Previous Page Table Of ContentsNext Page

Actividades forestales de la FAO

El futuro de los bosques en Asia y el Pacífico

Los cambios económicos, sociales y medioambientales sin precedentes que se observan en la región de Asia y el Pacífico están alterando significativamente la forma en que se consideran y aprovechan los bosques de dicha región.
El panorama venidero fue el tema de una conferencia regional intitulada «El futuro de los bosques de Asia y el Pacífico: perspectivas para 2020», celebrada en Chiang Mai (Tailandia) del 16 al 18 de octubre de 2007. La conferencia reunió a más de 250 participantes de más de 40 países.

La conferencia fue organizada por la Comisión Forestal de Asia y el Pacífico (CFAP), en el ámbito del actual Estudio de las perspectivas del sector forestal en Asia y el Pacífico (APFSOS II), y representó tanto la ocasión de exponer las conclusiones preliminares del estudio como de celebrar un foro para recoger las opiniones de diferentes partes interesadas acerca de los cambios emergentes y sus implicaciones para los bosques y las actividades forestales de la región. Además de los puntos focales nacionales del APFSOS, los participantes incluían ingenieros forestales, estudiantes, docentes, investigadores, oficiales de gobierno, gestores de proyectos y representantes del sector privado, organizaciones no gubernamentales (ONG) y organizaciones multilaterales. Invitados especiales fueron los cinco ganadores de un concurso de ensayos para jóvenes profesionales, que habían expuesto de manera elocuente sus opiniones sobre el futuro de los bosques de la región.

Los participantes en la conferencia analizaron las principales dinámicas de cambios que se han observado en Asia y el Pacífico, y la manera probable en que tales fuerzas conformarán la percepción y el aprovechamiento de los bosques en los años venideros. Los temas tratados comprendieron las perspectivas macroeconómicas, los cambios medioambientales, la transición institucional, la urbanización, la evolución y aplicaciones de la tecnología, el comercio internacional, las tendencias en el uso de la tierra, la mitigación de la pobreza y la importancia creciente de los bosques plantados. También se expusieron las perspectivas del sector privado y de la sociedad civil.

En el discurso de apertura de la conferencia, Jagmohan Maini, ex coordinador del Foro de las Naciones Unidas sobre los Bosques, se refirió a la importancia de los procesos de planificación de ancha repercusión. Las ponencias siguientes consideraron la situación actual de los bosques de la región e hicieron proyecciones respecto a muchos de los factores de presión que influirán presumiblemente en los bosques en los próximos años. Numerosas opiniones contrastantes –en distinta medida pesimistas y optimistas– condujeron a debates encendidos acerca del futuro de los bosques de Asia y el Pacífico y el modo más apropiado de hacer frente a los nuevos retos. Durante una sesión de presentación de 55 carteles se pusieron de relieve las perspectivas en el plano nacional, ofreciéndose a los participantes la oportunidad de entablar discusiones informales sobre asuntos específicos.

La conferencia aseveró que, en general, el futuro de los bosques y de las actividades forestales en la región seguirá estando impulsado por factores en gran parte ajenos al sector forestal. La expansión demográfica, la transformación de las economías de subsistencia en economías de consumo, el aumento de la riqueza y de la actividad económica y los nuevos mercados intensificarán la demanda relacionada con los bosques, al propio tiempo que la presión medioambiental creciente exigirá que la sociedad en general llegue a ser receptora de los beneficios de unos valores forestales renovados. Se pronostica que conforme aumente la intensidad y la índole de la demanda de que son objeto los bosques, aumentarán asimismo los agentes de diverso tipo que tienen intereses en la diferente ordenación de los bosques; y este hecho subraya el gran desafío de equilibrar demandas varias que compiten entre sí.

A menos que se tomen medidas correctivas drásticas en todos los sectores, la corrupción –que no es privativa del solo sector forestal– seguirá entorpeciendo probablemente los esfuerzos encaminados a llevar a cabo una ordenación forestal sostenible. La conferencia fue unánime en puntualizar la importancia de unas estructuras de buen gobierno flexibles y de la colaboración activa con otros sectores y regiones.

