Página precedente Indice Página siguiente


DINAMARCA

Introducción

A pesar de ser un país pequeño, tanto en población (5,3 millones de habitantes) como en superficie (43 094 kilómetros cuadrados), Dinamarca ha llegado a ser uno de los pioneros en la promoción de la agricultura orgánica y en la producción y comercialización de alimentos y bebidas orgánicos. El rápido desarrollo del sector a lo largo de la mayor parte de los años noventa es fruto de una intensa cooperación entre tres sectores: las autoridades gubernamentales, los agricultores y el comercio minorista, en particular la Co-op Denmark (FDB), que se han mancomunado en función de un objetivo común.

En 1993, la FDB adoptó la política de reducir drásticamente los precios minoristas de los productos orgánicos, lo cual estimuló enormemente las ventas. En 1995, el Gobierno aprobó un plan de acción para la promoción de la producción de alimentos orgánicos en Dinamarca, cuyas recomendaciones han sido aplicadas casi totalmente. En enero de 1999, el Ministerio de Alimentos, Agricultura y Pesca publicó el Plan de Acción II (preparado por el Consejo de Alimentos Orgánicos) destinado a apoyar el desarrollo de la agricultura orgánica durante el período de 1999-2003. Dicho plan proporciona directrices, normativas y recomendaciones para este tipo de agricultura (por ejemplo, para la conversión a la agricultura orgánica), la mejora de los productos y de la calidad, la comercialización y distribución, el mercadeo de exportación, la capacitación, la investigación, etc.

También es significativa la creación a lo largo de los años de algunas organizaciones destinadas a promover la agricultura orgánica, la producción y el comercio de alimentos, como la Asociación Danesa para la Agricultura Orgánica (LØJ) en 1981; el Consejo de Alimentos Orgánicos (creado por el Gobierno) en 1987; el Centro de Servicios Orgánicos (ØLC) en 1992; y la Asociación Danesa de Comercio Orgánico en 1998. Esta última es una asociación de proveedores y fabricantes de alimentos y bebidas orgánicas que tiene por objeto promover las ventas de productos orgánicos, en beneficio de los productores tanto nacionales como extranjeros.

1. Agricultura orgánica en Dinamarca

Durante el quinquenio de 1996-2000, las tierras orgánicas, incluidas también las tierras “en proceso de conversión”, pasaron de 46 171 hectáreas (de las cuales, 20 193 ya eran orgánicas) a 165 258 hectáreas (de las cuales, 93 354 ya eran orgánicas). Durante el mismo período, el número de las granjas explotadas orgánicamente fue aumentando constantemente desde 1 166 a 3 466. En 2000, las tierras orgánicas (incluidas también las tierras “en proceso de conversión”) representaban el 6,2 por ciento del total de las tierras agrícolas danesas, mientras que las tierras “totalmente orgánicas” representaban el 2,3 por ciento. Los agricultores orgánicos constituían el 6,2 por ciento de todos los agricultores daneses de ese año.

Desde el punto de vista geográfico, Jutland es la zona más importante con un 73,5 por ciento de explotaciones orgánicas y alrededor de 85,2 por ciento del total de las tierras orgánicas (2000), mientras que las cifras correspondientes a Zealand son de 20,8 por ciento y 12 por ciento, respectivamente, y las correspondientes a Funen 5,7 por ciento y 2,8 por ciento, respectivamente. El tamaño medio de las explotaciones orgánicas es de 55,2 hectáreas en Jutland, 27,4 en Zealand y 23,6 en Funen. En el país, el promedio es de 47,7 hectáreas.

1.1 Producción de frutas y verduras orgánicas

La producción de frutas y verduras representa sólo una parte bastante pequeña de la agricultura orgánica. Según Plantedirektoratet, en 2000 había 1 912 hectáreas de producción de verduras totalmente orgánicas: 1 424 hectáreas en Jutland, 372 hectáreas en Zealand y 116 hectáreas en Funen. Del total, se utilizaron 1 716 hectáreas para verduras, y 197 hectáreas para frutas y bayas.

En el sector de las verduras y raíces, las más importantes eran las papas (821 hectáreas), seguidas de las zanahorias (404 hectáreas), cebollas (75 hectáreas), las coles (55 hectáreas), el puerro (41 hectáreas), y los hongos (8 hectáreas). Además, se utilizaron 293 hectáreas para “otras verduras” y 19 para la producción de verduras en invernadero.

Por lo que se refiere a las frutas y las bayas, las más importantes eran las manzanas con 66 hectáreas (en 2000); seguidas de los árboles frutales (por ejemplo, cerezos) con 51 hectáreas; la grosella negra, con 43 hectáreas; las fresas, con 29 hectáreas; y las frutas silvestres, con 7 hectáreas.

Aunque no se dispone de datos cuantitativos sobre la producción, cabe mencionar que ésta ha ido aumentando considerablemente en los últimos años, aunque con las normales fluctuaciones debidas a las condiciones climáticas, etc.

1.2 Principales productores de frutas y verduras orgánicas

Entre los muchos productores orgánicos de frutas y verduras de Dinamarca, cabe mencionar algunos de los más importantes que operan también en la distribución de productos orgánicos, incluidas las ventas de frutas y verduras orgánicas importadas:

Cabe mencionar también los siguientes productores (no socios de Biodania):

1.3 Exportaciones/reexportaciones de alimentos orgánicos

La investigación realizada por el Centro de Servicios Orgánicos (ØLC) indica que en 2000 las exportaciones, incluidas las reexportaciones de alimentos y bebidas orgánicos, ascendieron a alrededor de 237 millones de coronas. Durante el período de 1999-2000 la tasa de crecimiento fue muy alta, y se prevé que en 2001 alcanzará el 30-40 por ciento.

