FAO/SMIA - Cosechas y escaseces alimentarias No.5, noviembre 2001

NORTE DE AFRICA

ARGELIA (15 de noviembre)

Las intensas lluvias caídas a principios de noviembre han provocado grandes inundaciones, particularmente en las zonas urbanas, donde se señala un gran número de víctimas así como daños cuantiosos a las viviendas e infraestructuras. Las lluvias abundantes llegaron después de un período seco de algunas semanas que había retrasado la siembra de los cultivos de cereales de invierno que se cosecharán en la primavera/verano de 2002. La producción total de cereales de 2001 se estima en 2,6 millones de toneladas, frente a los 0,9 millones de toneladas obtenidos en 2000 y a la media de 2,3 millones de toneladas de los últimos cinco años. La producción de cereales secundarios prácticamente se ha duplicado con respecto al año anterior, mientras que la de trigo casi se triplicó como consecuencia principalmente de unas precipitaciones favorables.

Es probable que el aumento de la producción se traduzca en una disminución de las importaciones durante la campaña comercial 2001/02 (julio/junio), pero aún así el país tendrá que importar alrededor de 4,5 millones de toneladas de trigo, 650 000 toneladas de cebada y alrededor de 1,5 millones de toneladas de maíz para satisfacer la fuerte demanda interna.

EGIPTO (12 de noviembre)

La recolección de las cosechas de cereales secundarios y de arroz de 2001 está muy avanzada mientras que la siembra de los cultivos de trigo de regadío comenzará en las próximas semanas. Se señala que la situación general de los cultivos es normal. En 2001 se ha obtenido una cosecha de trigo de nivel medio. La producción de cereales secundarios de este año se estima provisionalmente en 7,4 millones de toneladas, volumen ligeramente inferior al nivel superior a la media del año pasado, mientras que la producción arrocera debería alcanzar un nivel medio de 5,4 millones de toneladas (3,7 millones de toneladas en equivalente de arroz elaborado).

Se pronostica que en la campaña comercial 2001/02 (julio/junio) las importaciones de trigo aumen-tarán con respecto a los 6,2 millones de toneladas del año anterior para situarse en 6,6 millones de toneladas, en respuesta a la fuerte demanda interna y a pesar del alza considerable de los precios causado por el aumento de los costos del transporte internacional. En cambio, se prevé una disminución de las importaciones de maíz con respecto al nivel relativamente alto del año anterior.

MARRUECOS (12 de noviembre)

Han comenzado los preparativos de la tierra para la siembra de los cultivos de invierno de 2001/02. La producción total de cereales de 2001 se ha duplicado con creces respecto al año anterior, en el que los cultivos se vieron afectados por una grave sequía. Pero aun así es inferior en un 10 por ciento a la media de los últimos cinco años, de resultas principalmente de las lluvias tardías caídas durante la siembra de primavera que contribuyeron a que en algunas partes del país la superficie plantada con trigo y cebada fuera inferior a lo previsto.

Está previsto que en la campaña comercial 2001/02 (julio/junio) las importaciones de trigo pasarán de los 3,5 millones de toneladas del año anterior a alrededor de 3 millones de toneladas. También se pronostica una disminución de las de cereales secundarios, principalmente cebada, que de 2 millones de toneladas descenderían a alrededor de 1,7 millones de toneladas.

TUNEZ (15 de noviembre)

La siembra de los cultivos de trigo y cebada de 2001/02 que se recogerán en la primavera del próximo año comenzó con condiciones atmosféricas en general secas. La producción total de cereales en 2001 se estima provisionalmente en 1,6 millones de toneladas, frente a 1,4 millones de toneladas en 2000 y a la media de 1,7 millones de toneladas de los últimos cinco años. Se señalan aumentos de la producción para todos los cereales, particularmente la cebada.

Según los pronósticos, en la campaña comercial 2001/02 (julio/junio) las importaciones de trigo se mantendrán cercanas al millón de toneladas del año anterior, mientras que las de maíz deberían disminuir ligeramente.