Para hacer frente con éxito a los desafíos, se precisa una línea de pensamiento más elaborada y nuevas asociaciones. Las soluciones viables exigirán una orientación matizada e interdisciplinaria, además de la cooperación internacional. La conferencia marcó un paso importante en el avance hacia este tipo de intercambios y colaboraciones tan necesarios.
Las actas de la conferencia se publicarán a comienzos de 2008; el programa, las ponencias y los artículos están disponibles en: www.fao.org/forestry/site/33592/en

FAO/FO-5973/K. Chuankul

Evento especial sobre los bosques y la energía

Un Evento Especial de Alto Nivel: los bosques y la energía, convocado por el Director General de la FAO, Jacques Diouf, fue celebrado el 20 de noviembre de 2007 con ocasión del período de sesiones bienal de la Conferencia de la FAO. El discurso de apertura fue pronunciado por Pedro Verona Rodrigues Pires, Presidente de Cabo Verde; la sesión fue presidida por el Ministro de Bosques del Congo y el Ministro de Agricultura de Letonia.

En el evento participaron 275 delegados pertenecientes a alrededor de 90 Estados Miembros de la FAO. En las declaraciones de los países se reconoció el hecho de que la bioenergía se ha convertido en una cuestión estratégica mundial que repercute cada vez más en las condiciones económicas, sociales y medioambientales; y que gracias a la bioeneregía es posible mitigar el cambio climático. La madera es el más importante de los biocombustibles, y puede constituir un sustituto eficiente y económico de los combustibles fósiles. Sin embargo, en especial en los países en desarrollo, la escasa información sobre los usos de la madera como combustible representa un impedimento para la toma de decisiones de los países respecto del aprovechamiento sostenible de este recurso; y ello determina que los países suelan desperdiciar oportunidades de mitigar el cambio climático y de recurrir mayormente a fuentes energéticas mixtas. Más aún, el aumento demográfico y la mayor extensión de tierras que se siguen asignado a la producción de energía plantean que se deba examinar cuidadosamente las concesiones que es preciso hacer en relación con los bosques, la energía y los usos agrícolas.

Los delegados mencionaron que los siguientes asuntos representan necesidades que es preciso satisfacer para afrontar los desafíos presentes y futuros que se manifiestan en este campo:

XIII Congreso Forestal Mundial, 2009: invitación para la presentación de ponencias

La comunidad forestal internacional se reunirá del 18 al 25 de octubre de 2009 en Buenos Aires (Argentina) para celebrar el XIII Congreso Forestal Mundial, la reunión forestal mundial más importante. Durante una semana, los representantes del sector público y privado, la comunidad científica, los especialistas forestales, los profesionales y otras partes interesadas tendrán la oportunidad de analizar y debatir toda la gama de asuntos relacionados con las actividades forestales.

Bajo el lema de «Desarrollo forestal, equilibrio vital», el congreso abordará la ordenación forestal sostenible desde una perspectiva global e integrada. El congreso abarcará los siete campos temáticos siguientes:

  • Bosques y biodiversidad;
  • Produciendo para el desarrollo;
  • Los bosques al servicio de la gente;
  • Cuidando de nuestros bosques;
  • Sector forestal: oportunidades de desarrollo;
  • Organizando el desarrollo forestal;
  • Gente y bosques en armonía.

La estructura temática completa del congreso se puede consultar en el sitio Web del congreso (www.wfc2009.org).

Una parte importante del congreso serán las presentaciones voluntarias y las sesiones de carteles. Unas y otras deberán expresar ideas nuevas y proporcionar información sobre investigaciones actuales, experiencias de campo, proyectos de desarrollo, modelos teóricos o aplicaciones prácticas. El congreso procurará conseguir una representación equilibrada de las regiones geográficas y los puntos de vista.

Se invita a todas las personas interesadas a presentar ponencias antes del 30 de junio de 2008. Las ponencias no deberán superar las 4 500 palabras, incluyendo los cuadros, y deberán contener un resumen no más largo de 250 palabras. El autor deberá identificar el tema del congreso al que corresponde su ponencia, y justificar su inclusión bajo ese tema mediante tres a cinco palabras clave.

