Opening /docrep/005/y6175s/y6175s05.htm
FAO/SMIA - Perspectivas Alimentarias No. 1, febrero 2002 p. 3

FAO/SMIA - Perspectivas Alimentarias No. 1, febrero 2002 p. 3

Previous PageTable Of ContentsNext Page


Cereales

PERSPECTIVAS MUNDIALES1/

Resumen de la oferta y la demanda

Trigo
2001/02
2002/032/
Producción
6
5
Comercio
5
=
Existencias
6
5
Precios
=
=
Cereales Secundarios
2001/02
2002/032/
Producción
5
=
Comercio
6
=
Existencias
6
6
Precios
5
=
Arroz
2001
20022/
Producción
6
=
Comercio
5
5
Existencias
6
6
Precios
6
5
    = estable 5aumento 6disminución

 

Perspectivas para la producción de 2002

La producción en 2001

El comercio en 2001/02

Utilización en 2001/02

Las existencias en 2002

Los precios

 

 

 

 

 

Resumen de la oferta y la demanda

Tras una ulterior revisión al alza desde el último infor-me de diciembre, la producción mundial de cereales en 2001 se estima ahora en 1 880 millones de tonela-das (incluido el arroz en equivalente de arroz elabora-do), 22 millones de toneladas, o sea 1,2 por ciento, más que el volumen del año anterior. Al mismo tiempo, se prevé que en 2001/02 la utilización de cereales acu-sará un fuerte aumento del 1,7 por ciento. Como con-secuencia, las perspectivas siguen apuntando a una notable disminución de las reservas mundiales de ce-reales al cierre de las campañas de 2001/02. Ello no obstante, es probable que los precios del trigo y los ce-reales secundarios se mantengan estancados en los mercados internacionales, a causa principalmente de la abundancia de suministros en otros países distintos de los grandes exportadores.

 

Perspectivas para la producción de 2002

Todo parece indicar que las cosechas de trigo de 2002 apuntan a un probable incremento de la produc-ción mundial debido al aumento de las siembras en al-gunas zonas y a una recuperación general de los ren-dimientos prevista en muchos países tras las sequías del año pasado. En el hemisferio norte, las superficies sembradas con trigo de invierno volvieron a disminuir ligeramente en los Estados Unidos, lo que podría com-pensarse con el aumento de las siembras de prima-vera. En Canadá, donde todavía no se han sembrado los cultivos de primavera, se prevé una recuperación respecto de la producción excepcionalmente escasa obtenida el año pasado a causa de la sequía. En Asia, todo parece apuntar a un aumento de las cosechas en algunos países, gracias a unas condiciones atmos-féricas en general satisfactorias si se las compara con la sequía del año pasado. En Europa, se prevé un aumento de la producción en la CE debido a un notable incremento de las siembras de invierno, pero en otras partes de la región los informes más recientes indican pocos cambios en el volumen de las cosechas de este año. En Africa del Norte, las perspectivas para las cosechas de trigo de invierno son variadas: en Argelia, las condiciones son en general favorables, pero en Marruecos y Túnez lo son menos.

En algunos de los principales países productores del hemisferio sur ya se han sembrado los primeros cultivos de cereales secundarios de 2002. En Africa austral, las perspectivas son en general favorables gracias a unas lluvias abundantes. En América del Sur, se prevé una merma de las cosechas en los dos principales países productores, Argentina y Brasil, como consecuencia de la reducción de la superficie sembrada y del tiempo excesivamente húmedo, especialmente en Argentina.

En el hemisferio sur, está muy avanzada la campaña del arroz de 2002, cuya recolección comenzará en marzo. Las perspectivas para las cosechas siguen siendo inciertas, pero hasta ahora las condiciones atmosféricas no han sido tan buenas, con sequías en enero en algunos importantes países productores de América del Sur, lluvias excesivas en Indonesia y Malasia y temperaturas inferiores a lo normal desde el comienzo de la campaña en Australia. En Africa austral, las condiciones de crecimiento han sido favorables.

La producción en 2001

La producción mundial de trigo en 2001 se estima ahora en 582 millones de toneladas, volumen margi-nalmente inferior al pronóstico de diciembre, y prácti-camente invariado con respecto al año pasado. En cuanto a los cereales secundarios, la estimación pro-visional de la producción en 2001 se cifra en 902 millones de toneladas, 2 millones de toneladas más que en el último informe, y 27 millones de toneladas, o sea 3 por ciento, más que en 2000. La recolección de las cosechas principales de arroz de 2001 está termi-nando en los principales países arroceros del hemis-ferio norte, algunos de los cuales ya están sembrando la segunda cosecha. La FAO ha ajustado al alza su estimación de la producción mundial de arroz de 2001 a 591 millones de toneladas (395 millones de tonela-das en equivalente de arroz elaborado). No obstante la revisión, la producción sería inferior en 7 millones de toneladas a la de 2000, con una gran parte de la con-tracción concentrada en Asia.