En 2000, las frutas y verduras, tanto frescas como elaboradas, constituyeron el tercer rubro mayor de exportación, después de los productos lácteos y los cereales, situándose en torno a los 22-26 millones de coronas, de los cuales dos terceras partes correspondieron a los productos frescos. En total, exportaron alimentos orgánicos 45 empresas, seis de las cuales exportaron frutas y verduras frescas, y dos, frutas y verduras elaboradas. Los principales mercados de exportación para las frutas y verduras orgánicas son el Reino Unido, Alemania y Suecia.

1.4 Política del Gobierno en materia de agricultura orgánica

Aunque, hablando en general, los agricultores daneses se han mostrado reacios en su mayoría a pasar a la agricultura orgánica, en el último decenio se ha producido un cambio significativo. Esto se debe en parte a la presión del mercado y en parte a la política del Gobierno. En 1988, el Gobierno comenzó a conceder subvenciones a los agricultores orgánicos y a diversos proyectos orgánicos.

Con objeto de promover la agricultura orgánica, el Gobierno ha implantado algunas subvenciones. Conforme a un plan (financiado en un 50 por ciento por la CE) que comenzó en 2001, los agricultores pueden postular a las siguientes subvenciones (relacionadas con los productores de frutas y verduras):

Otro plan ofrece subvenciones para proyectos específicos destinados a promover la producción y el mercadeo de productos orgánicos. Entre los grupos destinatarios figuran los agricultores, las industrias transformadoras, las instituciones de investigación y experimentación, las instituciones de enseñanza y los consumidores. Puede subvencionarse hasta el 40 por ciento de los componentes de cultivo y comercialización de dichos proyectos.

Algunos otros planes tienen componentes que podrían beneficiar a los agricultores y a las industrias transformadoras orgánicas. Por ejemplo, el plan (cofinanciado por la CE) que ofrece ayuda (17-25 por ciento de los costos totales del proyecto) a empresas que invierten en la elaboración de determinados grupos de productos orgánicos, con inclusión de las frutas y verduras frescas y elaboradas. Otro programa del Gobierno está promoviendo activamente entre las instituciones municipales y otras instituciones públicas la utilización de productos orgánicos.

2. El mercado danés de frutas y verduras orgánicas

2.1 El mercado de alimentos y bebidas orgánicos

Si bien no existen estadísticas oficiales, se puede estimar que el mercado minorista danés de alimentos y bebidas orgánicos alcanzó en 2000 un total de cerca de 3 000 millones de coronas (excluido el 25 por ciento de IVA), lo que corresponde a alrededor de 2,5-3,0 por ciento del mercado total de alimentos. Las cifras no incluyen el servicio de comidas a instituciones (catering), que se considera todavía muy reducido. Es significativo que las ventas minoristas de alimentos y bebidas orgánicos hayan aumentado de forma pronunciada desde 1993, si bien cabe señalar que el crecimiento disminuyó considerablemente en 2000.

2.2 Ventas de frutas y verduras orgánicas

La falta de estadísticas oficiales no permite ofrecer un cuadro completo y exacto del mercado de frutas y verduras orgánicas. Sin embargo, las cifras que figuran en el cuadro 1 permiten tener una visión general que suele ser útil.

Cuadro 1: Ventas minoristas de frutas y verduras orgánicas frescas - 2000 (estimaciones en toneladas)

Verduras

Toneladas

Observaciones






Papas

7 500-8 000

Producción -exportaciones + importaciones

Zanahorias

7 000-7 500

Igual

Cebollas

1 400-1 500

Igual

Tomates

1 100-1 300

Igual (2/3 de importaciones)

Otras verduras

3 000-4 000

Igual

Total de verduras

(20 000-22 300) o sea, cerca de 21 000

Se importa alrededor de una tercera parte

Frutas






Tropicales

700-800

Se importa todo

Cítricos

1 750-2 250

Se importa todo

Manzanas, peras, otras frutas de zonas templadas

2 000-2 500

Se importa al menos el 80 por ciento

Total de frutas

(4 450-5 550) o sea, cerca de 5 000

Se importa alrededor del 95por ciento

Total de frutas y verduras

24 450-27 850 o sea, cerca de 26 000


Nota: Los rubros “Otras verduras” y “Otras frutas de zonas templadas” comprenden una amplia gama de productos, incluidos los que figuran en la sección 3.2.

Fuente: Compilado por la CCI en base a informaciones comerciales (productores, importadores, distribuidores, minoristas), Ecoguide 99 e informe de Sall&Sall (septiembre de 2000).

Con respecto a las verduras orgánicas, las papas, las zanahorias y las cebollas representan en total poco más del 80 por ciento de las ventas. Entre otros de los artículos importantes figuran los siguientes, producidos principalmente en el país: coliflor, brécol, hongos, col blanca, ensalada de témpano, col de la China, puerro, col de Bruselas, col roja y lechuga. Con respecto a las frutas orgánicas, las manzanas, peras, naranjas, limones y bananos son probablemente los artículos más importantes, que representan estimativamente alrededor de tres cuartas partes de las ventas totales de frutas orgánicas.

Según las estimaciones, las ventas minoristas de frutas y verduras orgánicas representan el 5-6 por ciento del total de las ventas de frutas y verduras, es decir el doble de la gama total de productos alimentarios tomados en su conjunto.

En el cuadro 1 no se incluyen las ventas de los servicios de comidas a instituciones (catering), dada la dificultad de obtener las cifras correspondientes. Algunas fuentes comerciales las estiman en un 5-10 por ciento de las ventas minoristas, lo que indicaría un total de frutas y verduras orgánicas frescas de alrededor de 27 500 toneladas.

2.3 Precios

Está fuera del alcance del presente capítulo suministrar un análisis pormenorizado de los precios. Parece, sin embargo, que por término medio los sobreprecios figuran entre los más bajos, si no los más bajos, de todos los mercados examinados por el presente estudio. Como ya se indicó, en 1993 la FDB tomó la decisión política de reducir drásticamente sus precios minoristas para los alimentos orgánicos. A partir de entonces, la fuerte competencia entre los principales minoristas ha mantenido los precios en un nivel bastante bajo.