Todas las ponencias que se presenten serán examinadas por un grupo colegiado que las evaluará con arreglo a los siguientes criterios:

  • Pertinencia: ¿Es pertinente el asunto para las sesiones temáticas? ¿Será de interés para un amplio número de personas?
  • Calidad: ¿Es coherente el argumento, está correctamente estructurado y resulta comprensible?
  • Originalidad: ¿Se ha tratado el tema de manera novedosa y original? Las ponencias ya publicadas no serán aceptadas.

De acuerdo con la categoría que se les haya asignado, las ponencias serán publicadas integralmente o en parte en el sitio Web del congreso.

Algunas ponencias serán seleccionadas para su presentación por sus autores durante las sesiones del congreso, y algunos autores pueden ser invitados a preparar carteles. Para que una ponencia pueda ser considerada para una presentación, su contenido deberá revestir un interés considerable para las deliberaciones del congreso y ofrecer un análisis exhaustivo del asunto tratado. La ponencia deberá ser pertinente para un gran número de países o por lo menos para una ecorregión; tener relación con problemas actuales o emergentes; y tratar vinculaciones intersectoriales e interdisplinarias. Los autores deberán admitir que, sin que se les advierta previamente, sus ponencias puedan ser objeto de elaboración editorial y ser traducidas a los idiomas oficiales del congreso: español, inglés y francés.

Las personas que tienen la intención de participar en el congreso, incluidas las que han sido invitadas a hacer presentaciones, deberán registrarse pagando una cuota de registro y cubrir sus propios gastos.

Las instrucciones para las presentaciones se pueden descargar del sitio Web del congreso (www.wfc2009.org), o se pueden solicitar por correo postal o fax (véase más abajo) o por correo electrónico a: info@wfc2009.org

Se recomienda encarecidamente a los autores presentar sus ponencias introduciéndolas en el sitio Web del congreso. Como alternativa, los artículos y sus resúmenes se pueden enviar, antes del 30 de junio de 2008, a la dirección siguiente:

Oficial de documentación
XIII Congreso Forestal Mundial
Departamento Forestal
FAO
Viale delle Terme di Caracalla
00153 Roma, Italia
Tel: +39 06 5705-2198
Fax: +39 06 5705-5137
Correo electrónico: WFC-XIII@fao.org

Las personas o colectividades que deseen recibir informaciones ulteriores por correo electrónico pueden inscribirse en:
www.wfc2009.org



Vinculación de los programas forestales nacionales a las estrategias de reducción de la pobreza en África

Entre noviembre de 2005 y julio de 2007, la FAO llevó a cabo un estudio en diez países de África (Kenya, Malawi, Namibia, Níger, Nigeria, República Unida de Tanzanía, Sudán, Túnez, Uganda y Zambia), en colaboración con el Mecanismo para los programas forestales nacionales, con el objeto de examinar los nexos entre los programas forestales nacionales y las estrategias nacionales de reducción de la pobreza. El estudio reveló que ambos procesos no estaban adecuadamente conectados, porque las autoridades centrales no están a menudo al tanto de las múltiples formas en que los bosques y los árboles fuera del bosque contribuyen a la reducción de la pobreza, y asimismo porque los oficiales forestales no suelen estar involucrados en los debates sobre la pobreza. El estudio indicó también que una escasa capacidad en el ámbito forestal frena las iniciativas de colaboración que puedan surgir dentro o fuera del sector, comprendida la colaboración con los organismos centrales de planificación y los ministerios pertinentes.

En Nairobi (Kenya) se celebró, del 20 al 22 de noviembre de 2007, un taller regional para intercambiar ideas sobre las formas de reforzar la presencia e influencia de las actividades forestales en los procesos de toma de decisiones a nivel central. Con este propósito, los diez países participantes en el estudio analizaron los métodos prácticos para integrar los programas forestales nacionales en los planes nacionales de desarrollo y en las estrategias de reducción de la pobreza. El taller, organizado por la FAO en asociación con el Servicio Forestal de Kenya y el Mecanismo para los programas forestales nacionales, congregó a más de 40 participantes procedentes de gobiernos y organizaciones internacionales, incluyendo ministerios fuera del sector forestal – hacienda, planificación y desarrollo económico, estadísticas nacionales, medio ambiente y agricultura, entre otros.

