Malawi

Malawi, un país sin salida al mar, en el sureste de África se enfrenta a importantes desafíos de desarrollo debido en parte a la fuerte dependencia de los productos importados, incluyendo el 100% de dependencia del petróleo importado. El acceso a la energía moderna es muy limitado con sólo el 10% de la población con acceso general, y menos del 1% en algunas zonas rurales. Más del 98% de energía en los hogares proviene de la biomasa tradicional como la leña y el carbón vegetal. Al mismo tiempo, Malawi está clasificado como un país de bajos ingresos y con déficit de alimentos con un 52% de la población viviendo por debajo del umbral de pobreza y el 27% de personas subnutridas. El maíz proporciona más de la mitad de la ingesta media de calorías diarias y más de tres cuartas partes de la población está involucrada directa o indirectamente en el cultivo de maíz. La excesiva dependencia de fuentes singulares de energía y alimentos han hecho que Malawi sea muy vulnerable al cambio climático y los cambios de precios de los productos básicos. La diversificación de la producción de alimentos y de energía son las mas altas prioridades del gobierno y se incluyen como componentes clave, tanto en  los Enfoques Sectoriales Agrícolas (ESA) como en la Estrategia Nacional de Exportación (ENE).

Hoja de Ruta

La Hoja de Ruta para la Bioenergía y Seguridad Alimentaria describe la dirección que el Gobierno aspira seguir para que el desarrollo del sector bioenergético  contribuya a la mejora de la seguridad alimentaria y energética.

La Hoja de Ruta incluye información general sobre el contexto energético y agrícola, un recopilación de políticas relevantes e iniciativas relacionadas, la visión, las prioridades acordadas por el Gobierno, y como el enfoque BEFS de la FAO puede contribuir a conseguir esas prioridades. Las prioridades de la Hoja de Ruta definidas por el Gobierno se basan en iniciativas y políticas existents para maximizar recursos y armonizar esfuerzos. El objetivo es que este documento pueda servir como base para actores que colaboran con el Gobierno en temas relacionados a la bioenergía y la seguridad alimentaria y sirva para identificar  acciones de apoyo técnico y normativo.
Mientras la Hoja de Ruta estima plazos y recursos pertinentes  para su ejecución, sería necesario  formular propuestas de proyecto para poder implementar las actividades incluidas en el documento.

La Hoja de Ruta para la Bioenergía y Seguridad Alimentaria fue puesta en marcha por el Ministerio de Energía como parte del proceso de revisión de la Política Energética Nacional vigente (2003) y para asegurar que el desarrollo de la bioenergía contribuya a las prioridades políticas y objetivos de desarrollo descritos en  la  Estrategia de Crecimiento y Desarrollo de Malawi II. El Ministerio de Energía solicitó asistencia técnica de la Organización para la Agricultura y la Alimentación mediante el Proyecto BEFS para desarrollo dicha Hoja de Ruta. Uno de los  componentes fundamentales del proyecto BEFS es la formación de grupos de trabajo interministeriales. En Malawi este proceso se inició en febrero de 2013, cuando catorce Ministerios y Departamentos fueron invitados a unirse a un grupo de trabajo interministerial para desarrollar en coordinación la Hoja de Ruta BEFS en los siguientes seis meses. El Grupo de Trabajo acordó reunirse aproximadamente cada seis-doce semanas para discutir las prioridades políticas, definir las acciones y especificar plazos, roles y recursos para su implementación. Entre febrero 2013 y diciembre 2013, el Grupo de Trabajo se reunió un total de cinco veces para desarrollar la Hoja de Ruta, incluyendo una semana de puesta en práctica de la herramienta BEFS Evaluación Rápida, para evaluar las prioridades previamente identificadas con datos específicos del país y definir cómo el Enfoque BEFS  podría subsanar algunas de las deficiencias existentes.

Grupo de Trabajo de BEFS en Malawi

última actualización:  jueves 13 de febrero de 2014