Un examen rápido realizado en algunos supermercados (en febrero de 2001) no indicó pautas claras en el caso de las frutas y verduras frescas, aunque es normal que para la mayoría de los productos exista un cierto sobreprecio. Había algunos casos, sin embargo, en los que no se cobraban sobreprecios: por ejemplo, en el mismo supermercado el kilo de tomates orgánicos procedentes de Italia (tomates cereza) se vendía al mismo precio que el kilo de esos mismos tomates no orgánicos procedentes de España. Véase también la sección 2.6 sobre las limitaciones al desarrollo del mercado.

2.4 Sistemas de distribución de las frutas y verduras orgánicas

Se estima que las cadenas de supermercados venden hasta un 70 por ciento de las frutas y verduras orgánicas frescas (y más, si se consideran los productos alimentarios orgánicos en su conjunto), a causa de las grandes ventas realizadas a través de los planes de ventas por subscripción/a domicilio, en las granjas y en los mercados de productos frescos y otros sistemas, que en total pueden representar más del 20 por ciento, quedando alrededor del 10 por ciento para otros minoristas y servicios de alimentación.

En el comercio de alimentos orgánicos las organizaciones minoristas y distribuidoras más importantes son las siguientes:

La Coop Denmark (FDB) - Sociedad cooperativa minorista y mayorista danesa - es el grupo minorista más grande del país, con alrededor del 33 por ciento del mercado total de alimentos. Comprende las cadenas de supermercados Brugsen, Lokal Brugsen, DagliBrugsen, SuperBrugsen y Kvickly (que en total tienen cerca de 900 puntos de venta minoristas) y alrededor de 12 hipermercados OBS! (propiedad compartida con la NKL de Noruega y la KF de Suecia). La mayoría de los productos orgánicos se comercializan con el logotipo Ø (véase la sección 3.1), aunque algunos artículos se venden con otros logotipos orgánicos. La FDB promueve también su propia marca orgánica Natura.

IRMA, propiedad de la FDB, es una cadena de hipermercados que tiene alrededor de 55 puntos de venta minoristas en la zona de Copenhague. Ofrece una amplia gama de productos orgánicos, con inclusión de frutas y verduras. Junto con la SuperBrugsen, es la empresa minorista danesa que tiene el porcentaje más alto de productos alimentarios orgánicos. En general, tanto la FDB como la IRMA obtienen sus importaciones por conducto de la NAF International (véase la sección 3.3).

El supermercado Dansk A/S es el segundo grupo minorista más grande de Dinamarca, con alrededor del 27 por ciento del mercado total de alimentos. Comprende las siguientes cadenas de supermercados: føtex (una cadena de supermercados con más de 60 puntos de venta en todo el país); Bilka (12 hipermercados que venden alimentos y productos de consumo diario); NETTO (una cadena de negocios de rebaja que tiene alrededor de 300 puntos de venta en Dinamarca [que está promoviendo intensamente los alimentos orgánicos] y más de 300 en el Reino Unido, Alemania y Polonia). La estrategia del grupo consiste en que Bilka y føtex ofrezcan una gama lo más amplia posible de productos orgánicos, también de producción fresca, mientras que la gama de NETTO es más limitada. La mayor parte de los artículos se vende con el logotipo Ø, aunque la etiqueta propia se está volviendo cada vez más importante. Cuando no se puede utilizar el logotipo Ø, los productos importados vienen señalados con la siguiente inscripción: “importeret økologisk for Dansk Supermarked Indkøb I/S”.

Aunque el grupo importa directamente algunas frutas y verduras orgánicas, la mayoría de los productos los compra a productores e importadores daneses, tanto socios de Biodania como otros. La Dansk Supermarked Indkøb i/s hace las compras para Bilka y føtex, mientras que NETTO compra directamente.

La SuperGros A/S es la empresa mayorista más grande del país en el sector de los bienes de consumo diario, incluidos los productos alimentarios, que provee a algunos supermercados independientes y a otros grupos minoristas, como las cadenas de supermercados Favør, Spar Danmark A/S, SuperBest, ISO (propiedad compartida con la ICA de Suecia) y Rema 1000 Danmark A/S. Las organizaciones minoristas abastecidas por la SuperGros A/S representan cerca del 30 por ciento del mercado alimentario minorista de Dinamarca. Las frutas y verduras constituyen un grupo importante de productos, en el que la producción orgánica fresca va cobrando cada vez más importancia. Aunque la empresa importa algunos productos directamente, las frutas y verduras orgánicas las compra siempre de los productores/embaladores daneses con objeto de obtener el logotipo Ø y reducir al mínimo los problemas de certificación, etc. Los proveedores principales son la Blære Frugt; Danorganic y Gartneriet Marienlyst.

Comercio electrónico y planes de entregas de mercadería a domicilio

El www.aarstiderne.com de Barritskov es un sistema de venta por subscripción (o sistema de entregas de mercadería a domicilio), que ofrece semanalmente a los consumidores cajas de frutas y verduras orgánicas frescas producidas por Barritskov u otros productores daneses, incluidos los socios de Biodania, tales como Svanholm y Blærefrugt, o productores extranjeros. Los productos importados suelen obtenerse de Solhjulet A/S. La empresa controla, al parecer, una parte importante y cada vez mayor del mercado de frutas y verduras orgánicas.

Otras 20 empresas más pequeñas utilizan también los sistemas de entrega a domicilio, y algunas de ellas se valen en alguna medida de Internet, por ejemplo para la promoción.

Servicio de comidas y servicio de alimentación a instituciones

Aunque los productos alimentarios orgánicos son de relativamente poca importancia en este sector, el servicio de comidas y el de alimentación a instituciones se están expandiendo y se prevé un crecimiento considerable en el futuro. Según el Plan de Acción II, faltan sistemas de distribución apropiados, aunque pareciera que ahora se han organizado algunos distribuidores para aprovechar las posibilidades que se presentan en este sector. Las fuentes comerciales indicaron también que faltan productos especialmente preparados y embalados para el sector, por ejemplo ensaladas y verduras, así como artículos semielaborados.