Tras un fructífero intercambio de puntos de vista acerca de cómo mejorar la colaboración para reducir la pobreza –intercambio que convalidó los principales hallazgos y conclusiones del estudio–, cada país preparó una lista de asuntos prioritarios para acciones de seguimiento y determinó los campos en que se necesitaba contar con la ayuda del Mecanismo y de otros asociados internacionales. Los participantes de Kenya demostraron su compromiso y voluntad de implementar las propuestas contenidas en los informes de los países estableciendo durante la celebración del taller un grupo de acción multidisciplinario que programó su primera reunión para la semana siguiente.

XIII Congreso Forestal Mundial, 2009: invitación para la presentación de ponencias

En marzo de 2007, el Comité Forestal (COFO) pidió que, en consulta con los Estados Miembros de la FAO y otros asociados, se elaborara una nueva estrategia forestal de la FAO. El proceso consultivo ha comenzado. En la primera etapa de la consulta, se han pedido comentarios relativos a un documento de debate, publicado en línea (véase más abajo), sobre una estrategia posible. En el documento se presentan los siguientes eventuales objetivos estratégicos para el sector forestal:

  • La toma de decisiones es un proceso informado, armonizado entre los sectores y participativo.
  • Los beneficios producidos por los árboles, los bosques y las actividades forestales están aumentado, se están distribuyendo equitativamente, y están siendo ampliamente reconocidos y apreciados.
  • Los recursos forestales están aumentando, y los servicios proporcionados por el ecosistema son cada vez más valorados.

En el documento de debate se bosquejan asimismo algunos elementos potenciales de las estrategias con las que se pretende conseguir los objetivos; entre estos elementos se incluyen los que se enumeran a continuación:

  • refuerzo de la capacidad de los países para una toma de decisiones adecuada en materia de bosques mediante un proceso participativo;
  • refuerzo de la información para respaldar la formulación de las políticas;
  • mejora de las prácticas forestales mediante orientaciones sobre mejores prácticas y un proceso de participación entre múltiples partes interesadas;
  • promoción de redes para compartir los conocimientos y poner en ejecución las prácticas mejoradas;
  • realización de labores intersectoriales con el propósito de ayudar a los países a incorporar las actividades forestales en los procesos de desarrollo nacional;
  • realización de actividades en asociación con sujetos pertenecientes a los sectores público y privado para llevar a cabo negociaciones respecto a los recursos y evitar duplicaciones;
  • mejora de los vínculos verticales para facilitar el intercambio de conocimientos entre los niveles local, nacional, regional y mundial;
  • intensificación de las actividades de promoción para despertar conciencia y crear compromisos de inversión en una silvicultura mejorada;
  • prosecución de la función de foro neutral para el intercambio de conocimientos sobre los árboles y la silvicultura.

Los comentarios que se reciban durante el primer semestre de 2008 –incluyendo los debates que tendrán lugar durante las sesiones de las comisiones forestales regionales– servirán para preparar un borrador de estrategia, el cual será objeto de ulteriores desarrollos.
El borrador será difundido para que los interesados formulen opiniones durante la segunda fase de la consulta, que tendrá lugar a mediados de 2008. El objetivo es someter al COFO una nueva estrategia con ocasión de su próxima reunión, en marzo de 2009.
Se invita a los lectores de Unasylva a emitir comentarios acerca del documento de debate. El documento se puede consultar en:
www.fao.org/forestry/strategy

Los comentarios se pueden escribir directamente en la hoja contenida en el sitio Web, o enviar por correo electrónico a: FO-Strategy@fao.org


Los primeros Acuerdos de silvicultura comunitaria son firmados en Camboya

Los proyectos de la FAO financiados por Bélgica y Nueva Zelandia, que tienen un historial de actividades de varios años, han culminado en un acontecimiento capital para el desarrollo de la silvicultura comunitaria en Camboya: la firma de los diez primeros Acuerdos de silvicultura comunitaria pactados en ese país. El 19 de noviembre de 2007 tuvo lugar, en la aldea de Tbeng Lech, provincia de Siem Reap, una ceremonia oficial para el acto de la firma, en la que participaron el Jefe de la Administración Forestal del Acantonamiento de Siem Reap y los presidentes de los diez comités de ordenación forestal comunitaria. Estaban presentes también el Secretario de Estado en representación del Ministerio de Agricultura, Bosques y Pesca, el Gobernador Provincial de Siem Reap y el Director General de la Administración Forestal.

