FAO.org

Inicio > Country_collector > Colombia > Noticias > Detail
Colombia

Empresas colombianas fortalecieron sus procesos para el uso de madera legal e incorporación de enfoque de equidad de género

24/05/2017

Un total de 31 empresas colombianas se beneficiaron del proyecto desarrollado entre FAO-UE FLEGT y FEDEMADERAS para incorporar  procesos de verificación de legalidad y equidad de género

 En los últimos ocho meses, 31 empresas colombianas de transformación y producto final de madera, se fortalecieron para incorporar en sus procesos administrativos y de producción el principio de verificación de legalidad y el enfoque de género.

Con un total de 1 518 empleados, las empresas recibieron capacitaciones en los procesos operativos y de administración para el uso de madera legal y el manejo del negocio con una perspectiva de género. El 21% de los participantes fueron mujeres, de las cuales 28 pertenecen al área de operaciones y 292 a las áreas,  administrativa  y de recursos humanos.

“El sector forestal en Colombia, es un gigante dormido en el proceso de paz. Hay que aprovechar esta oportunidad para consolidar una paz estable y duradera para lo que es imperante vincular a la sociedad civil para aumentar el consumo percápita de madera en el país”, señaló Iván León,  Oficial Nacional de Programas de la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO) en Colombia. 

El  81% de las empresas participantes son afiliadas a la Federación Nacional de Industriales de la Madera(FEDEMADERAS) y la asesoría que recibieron fue producto de un convenio con la FAO, a través de su Programa EU FLEGT “Aplicación de las leyes, gobernanza y comercio forestales” (FLEGT por sus siglas en inglés) financiado por la Unión Europea, los Gobiernos de Suecia y Reino Unido y la FAO. El programa FAO-EU FLEGT en Colombia tiene como aliados estratégicos  los Ministerios de Ambiente y Desarrollo Sostenible, Agricultura y Desarrollo Rural y Comercio, Industria y Turismo, CARDER, CORPOAMAZONIA y otras autoridades ambientales regionales, la gobernación del Chocó, , FEDEMADERAS, Fiduagraria, el Banco Agrario y representantes de comunidades étnicas locales pertencientes a las mesas forestales departamentales del Chocó y Putumayo, entre otros. 

Javier Rico, empresario afiliado a FEDEMADERAS puntualizó que “se rompe el mito sobre quien trabaja con madera, no está trabajando por el ambiente”. “El sector privado aporta al medio ambiente y trabaja en su beneficio”, añadió. 

Por su parte, Alejandra Ospitia, Directora Ejecutiva de FEDEMADERAS enfatizó que “los bosques en Colombia bajo manejo sostenible producen riqueza y paz”. Al mismo tiempo, añadió “El sector privado en Colombia construye un mercado legal, con equidad de género y le cumple al país, al ambiente, al fisco y a las comunidades étnicas locales”. 

El proceso de fortalecimiento a las empresas incluyó la realización de dos encuentros de intercambio de experiencias, en los departamentos de Chocó y Amazonas. De esta manera, el programa ha facilitado la concreción de dos encuentros de intercambio y de posibilidades de negocios entre propietarios del bosque natural y los empresarios de transformación y producto, logrando fortalecer el mercado de madera legal y la construcción de una cultura económica de legalidad de la madera.

Se realizaron intercambios con el Banco Agrario y la Fiduagraria con 20 productores, proveedores y productores de madera, donde se analizaron las posibilidades de involucrarse en esquemas de negociación y actividad financiera complementaria.

Rubén Darío Moreno de la Corporación Autónoma Regional de Risaralda CARDER, manifestó que “hay todo por construir en el sector forestal y es la oportunidad para repensar el modelo forestal del país. Los bosques son una oportunidad para la paz, puesto que constituyen escenarios para su implementación en los territorios”, añadió.

El proceso de intercambio de experiencias y capacitación en el uso de madera legal también ha generado   un mercado de oferta y demanda de madera legal entre empresas urbanas de productos, dueños y aprovechadores del bosque natural, por lo que está ordenándose la oferta en el mercado legal, así como el deseo manifiesto de varias de las empresas beneficiarias que después de este proyecto desean continuar con el proceso para lograr una certificación Forest Stewardship Council (FSC), que demuestra el manejo sostenible de los bosques.

En el desarrollo de este proceso también se apoyó la participación de funcionarios de entidades públicas regionales, quienes conocieron la experiencia de aprovechamiento sostenible, madera legal, certificación y esquemas de control del bosque de la Biósfera Maya, en Guatemala. Durante su visita, los asistentes valoraron la importación del manejo y aprovechamiento sostenible del bosque natural que genera valor agregado de manera legal y coincidieron en que la certificación FSC permite un acceso a mercados de alta exigencia e internacionales.

Nhaydú Bohórquez, punto focal del Programa FAO UE FLEGT en la región enfatizo que “hoy se cierra un proyecto, pero el proceso hacia la legalidad con equidad de género del sector forestal en Colombia continua. Esta iniciativa ha generado la suma de voluntades en el sector privado, el gobierno nacional y las comunidades locales productoras de la amazonia y Choco. La FAO a través de su Programa UE FLEGT continuara apoyándolos a fin que, nuestros pequeñas intervenciones se conviertan como hoy lo vemos en una bolita de nieve que va creciendo poco a poco”

 

Mayor Información:

Revista Fedemaderas