Además de las empresas mencionadas en la sección 3.3, otros de los proveedores importantes de frutas y verduras para este sector son los siguientes:


- Solhjulet A/S

- Svanholm Catering

- Rønnely


- Flint & Hvids

- ØKOterminalen

- Frydenholm


- MN Catering

- H. Lembcke A/S

- FDB


2.5 Hábitos de los consumidores y productos preferidos

Conforme a la Nota sobre el consumo (preparada por el Centro de Servicios Orgánicos en agosto de 2000), en 1999 menos del 1 por ciento de las familias danesas compraba exclusivamente productos alimenticios orgánicos, mientras que el 6-7 por ciento no los compraba casi nunca. Los grandes usuarios (las familias que gastan más del 10 por ciento de su presupuesto alimentario en productos orgánicos) representaban el 15 por ciento de todas las familias y el 64 por ciento de las ventas orgánicas totales. Los usuarios medios (que gastan el 2,5-9,9 por ciento del presupuesto alimentario en alimentos orgánicos) y los pequeños usuarios (que gastan menos del 2,5 por ciento en alimentos orgánicos) representaban en total alrededor del 36 por ciento de las ventas orgánicas totales. En otras palabras, el 85 por ciento de todas las familias representan apenas el 36 por ciento de las ventas orgánicas totales.

El consumo es mayor en la región de Copenhague. En 1999, vivía allí el 37 por ciento de los grandes usuarios, aunque la región representaba sólo el 24 por ciento de todas las familias. Alrededor del 90 por ciento de los consumidores compró algunos productos orgánicos en un determinado trimestre, mientras que en el resto del país la proporción varió entre 67 por ciento y 82 por ciento.

Hablando en general, los consumidores menores de 40 años compran más productos orgánicos que los grupos de mayor edad, aunque ello difiere considerablemente según el grupo de productos. Por ejemplo, las papas, las zanahorias y otras verduras constituyen un porcentaje bastante elevado en las preferencias de los consumidores de productos orgánicos mayores de 60 años.

Es interesante observar la importancia relativa de los distintos grupos de productos. En 1999, el porcentaje de los productos orgánicos ascendió al 5 por ciento de las ventas totales, con variaciones significativas entre los diferentes productos: por ejemplo, 25 por ciento para la harina de avena (cereal que se utiliza en el desayuno) y 2 por ciento para la carne de vacuno. En el caso de las verduras, el porcentaje orgánico fue del 15 por ciento para las zanahorias, 4 por ciento para las cebollas y papas, y 5 por ciento para las verduras congeladas. El porcentaje de las frutas orgánicas es mucho menor, probablemente no más de 1-2 por ciento, aunque considerablemente mayor para algunos productos, por ejemplo el limón. Cabe señalar que el porcentaje orgánico de la mayoría de los productos es mucho mayor en organizaciones minoristas, como la FDB y la NETTO, que promueven expresamente los productos orgánicos.

Aunque los motivos para comprar alimentos orgánicos varían considerablemente según los grupos de productos y las características de los consumidores, básicamente se relacionan con la salud, el ambiente, la ética animalista, la calidad y el gusto. En general, la salud es el motivo dominante, según las últimas investigaciones. En el caso de las frutas y verduras, las consideraciones sanitarias y ambientales son las dos principales: los consumidores consideran sumamente importante la ausencia de residuos químicos.

Igual que en los otros países examinados en el presente estudio, es de suma importancia la confianza que los consumidores tienen en el origen orgánico del producto. Esto se ve muy claro por la función que desempeña en el mercado danés el logotipo Ø certificado por el Estado, ampliamente reconocido y considerado por la mayoría de los compradores de productos alimenticios orgánicos como una importante garantía del producto. En un estudio realizado por la Danmarks Statistik (febrero de 2000) se indica que el 83 por ciento de los consumidores conoce el logotipo Ø y que el 63 por ciento tiene confianza en los productos que llevan la marca danesa Ø, aunque sólo el 19 por ciento tiene confianza en los productos importados que llevan esa misma marca, y el 38 por ciento, muy poca confianza. Además, el 85 por ciento de los consumidores tiene poca o ninguna confianza en los productos orgánicos extranjeros que no llevan el logotipo Ø. En general, la confianza en los productos extranjeros disminuye a medida que aumenta la distancia geográfica desde Dinamarca.

2.6 Limitaciones al desarrollo del mercado

Aunque el mercado danés se ha desarrollo mucho en los últimos años, hay todavía algunas limitaciones que impiden la plena explotación del potencial. Según la Nota sobre el consumo mencionada anteriormente y otras investigaciones, son importantes los siguientes aspectos:

El precio sigue siendo la razón más importante por la que los consumidores no compran más productos alimenticios orgánicos; esto vale para todos los consumidores: grandes, medianos y pequeños. Como regla aproximativa, se puede decir que un sobreprecio de 20 por ciento con respecto a los productos convencionales parece ser el máximo aceptado en la mayoría de los casos. En una investigación realizada recientemente se observó que casi el 40 por ciento de los consumidores estaba dispuesto a pagar un 10 por ciento más por los alimentos orgánicos, mientras que sólo un 20 por ciento pagaría un 30 por ciento más. Sin embargo, para muchos consumidores puede jugar un papel importante el sobreprecio considerado en términos absolutos. Por ejemplo, un sobreprecio de 20 por ciento para un artículo barato, como la leche, corresponde a sólo 1-2 coronas, mientras que el mismo sobreprecio aplicado a un paquete de carne equivale a 10-20 coronas.