Se remonta a comienzos del decenio de 1990 la creación de un marco jurídico para la silvicultura comunitaria en Camboya, en el que las funciones y responsabilidades del Estado y de las comunidades resultan claramente definidas. El fruto de esos esfuerzos es la Ley Forestal de 2002, que reconoce la silvicultura comunitaria como una de las modalidades de la ordenación forestal comunitaria del país. Otros elementos del marco jurídico incluyen el Subdecreto sobre Ordenación Forestal Sostenible de 2003 y las Orientaciones sobre Silvicultura Comunitaria de 2006.

En conjunción con las comunidades forestales interesadas, numerosos proyectos apoyados por donantes han desarrollado simultáneamente la silvicultura comunitaria sobre el terreno. Existen en la actualidad en el país más de 264 bosques comunitarios en diversas fases de desarrollo, que cubren aproximadamente 179 000 ha y en los cuales participan más de 57 000 familias que están comenzando a obtener ganancias directas. La mayor parte de estas comunidades está tramitando el reconocimiento oficial de sus bosques comunitarios y colabora con la administración forestal y sus asociados en dar cumplimiento a las demás etapas contempladas en las Orientaciones.

El proyecto de la FAO «Bosques comunitarios del noroeste de Camboya», que tiene un historial de 12 años de actividades y es uno de los proyectos forestales de mayor antigüedad en el país, ha apoyado a lo largo de los años el desarrollo de 37 bosques comunitarios y seis áreas de protección comunitaria en la provincia de Siem Reap. El Acantonamiento de Siem Reap fue el primero en presentar una lista de bosques comunitarios potenciales al Ministerio de Agricultura, Bosques y Pesca, y el primero en recibir la aprobación ministerial para esos bosques. La firma de los Acuerdos de silvicultura comunitaria marca la etapa conclusiva de la oficialización de los bosques comunitarios, en los que ahora se podrán poner en ejecución los planes de ordenación forestal comunitaria oficiales. El proyecto seguirá brindando su apoyo para que otros bosques comunitarios puedan acceder al mismo rango de oficialización.

La FAO producirá un informe sobre la situación mundial de los recursos genéticos forestales

En su 11o período de sesiones en junio de 2007, la Comisión de Recursos Genéticos para la Alimentación y la Agricultura solicitó a la FAO la preparación de un informe sobre la situación mundial de los recursos genéticos forestales, que deberá ser examinado durante su 12o período de sesiones en 2009. La comisión reafirmó la urgencia de conservar, manejar y aprovechar los recursos genéticos forestales de forma sostenible con el fin de respaldar la seguridad alimentaria, la mitigación de la pobreza y la sostenibilidad medioambiental, y aprobó la inclusión de los recursos genéticos en su Programa de trabajo multianual.

Las labores relacionadas con el informe se desarrollarán en estrecha colaboración con asociados internacionales, tales como Bioversity International, y en coordinación con los programas regionales y mundiales en curso, como los que se llevan a cabo en el ámbito del Convenio sobre la Diversidad Biológica. El informe se concentrará en los recursos genéticos de árboles y arbustos que tienen en el presente una importancia para el bienestar humano, o que puedan tenerla en el futuro, y constituirá el fundamento de un marco de acción para los adelantos en materia de conservación y uso sostenible a nivel nacional, ecorregional y mundial.

El informe hará uso de los datos de la Evaluación de los recursos forestales mundiales (FRA) 2005 y de estudios sobre recursos genéticos nacionales y regionales llevados a cabo con el apoyo de la FAO desde mediados del decenio de 1990. Sin embargo, los conocimientos actuales no permiten utilizar la mayor parte de las variables cuantitativas y cualitativas registradas en los inventarios forestales para determinar la situación y tendencias de los recursos genéticos en cuanto a especies de árboles, proveniencias, poblaciones y genes. Por consiguiente, será necesario definir variables para evaluar la diversidad biológica y elaborar unos indicadores genéticos fácilmente mensurables que permitan controlar los cambios que tienen lugar a lo largo del tiempo.

Previous PageTable Of ContentsNext Page