FAO.org
Food and Agriculture Organization of the United Nations

Inicio > Director General José Graziano da Silva > Sala de prensa > Noticias > Noticias
Director General  José Graziano da Silva

El Director General de la FAO destaca la necesidad de “institucionalizar” la lucha contra el hambre

Da Silva aborda con estudiantes y expertos el reto del Hambre Cero

El Director General de la FAO con los asistentes al curso Hambre Cero: es posible

1de julio de 2016, San Lorenzo de El Escorial (Madrid)  - Para lograr el desafío Hambre Cero, los gobiernos deben reconocer el problema del hambre, institucionalizar su combate y crear programas específicos para hacerlo, afirmó hoy el Director General de la FAO, José Graziano da Silva.

Graziano da Silva hizo estas declaraciones en la clausura del curso "Hambre Cero: es posible", organizado por la FAO y la Universidad Complutense de Madrid, donde compartió con estudiantes universitarios y expertos de renombre internacional su experiencia y su visión para acabar con el problema del hambre.

Graziano a Silva celebró "tener la oportunidad de intercambiar ideas con alumnos y con personas que colaboran en la construcción de un mundo sin hambre", entre los que había expertos en desarrollo, cooperación, nutrición y agricultura. 

Graziano da Silva animó a todos ellos a "no encontrar una excusa para no erradicar el hambre" y a rechazar que les llamen "idealistas o locos" porque, realmente, erradicar el hambre “es posible". En concreto, expuso su experiencia con el programa Hambre Cero de Brasil.

El carácter multidimensional de la lucha contra el hambre

"La construcción de ese programa no se hizo en las universidades, sino que recorrimos 90.000 km durante 10 meses en Brasil", rememoró.

Da Silva explicó así el inicio de un programa que tuvo seis dimensiones: transferencia de ingresos para erradicar la extrema pobreza y el hambre; apoyo a los agricultores familiares; intervenciones en el ámbito sanitario y nutricional; control de calidad de los alimentos; educación y, por último, abastecimiento.

Después de poner en marcha el programa y tras diez años de trabajo, "Brasil había superado el hambre", afirmó.

El Director General de la FAO destacó que el programa Hambre Cero funcionó en Brasil por las particularidades del país, pero que de él se pueden extraer enseñanzas globales, e insistió en la necesidad de que los gobiernos reconozcan el problema y creen marcos institucionales para su erradicación.

Graziano da Silva respondió a preguntas de los estudiantes sobre las intolerancias alimentarias, los subsidios, los sistemas alimentarios, la obesidad y la malnutrición y la importancia de las inversiones públicas.

Abordó también el papel de la FAO para contrarrestar la malnutrición, el que considera “el mayor problema de salud global”. "La FAO trabaja con los gobiernos, pero también con otros actores: con los parlamentarios directamente, con la sociedad civil y con el sector privado, porque "erradicar el hambre no es el trabajo de un gobierno, sino de una sociedad", dijo Da Silva.

Mirando al futuro, el Director General de la FAO apuntó tres grandes retos: la obesidad y el sobrepeso, "que tienen una potencialidad aún peor que el hambre"; la sostenibilidad; y abordar el comercio internacional de alimentos. 

Send
Print