La calidad, entendida en el sentido amplio de la palabra (presentación, gusto, empaque, etc.) es también otro factor muy importante para la mayoría de los consumidores. En general, los consumidores esperan una calidad semejante a la de los productos convencionales, e incluso mayor, a causa del precio más alto que pagan por el producto orgánico; en el caso de las frutas y verduras, la presentación es un factor importante.

Otras de las limitaciones son la disponibilidad y el factor tiempo, ya sea porque algunos artículos alimenticios todavía no existen en la forma orgánica, o porque algunos productos orgánicos todavía no se encuentran en determinados negocios de alimentos que frecuentan los consumidores, o incluso porque la versión orgánica de un producto puede ser difícil encontrarla en el negocio, debido a que los productos orgánicos muchas veces no están tan a la vista.

En muchos casos también constituye una limitación la falta de conocimiento sobre los alimentos orgánicos, con inclusión de las normas y reglamentos sobre la certificación, etc.

2.7 Promoción de las ventas y publicidad

Como ya se indicó al principio de este capítulo, los alimentos orgánicos han sido promovidos conjuntamente por el sector agrícola, la industria alimentaria, el sector minorista y el Gobierno. Aunque la FDB, la empresa minorista orgánica más grande, ha estado vendiendo alimentos orgánicos en pequeña escala desde 1981, recién en 1993 despegó realmente. El grupo minorista decidió bajar drásticamente los precios de los productos orgánicos al mismo tiempo que amplió considerablemente su gama de productos. Se llevó a cabo una exitosa campaña comercial en todo el país, con publicidad en los periódicos y la televisión nacionales así como a través de folletos promocionales publicados semanalmente. Las campañas informativas y la publicidad realizada por otras organizaciones minoristas importantes contribuyeron también a promover el mercado hasta su nivel actual.

Al haber disminuido desde mediados de 1999 y en el año 2000, según algunos comerciantes, las ventas de los alimentos orgánicos (hasta estancarse en algunos casos, como las frutas y las verduras), el comercio minorista orgánico ha comenzado a reorientar sus actividades. Un buen ejemplo de ello es la cadena SuperBrugsen de la FDB, que ha seleccionado alrededor de 75 supermercados (sobre un total de más de 300) para darles un perfil orgánico elevado. Lo cual significó trabajar con un número grande de productos orgánicos (400 artículos, frente a alrededor de 200 en el Lokal-y Dagli’Brugsen), designar a una persona en cada supermercado como responsable de todos los aspectos de la comercialización orgánica, realizar una capacitación intensiva del personal, etc. y una promoción y publicidad selectivas. Otro ejemplo que puede señalarse es el de la IRMA, que ha reestructurado su surtido orgánico, centrándose en artículos rentables. En ambos casos, los productos frescos siguen figurando entre los artículos principales.

Una estrategia semejante se está aplicando en otras importantes organizaciones minoristas. Por ejemplo, la cadena de descuento NETTO (parte del grupo de supermercados Dansk), estaba realizando importantes actividades promocionales durante el período de este estudio. Al parecer, se está concentrando en un número relativamente pequeño de determinadas frutas y verduras frescas. Por ejemplo, en un supermercado central de Copenhague (febrero de 2001) sólo se encontraban los siguientes artículos importantes: brécol, coliflor, perejil, manzanas, uvas, limones y naranjas.

Cabe señalar que los otros sistemas de distribución, en particular los sistemas por subscripción/entregas a domicilio, como aarstiderne.com, están promoviendo actualmente en forma muy combativa las frutas y verduras frescas y aumentando sus cuotas de mercado.

3. Importaciones de frutas y verduras orgánicas

3.1 Acceso a los mercados

En 1987, con la Ley sobre Agricultura Orgánica se introdujo la primera legislación dinamarquesa sobre la agricultura orgánica y los alimentos orgánicos. Desde 1991, sin embargo, la producción y la venta de productos orgánicos han sido reglamentadas por la CE a través del Reglamento del Consejo (CEE) No. 2092/91 de 24 de junio de 1991 y sucesivas enmiendas. Otras disposiciones que se aplican en Dinamarca están incluidas en el decreto ley sobre Producción Agrícola Orgánica (No. 757, de 3 de octubre de 1999) y la Ley sobre Alimentos Orgánicos (No.118, de 3 de marzo de 1999), etc.

Sólo las granjas aprobadas por las autoridades danesas pueden comercializar y vender sus productos como orgánicos, supervisadas por la Dirección de Plantas Dinamarquesa. También las industrias transformadoras, los importadores y embaladores deben ser inspeccionados y aprobados para manipular productos orgánicos, en este caso por la Administración Danesa de Veterinaria y Alimentación.

El logotipo Ø es la garantía estatal de que la preparación final y el empaque de los alimentos orgánicos en cuestión han sido realizados por una empresa en Dinamarca aprobada por las autoridades dinamarquesas. En el caso de productos importados, se controlan los permisos y certificados necesarios. Por lo general, los alimentos y bebidas orgánicos importados ya envasados, procedentes tanto de la CE como de terceros países, no pueden utilizar el logotipo Ø. Esto explica por qué la mayor parte de los productos alimenticios orgánicos se importan a granel y se elaboran, preparan o vuelven a empacar en Dinamarca. Esto vale también para las frutas y verduras orgánicas frescas, que en Dinamarca siempre se venden envasadas (y nunca sueltas), y por lo general con el logotipo Ø, aunque en los supermercados se encuentran también productos frescos orgánicos importados sin dicho logotipo.

3.2 Importaciones de frutas y verduras orgánicas

No existen estadísticas oficiales sobre el comercio de productos orgánicos, pero las cifras del cuadro 2, que se basan en informaciones de fuentes comerciales, ofrecen un panorama general de las importaciones de frutas y verduras frescas orgánicas.