El comercio en 2001/02

El pronóstico relativo al comercio mundial de cereales en 2001/02 se ha aumentado en 3 millones de tonela-das desde el informe anterior a 236 millones de tonela-das, debido principalmente al aumento de las compras de la CE. Este volumen de las importaciones mundia-les de cereales superaría en 2 millones de toneladas al del año anterior. Se pronostica que las importaciones de trigo y arroz aumentarán en 4 millones de tonela-das y 1 millón de toneladas, respectivamente, compen-sando ampliamente la disminución de 2 millones de toneladas prevista para los cereales secundarios. Aunque se prevén pocos cambios en las importacio-nes totales de cereales de los países en desarrollo en comparación con la campaña anterior, las de los paí-ses de bajos ingresos y con déficit de alimentos po-drían aumentar, principalmente en Asia.

Producción, suministros, comercio y existencias mundiales de cereales

 
1999/00
2000/01
estim.
2001/02
pronóst.
 
(.....millones de toneladas.....)
Producción 1/
1 887
1 858
1 880
Trigo
590
583
582
Cereales
     
secundarios
888
875
902
Arroz (elabor.)
409
400
395
Suministros 2/
2 570
2 539
2 522
Utilización
1 891
1 902
1 935
Comercio 3/
235
234
236
Existencias
     
finales 4/
681
642
587

Utilización en 2001/02

La utilización mundial de cereales al cierre de las campañas que terminan en 2002 se pronostica en 1 935 millones de toneladas, 7 millones de toneladas menos que en el informe anterior, como consecuencia principalmente de los ajustes a la baja efectuados a los números correspondientes a la utilización de piensos en la CEI. Ello no obstante, la utilización mundial de cereales en 2001/02 registraría todavía un crecimiento anual de alrededor de 1,7 por ciento, porcentaje significativamente más elevado que el de la campaña anterior (0,5). Entre los factores principales que explican la expansión más rápida de lo previsto registrada en la utilización global de cereales cabe mencionar la debilidad de sus precios en los mercados internacionales y la abundancia de los suministros. De hecho, ahora se pronostica que la utilización total de piensos (casi 2 por ciento más que en la campaña anterior) superará las previsiones acerca del consumo mundial de alimentos.

Las existencias en 2002

El pronóstico de la FAO relativo a las existencias mundiales de cereales para las campañas agrícolas que terminan en 2002 se ha aumentado en 34 millones de toneladas desde el informe anterior a 587 millones de toneladas, debido a datos que indican una acumulación de reservas mayor de lo previsto en algunos de los principales países productores. Se trata, sin embargo, de un volumen inferior en 55 millones de toneladas, o sea 8 por ciento, al de la campaña anterior. Las existencias mundiales de trigo al cierre de las campañas que terminan en 2002 se pronostican ahora en 211 millones de toneladas, 11 millones de toneladas más que el pronóstico anterior pero todavía inferior en 26 millones de toneladas a las de la campaña anterior. También se pronostica ahora que las existencias totales de fin de campaña de los grandes exportadores serán algo más abundantes de lo que se había previsto anteriormente pero, situadas en 41 millones de toneladas, serán inferiores a las del año anterior. Desde el último informe también ha aumentado, en 10 millones de toneladas para situarse en 224 millones de toneladas, el pronóstico de las existencias mundiales de cereales secundarios para las campañas agrícolas que terminan en 2002, que aún así totaliza 16 millones de toneladas menos que su nivel de apertura. Del total, se pronostica que a los exportadores principales corresponderán 72 millones de toneladas, 9 millones de toneladas menos que el año anterior. El pronóstico relativo a las existencias mundiales de arroz se ha elevado desde el informe anterior para cifrarse ahora en alrededor de 151 millones de toneladas, lo que aún así representa una disminución de 14 millones de toneladas respecto del año anterior.

Los precios

Los precios internacionales del trigo se mantienen en gran parte invariados desde el último informe, y en general son más bajos que de los de la campaña anterior. Algunas características del mercado que podrían haberlos sostenido, como el estancamiento de la producción en 2001 y el aumento de las importa-ciones mundiales, no han logrado compensar el debilitamiento de los precios causado por la cuantía excepcionalmente grande de las existencias de otros países distintos de los grandes exportadores. En enero, el promedio del trigo No. 2 de los Estados Unidos (HRW, fob) fue de 128 dólares EE.UU. por tonelada, invariado desde noviembre de 2001 y 6 dólares EE.UU. menos por tonelada que en enero de 2001. Los precios internacionales del maíz se debilitaron un poco desde noviembre pero en su conjunto el mercado del maíz ha mostrado características semejantes a las del trigo debido a la situación muy semejante de la oferta y la demanda. En enero, el promedio de las cotizaciones de las exportaciones del maíz de los Estados Unidos fue de 92 dólares EE.UU. para el maíz amarillo No. 2 de los Estados Unidos, 2 dólares EE.UU. más que en no-viembre pero todavía más bajo que en el período correspondiente del año pasado. Los precios interna-cionales del arroz manifestaron algunas señales de re-cuperación en los dos últimos meses, y el índice de la FAO para los precios de exportación del arroz (1982-84=100) alcanzó un promedio de 90 puntos en enero, 2 puntos más que en noviembre. Sin embargo, los pre-cios del arroz continuaron mostrando tendencias signi-ficativamente divergentes según el tipo y el origen.


Previous PageTable Of ContentsNext Page