto es, la conversión de bosques en tierras de cultivo y pastos. Otras amenazas son la sobreexplotación, la extracción selectiva y la elevada mortalidad de los árboles a causa de fenómenos climáticos extremos o de brotes de plagas y enfermedades. Estas amenazas pueden provocar la extinción de poblaciones locales y la erosión de los recursos genéticos forestales. Por lo tanto, es necesario conservar estos recursos y hacer un uso sostenible de ellos para garantizar que las generaciones actuales y futuras sigan beneficiándose de los árboles y los bosques.

La labor de la FAO en materia de recursos genéticos forestales forma parte integrante del Programa forestal de la organización y contribuye al logro del Objetivo Estratégico 2 de la Organización, consistente en “hacer que la agricultura, la actividad forestal y la pesca sean más productivas y sostenibles”.

La Comisión está bien situada para vincular la ordenación de los recursos genéticos forestales con las cuestiones de política de ámbito mundial e integrarla en estrategias intersectoriales. En el marco de su Programa de trabajo plurianual, guió la elaboración de El estado de los recursos genéticos forestales en el mundo, publicado en 2014, que representó un paso importante en la labor de concienciación y en la creación de una base de información y conocimientos para mejorar la conservación y la utilización sostenible de los recursos genéticos forestales en los planos nacional, regional e internacional.

Basándose en las conclusiones de El estado de los recursos genéticos forestales en el mundo y en las recomendaciones del Grupo de trabajo técnico intergubernamental sobre los recursos genéticos forestales, la Comisión acordó unas medidas mundiales que la Conferencia de la FAO, en 2013, aprobó como Plan de acción mundial para la conservación, la utilización sostenible y el desarrollo de los recursos genéticos forestales. En el Plan de acción mundial se señalan cuatro esferas de actuación prioritarias: 1) mejora de la disponibilidad de información sobre los recursos genéticos forestales y del acceso a la misma; 2) conservación de los recursos genéticos forestales (in situ y ex situ); 3) utilización sostenible, desarrollo y ordenación de los recursos genéticos forestales; 4) políticas, instituciones y creación de capacidad.