Inicio  > Como trabajamos > Proteger y construir

Aplicar medidas de reducción del riesgo y de la vulnerabilidad

Aplicar medidas de reducción del riesgo y de la vulnerabilidad

Proteger y reconstruir los medios de vida para aumentar la capacidad de recuperación de la población vulnerable a las crisis por medio de la prevención y la mitigación de los efectos de los desastres y las crisis en todos los sectores agropecuarios

Los quatros pilares de la estrategia de resiliencia de la FAO

  1. Creación de un entorno favorable
  2. Vigilancia para salvaguardar
  3. Aplicar medidas de reducción del riesgo y de la vulnerabilidad
  4. Preparación y respuesta

Los peligros son inevitables, pero lo que se puede prevenir y mitigar son los efectos de los desastres, los conflictos y las amenazas a la salud humana relacionadas con los animales (incluidas las especies acuáticas), así como las crisis de la cadena alimentaria y socioeconómicas.

Las actividades de prevención y mitigación se llevan a cabo antes y después de los desastres y están orientadas a un determinado contexto con el fin de reducir los factores de riesgo subyacentes. A continuación, se presentan algunos ejemplos de la labor que la FAO lleva a cabo y promueve:

  • Adaptación a la variabilidad del clima y al cambio climático: el clima está cambiando, lo que significa que las comunidades no pueden basarse en su experiencia para hacer frente a las condiciones en transformación. Por lo tanto, para poder garantizar la seguridad alimentaria y nutricional de la población vulnerable es preciso que las comunidades, los científicos y los responsables de las políticas trabajen juntos para adaptarse al cambio climático. El objetivo del programa de la FAO es incrementar la capacidad de recuperación de los sistemas y los medios de vida agropecuarios ante los efectos negativos del cambio climático o meteorológico, por ejemplo, a través de la utilización de cultivos y variedades más resistentes a las inundaciones o las sequías y adaptados al nuevo régimen climático.
  • Agrosilvicultura: se trata de un sistema integrado que combina árboles y arbustos con cultivos y/o ganado. En un sistema agrícola o en entornos urbanos o periurbanos, los árboles pueden ayudar a aumentar los ingresos y diversificar la producción. Los árboles y arbustos se pueden utilizar como cinturas protectoras, cortavientos y barreras vivas, disminuyendo así los efectos de las lluvias abundantes y los vendavales. Además, estabilizan los suelos, evitan la erosión y detienen la degradación de la tierra.
  • Agricultura de conservación: disminuye la perturbación del suelo y ayuda a mantener de manera permanente la capa vegetal del suelo y la rotación de cultivos. Estas prácticas ayudan a reducir al mínimo la erosión en los suelos escarpados y aumentan los rendimientos de los pequeños agricultores en los países expuestos a las sequías.
  • Gestión integrada de plagas: enfoque dirigido a la protección de los cultivos que reduce la aparición de plagas y mantiene la utilización de plaguicidas en niveles justificados desde el punto de vista económico e inocuos para la salud humana y el medio ambiente. Se basa en la utilización de variedades resistentes a los plaguicidas, las acciones de enemigos naturales y el control de los cultivos, de manera que aumenta la sostenibilidad de los sistemas agrícolas. Los programas se suelen ejecutar por medio de escuelas de campo para agricultores.
  • Medidas de precaución relacionadas con la pesca: la FAO fomenta la adopción de medidas como la instalación o mejora de sistemas de alerta contra tormentas; la capacitación de los pescadores en medidas de protección; la elaboración de planes de contingencia para casos de enfermedades o contaminación, y la estipulación de planes de seguro de la pesca.
  • Derechos seguros de acceso a la tierra y de tenencia: la FAO trata de mejorar el acceso a la tierra en países que se están recuperando de un conflicto violento (por ejemplo, Angola, Mozambique y el Sudán) y de desastres naturales como el tsunami de 2004 en el Océano Índico o el terremoto de 2010 en Haití. La organización ha desarrollado herramientas para los encargados de formular los proyectos y los especialistas en administración y tenencia de la tierra.
  • Seguridad alimentaria: comporta el acceso de los hogares de agricultores a cantidades adecuadas de semillas de buena calidad y materiales de plantación de variedades adaptadas de cultivos en todo momento. Entre las intervenciones dirigidas a aumentar la seguridad alimentaria en los sistemas agropecuarios figuran las ferias de semillas y actividades culturales, los sistemas de producción y almacenamiento de semillas basados en la comunidad y los programas de recuperación de semillas.
  • Gestión sostenible de los recursos hídricos: abarca la eficacia y la productividad del uso del agua, y fomenta las mejores prácticas de su utilización y conservación, como la captación del agua de lluvia, las técnicas de almacenamiento de agua, la reutilización del agua y el riego eficaz.

Temas Relacionados

 - Con el liderazgo de la Organización Mundial de la Salud (OMS), el sistema de las Naciones Unidas está movilizándose para ofrecer una respuesta coordinada para minimizar la amenaza del virus ...leer más
09/02/2016
 - Las lluvias inusualmente fuertes y generalizadas caídas recientemente en el noroeste de África, el Cuerno de África y Yemen podrían favorecer la cría de langostas del desierto, según advirtió hoy ...leer más
11/11/2015
 - Crece el temor de que sin una intervención a tiempo para frenar los brotes del virus H5N1 de la gripe aviar altamente patógena en África occidental, éste se propague por ...leer más
20/07/2015
 - Cada año millones de personas que dependen de la agricultura, la silvicultura y la pesca se enfrentan a sequías, inundaciones, plagas de las plantas o enfermedades de los animales, y ...leer más
28/11/2014
 - La vacunación masiva de los perros y la concienciación son clave para evitar la transmisión La Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO), la Organización Mundial ...leer más
27/09/2013
 - Madagascar está iniciando una campaña para combatir una plaga de langosta migratoria malgache, que pone en peligro la seguridad alimentaria y los medios de vida de unos 13 millones de ...leer más
23/09/2013