Como puede observarse, las importaciones totales ascendieron en 2000 a alrededor de 12 000 toneladas, lo que corresponde a casi la mitad de las ventas totales de Dinamarca. Las importaciones de verduras son algo mayores que las de frutas, si bien parece ser que el crecimiento ha sido más fuerte en este último sector. Las frutas y verduras frescas constituyen uno de los grupos de productos orgánicos más importantes vendidos en Dinamarca y, como se indica más adelante, algunos artículos importados han llegado a adquirir mucha importancia.

Verduras frescas

Según Ecoguide, en 1998 se importaron 5 200 toneladas de verduras, raíces y tubérculos. No se han publicado cifras más recientes, pero las fuentes comerciales estiman que en el año 2000 las importaciones ascendieron a 6 000-8 000 toneladas. Según la magnitud de la producción interna de verduras, las importaciones han fluctuado considerablemente durante los años noventa.

Cuadro 2: Importaciones de frutas y verduras frescas orgánicas - 2000 (estimaciones en toneladas)


Toneladas

Observaciones

Total de verduras

6 000-8 000 o sea cerca de 7 000

Fluctúa según la magnitud de la producción interna y de las exportaciones

Frutas








Bananos

500-650


Otras frutas tropicales (piña, mango, etc.)

150-200

Principalmente piña y mango

(Total de frutas tropicales)

700-800 o sea cerca de 750


Cítricos

1 750-2 350 o sea cerca de 2 000


Manzanas, peras, otras frutas de zonas templadas

1 750-2 250 o sea cerca de 2 000


Total de frutas

4 200-5 300 o sea cerca de 4 750


Total de frutas y verduras

10 200-13 300 o sea cerca de 11 750


Fuente: Compilado por la CCI a partir de informaciones comerciales (importadores, distribuidores, minoristas).
Las principales verduras importadas son:

Los principales artículos de importación suelen ser las zanahorias, las papas, las cebollas, los tomates, las coles, los pepinos, así como las ensaladas, que en conjunto pueden representar más de la mitad del total de las importaciones de verduras. Los Países Bajos son probablemente el principal proveedor de la mayoría de estos productos, seguido de Francia, Italia y España. Hay al parecer, muy pocos proveedores de países en desarrollo, aunque algunos productos están incluidos en las importaciones de los Países Bajos (reexportaciones holandesas) y tal vez de otros países.

Aunque actualmente los productores internos satisfacen sólo alrededor de dos terceras partes de la demanda de verduras, los consumidores dinamarqueses tienen menos confianza en el origen orgánico de los productos importados y por lo general los compran sólo si la producción interna es insuficiente o si no se producen en Dinamarca, por ejemplo algunas hierbas y ensaladas.

Frutas frescas

En base a las informaciones de fuentes comerciales, se estima que en el año 2000 las importaciones de frutas y bayas orgánicas han oscilado entre 4 500 y 5 500 toneladas, lo que cubre alrededor de 95 por ciento de las necesidades del mercado. Aunque en general las importaciones fluctúan de año en año, la fluctuación es de poca monta, salvo para algunos artículos como las manzanas, cuya producción local varía mucho a causa del clima y de otras razones.

Las principales frutas importadas son:

Los más importantes de estos artículos de importación suelen ser las manzanas, los limones, las naranjas, los bananos, las peras, la clementina y el kiwi (que en conjunto representan alrededor de tres cuartas partes de todas las importaciones de frutas, según un importador).

Salvo principalmente los bananos y, en menor medida, la piña y el mango, hay muy poca demanda de frutas tropicales, aunque hay algunas ventas de papaya y, a veces, de otras frutas. Si se exceptúan las frutas tropicales, son pocos los proveedores de países en desarrollo. Las frutas y bayas frescas más importadas de países no pertenecientes a la CE, ya sean frutas tropicales, cítricos o de zonas templadas, se obtienen a través de los comerciantes de los Países Bajos.

3.3 Importadores de frutas y verduras orgánicas

Entre los principales importadores de frutas y verduras orgánicas figuran los siguientes:

Como se indicó en el párrafo 1.2, estos importadores son básicamente productores y embaladores, pero también importan grandes cantidades de productos extranjeros. Todos son importantes proveedores de las principales cadenas de supermercados.

Como ya se indicó, los dos grupos minoristas principales que se mencionan a continuación obtienen una parte importante de sus importaciones de importadores daneses, y otra parte directamente:

3.4 Limitaciones al crecimiento de las importaciones

La mayor parte de las limitaciones, si no todas, examinadas anteriormente en relación con el mercado de frutas y verduras en su conjunto se aplican también a los productos importados. Las frutas y verduras importadas encuentran más fácilmente compradores en un mercado en expansión que en un mercado en decadencia. Más en concreto, cabe mencionar las siguientes limitaciones:

4. Conclusiones y oportunidades de mercado para los países en desarrollo

Aunque pequeño como país, Dinamarca ha llegado a ser un importante mercado de productos alimentarios orgánicos, con un valor de mercado minorista estimado en aproximadamente 3 000 millones de coronas en 2000, lo que corresponde a un 2,5-3,0 por ciento del mercado total de alimentos. Esto representa probablemente la cuota de mercado orgánico más alta del mundo. Como se indicó anteriormente, el mercado ha crecido muy rápidamente entre 1993 y 1999, con tasas de crecimiento anual situadas entre 25 y 50 por ciento, según fuentes comerciales.

Sin embargo, desde mediados de 1999 y durante todo el año 2000, el crecimiento del mercado disminuyó considerablemente hasta casi estancarse en el caso de algunos grupos de productos, sobre todo las frutas y verduras orgánicas frescas. Mientras algunos participantes del mercado acusaron el impacto, otras empresas lograron aumentar su cuota de mercado, y a principios de 2001 había signos positivos de que podría reanudarse el crecimiento con un ritmo fuerte, aunque probablemente más lento que el de los últimos años.

