Evaluación de Bioenergía Sostenible

La formulación de políticas de Bioenergía debe basarse en la evidencia. Esta evidencia es proporcionada por la Evaluación de Bioenergía Sostenible que se basa en el Marco Analítico BEFS.

El Planteamiento BEFS tiene dos niveles para llevar a cabo una evaluación de la bioenergía sostenible, que cubre todos los procesos bioenergéticos a partir de la evaluación de la disponibilidad de materia prima a las opciones de uso final de la energía. Hay un nivel de evaluación initial llamado la Evaluación Rápida BEFS y un nivel más detallado llamado el Análisis Detallado BEFS. El primer paso es la Evaluación Rapida BEFS (BEFS RA), ya que puede llevarse a cabo en un plazo corto y puede servir como guía a los responsables políticos para que puedan obtener una evaluación inicial del potential de bioenergía en un contexto específico del país junto con los riesgos y beneficios potenciales, la viabilidad económica, y los indicadores sociales claves.

El Marco Analítico de BEFS inicia con la definición de la situación actual del país. Esto es seguido por tres áreas de análisis para toda la cadena de suministro de biocombustibles, concretamente Recursos Naturales, Análisis Tecno-económico y Análisis Socio-económico.

El análisis de Recursos Naturales incluye una Evaluación del Potencial de la Biomasa. Los análisis Tecno-económicos y Socio-económicos abordan los requerimientos de tecnología, los costos de producción, la inclusión de los pequeños agricultores, la generación de empleo y las necesidades de inversión.

Las consideraciones de seguridad alimentaria y las dimensiones de sostenibilidad se entrelazan a lo largo del Marco Analítico BEFS. Con respecto a la seguridad alimentaria, los usos actuales de la biomasa con fines no bioenergéticos, se substraen de la cantidad de materia prima potencialmente disponibles para la producción de bioenergía. Esto se hace para minimizar la competencia con los alimentos, la alimentación y otros usos. Respecto al acceso a los alimentos, las repercusiones laborales y la inclusión de los pequeños agricultores están dirigidas dependiendo del nivel de análisis.

En cuanto a la sostenibilidad, se abordan tres pilares principales (ambiental, social y económico). En la Evaluación del Potencial de la Biomasa, las áreas protegidas se excluyen y se da prioridad a la intensificación de la producción agrícola. Además, se excluye, los usos actuals de los residuos, incluida la gestión del suelo. Igualmente, se cubren temas de sostenibilidad económica y social, relacionadas con la viabilidad económica y financiera de los distintos procesos de biocombustibles, inclusión de pequeños productores y la generación de empleo, entre otras cosas.

La Evaluación Rápida BEFS proporciona una indicación previa del potencial de bioenergía sostenible del país.

El Análisis Detallado BEFS lleva a cabo el análisis a un nivel más detallado y definido espacialmente, por lo que proporciona resultados más precisos para informar a la formulación de políticas. Si el Análisis Detallado es precedido por la Evaluación Rápida BEFS, permitirá realizar un análisis profundo más específico.

última actualización:  jueves 14 de abril de 2016