Es interesante observar lo que sucedió en el mercado dinamarqués, ya que podría suceder algo semejante en otros mercados que actualmente están creciendo muy rápidamente pero en los que el porcentaje de las ventas de alimentos orgánicos todavía no ha alcanzado el nivel de Dinamarca. Durante los años de expansión los supermercados dinamarqueses invirtieron mucho en la realización de una promoción combativa, no sólo a través de la publicidad sino también de precios competitivos y de una amplia gama de productos. Al mismo tiempo, los principales minoristas utilizaban cada vez más los productos orgánicos para mejorar su perfil ante los consumidores. Por último, éstos se iban haciendo cada vez más conscientes de las cuestiones relacionadas con la salud y el ambiente.

Hay algunas razones que explican por qué el crecimiento del mercado empezó a disminuir en 1999. En muchos sentidos el mercado había alcanzado una fase madura y la competencia había llegado a ser significativamente fuerte, en tanto que los supermercados estaban utilizando productos orgánicos en medida decreciente como parte de sus estrategias promocionales y como una forma de competencia. Los supermercados insistían cada vez más en obtener de los productos orgánicos márgenes de beneficios semejantes a los de los artículos convencionales. En otras palabras, por lo que se refiere a los responsables de los supermercados, el mercado de alimentos orgánicos está entrando, al menos en alguna medida, en la corriente principal del mercado.

Como se indicó anteriormente, hay indicios de que el mercado dinamarqués de productos alimenticios orgánicos, sobre todo frutas y verduras orgánicas, seguirá creciendo en los años venideros.

Primero, las principales cadenas de supermercados están reorientando sus actividades en el sector de los productos orgánicos, concentrando y seleccionando sus esfuerzos comerciales, por ejemplo en cuanto al surtido de los productos, la capacitación del personal, la atención a determinados grupos de consumidores y la selección de puntos de venta minoristas específicos que se distinguen por su alto nivel en el sector orgánico.

Segundo, se están promoviendo rápidamente otros sistemas de distribución, por ejemplo los sistemas por subscripción/entregas a domicilio y otras formas de ventas directas a los consumidores, como las ventas “en granja” y los mercados de productos frescos. Por ejemplo, el sistema de ventas por subscripción ha aumentado su base de clientes desde alrededor de 1 200 a principios de 2000 a más de 10 000 a principios de 2001. Internet también está desempeñando una función cada vez mayor, como instrumento de ventas directas o de comercialización. A su vez, es probable que los otros canales aumenten su presión sobre las principales cadenas de supermercados para obtener cuotas de mercado.

Tercero, el porcentaje de las ventas orgánicas todavía está en torno al 3 por ciento del total de las ventas de alimentos (alrededor del 5-6 por ciento en el caso de las frutas y verduras frescas). Como ya se indicó, los grandes usuarios representan actualmente el 64 por ciento del total de las ventas orgánicas, aunque constituyen apenas el 15 por ciento de todas las familias. Esto significa que el 85 por ciento de las familias compran apenas el 36 por ciento del total, lo cual deja grandes posibilidades para los productos orgánicos en ese sector de la población.

Por último, la política gubernamental continúa promoviendo la producción y el consumo de productos alimenticios orgánicos, incluidas las ventas al sector de los servicios de comidas y del servicio alimentario a instituciones, que todavía se encuentra en un nivel de subdesarrollo.

En conclusión, hay un gran convencimiento de que el mercado dinamarqués de productos alimenticios orgánicos continuará creciendo en los próximos 5 a 7 años, y que podrá incluso duplicarse. Por lo que se refiere a los países en desarrollo, existen oportunidades de mercado para la mayoría de los productos de frutas y verduras que figuran en la sección 3.2, en particular para los que no se producen en Dinamarca o se producen fuera de la temporada interna, aunque la mayoría de los artículos se importan a lo largo de todo el año.

Las limitaciones principales con que tropiezan los exportadores de los países en desarrollo continúan siendo el problema de la certificación y el importante logotipo Ø, sumados al hecho de que casi todos los importadores prefieren comprar de otros países de la CE (incluidos los productos de terceros países) y de los así llamados países de la lista del Artículo 11 (actualmente sólo seis: Argentina, Australia, la República Checa, Hungría, Israel y Suiza), por ser menos complicado y llevar menos tiempo.

Habida cuenta de todo lo anterior, pueden ser útiles para los exportadores de frutas y verduras orgánicas de los países en desarrollo las siguientes sugerencias:

Referencias

Økoguide 1999 (Ecoguide), Michael Borgen www.ecoguide.dk y www.ecoweb.dk.

Informe sobre alimentos orgánicos, Klaus Sall SallSall@post4.tele.dk.

Plan de acción II www.dffe.dk/publikationer/Actionplan-II-UK/actindex.htm.

Nota sobre consumo y Nota sobre exportaciones danesas (Centro de servicio orgánico) www.okologiens-hus.dk y www.organic-export.dk.

La Dirección de Plantas www.plantedir.dk.

Anexo

Direcciones seleccionadas*

* Lista no exhaustiva

Principales importadores de frutas y verduras orgánicas frescas

Biodania a.m.b.a
Grønttorvet 6
DK 2500 Valby (Copenhagen)
Tel.: +45 3630 2429
Fax: +45 3630 2479
biodania@biodania.dk
www.biodania.dk/
(cooperativa que coordina la producción y las ventas de los productores asociados)

Blære Frugt
Kelddalvej 33
DK-9600 Års
Tel: 9866 6090
Fax: 9866 6011

DanOrganic A/S
Vesterbjergevej 1
DK-7280 Sdr. Felding
Tel: 9719 8899
Fax: 9719 8903
danorganic@danorganic.dk
www.danorganic.dk

H. Lembcke A/S
Grønttorvet 244-260
PO BOX 427
DK-2500 Valby (Copenhagen)
Tel: 3615 6222
Fax: 3615 6223

Gartneriet Marienlyst
Tåstrupvej 86
DK-8462 Harlev
Tel: 8694 2167
Fax: 8694 1043

N. A. F. International Amba
Fanøgade 15
DK-2100 Copenhagen Ø
Tel: 3916 9000
Fax: 3916 9080
naf@naf.dk
www.naf.dk

Solhjulet
Storhedevejen 32, Taul
DK-8850 Bjerringbro
Tel: 8668 6444
Fax: 8668 6275
info@solhjulet.dk
www.solhjulet.dk

Svanholm Import
Svanholm Allé 2
DK-4050 Skibby
Tel: 4756 6656
Fax: 4756 6667
www.Svanholm.dk

Søris I/S
Sørisvej 2A
DK-3650 Ølstykke
Tel: 4733 4003
Fax: 4733 4017

Principales empresas minoristas y distribuidoras

Dansk Supermarked Indkøb i/s
Bjødstrupvej 18
DK-8270 Højbjerg
Tel: 8930 3030
Fax: 8672 5487
crc.dsi@dsg.dk

FDB
Roskildevej 65
DK-2620 Albertslund (Copenhagen)
Tel: 4386 4386
Fax: 4386 4811
fdb@fdb.dk
www.fdb.dk

SuperGros A/S
Knud Højgaards Vej 19DK-7100 Vejle
Tel: 7010 0203
Fax: 7572 3528
Johnny_Wham@supergros.dk
www.supergros.dk

Irma A/S
Korsdalsvej 101
DK-2610 Rødovre (Copenhagen)
Tel: 4386 3822
Fax: 4386 3809

ISO Supermarked
Vermlandsgade 51
DK-2300 Copenhagen S
Tel.: 3154 8411
Fax: 3154 3142
iso@iso.dk
www.iso.dk

NETTO I/S
Industribuen 2
DK-2635 Ishøj
Tel: 4356 8811
Fax: 4354 3288

Comercio de servicio de comidas (catering)

MN Catering
Fuglebakken 94
DK-2000 Frederiksberg (Copenhagen)
Tel: 3834 3812
Fax: 3834 3822

Økoterminalen
Tømrersvinget 16
DK 6360 Tinglev
Tel:+45 7364 3350
www.oekoterminalen.dk/

Flint & Hvids
Torslundevej 79
DK-2635 Ishøj
Tel: 4068 0111
Fax: 4355 1998

Rønnely
Maglebjerg 3
DK-4520 Svinninge
Tel: 5926 5658
Fax: 5926 6595
Garneriet Marienlyst
(véanse las direcciones supra)

FDB
(véanse las direcciones supra)

Svanholm Catering
(véanse las direcciones supra)

Solhjulet A/S
(véanse las direcciones supra)

H. Lembcke A/S
(véanse las direcciones supra)

Ventas a domicilio y comercio electrónico

Aarstiderne
Barritskovvej 34
DK-7150 Barrit
Tel: 7026 0066
Fax: 7026 0067
info@aarstiderne.com
www.aarstiderne.com

Selección de importadores de frutas y verduras elaboradas

Urtekram A/S
Klostermarken 20
DK-9550 Mariager
Tel: 9854 2288
Fax 9854 2333
urtekram@inet-c.dk
www.urtekram.dk
(frutas secas y envasadas, nueces y verduras, etc.)

Unikost A/S
Over Hadstenvej 58
DK-8370 Hadsten
Tel: 8698 0144
Fax: 8698 0048
jan@jan-import.dk
www. Jan-import.dk
(frutas secas y nueces, etc.)

F-I Mejerifrugt
Hestehaven 3
DK-5260 Odense S
Tel: 6613 1370
Fax: 6613 4410
(frutas y bayas para la industria lechera)

Sunprojuice.dk A/S
Huginsvej 2-4
DK-4100 Ringsted
Tel: 5767 1177
Fax: 5767 1145
mail@sunproduce.dk
(frutas y bayas frescas y congeladas)

Hans Kjaer Trading A/S
Piniehøj 23
DK-2960 Rungsted Kyst
Tel: 4557 1312
Fax: 4557 0048
hanskjaer@juice.dk
(zumos, concentrados y pulpa de fruta, frutas congeladas)

Oficinas gubernamentales, otras organizaciones y asociaciones, etc.

Det Økologiske Fødevareråd
(El Consejo de alimentos orgánicos)
Strukturdirektoratet
Toldbodgade 29
DK-1253 Copenhagen K
Tel: 3363 7300
Fax: 3363 7333

Landsforeningen Økologisk Jordbrug (LØJ)
(Asociación danesa para la agricultura orgánica)
Økologiens Hus
Frederiksgade 72
DK-8000 Århus C
Tel: 8732 2700
Fax: 8732 2710
www.okologiens-hus.dk

Økologisk Landscenter (ØLC)
(The Organic Service Center)
Økologiens Hus
Frederiksgade 72
DK-8000 Århus C
Tel: 8732 2700
Fax: 8732 2710
www.okologiens-hus.dk
www.organic-export.dk

Øgruppen
(Asociación danesa de comercio orgánico)
Økologiens Hus
Frederiksgade 72
DK-8000 Århus C
Tel: 8732 2725 and 4015 0766
Fax: 8732 2710
Ebo@okologiens-hus.dk

Demeterforbundet
(The Demeter Association)
Birkum Bygade 20
DK-5220 Odense SØ
Tel: 6597 3050
Fax: 6597 3250

Økologiens Hus
Frederiksgade 72
DK-8000 Århus C
Tel: 8619 9445
biodynamisk@mail.tele.dk
www.ecoweb.dk/biodyn/

Danish Veterinary and Food Administration
Mørkhøj Bygade 19
DK-2860 Søborg
Tel: 3395 6000
Fax: 3395 6001
info@vfd.dk
www.vfd.dk
(Administra las normas sobre el etiquetado y la inspección de la producción orgánica)

The Plant Direktorate
Skovbrynet 20
DK-2800 Lyngby
Tel: 4526 3600
Fax: 4526 3610
pdir@pdir.dk
www.pdir.dk


Página precedente Inicìo de página Página siguiente