UNESCO
 

 El punto de contacto para la iniciativa de ERP en UNESCO es: s.aoyagi@unesco.org
 Información sobre UNESCO:www.UNESCO.org

El Instituto Internacional de Planeamiento de la Educación de UNESCO tiene un papel clave en la iniciativa FAO

El Instituto Internacional de Planeamiento de la Educación (IIPE) es un centro para la capacitación e investigación – especializado en planeación y administración de la educación. Fue creado por la UNESCO en 1963 en Paris, Francia. Está financiado por aportes de UNESCO y otras contribuciones voluntarias de los países miembros y otros. El Instituto Internacional de Planeamiento de la Educación es parte integral de la UNESCO, aunque goza de una amplia autonomía.

El fin principal del instituto es apoyar a los países miembros a mejorar la calidad y efectividad de sus sistemas educativos. Las principales actividades son la capacitación y la investigación. Tambien provee servicios a solicitud de los países miembros.
Recientemente, el Instituto Internacional de Planeamiento de la Educación ha firmado acuerdos bilaterales de asociación con alrededor de 20 instituciones y administra un buen número de Redes.

Para mayor información sobre IIPE:   http://www.unesco.org/iiep/eng/about/about.htm

UNESCO es la agencia líder de la iniciativa de “Educación para Todos” EFA

El movimiento de Educación para Todos empezó en la Conferencia Mundial de Educación para Todos en 1990. Desde entonces, los gobiernos, las organizaciones no gubernamentales, la sociedad civil, las agencias de donantes bilaterales y multilaterales y los medios de comunicación han hecho suya la causa de proporcionar educación primaria para todos los niños y niñas, jóvenes y adultos.

Para mayor información sobre “Educación para Todos”:   http://www.unesco.org/education/efa/index.shtml

De Jomtien a Dakar: Diez años de “Educación para Todos”

En 1990, representantes de 155 países y 150 organizaciones se comprometieron a procurar educación para todos para el año 2000, en la Conferencia de Educación para Todos (Jomtien, Tailandia). La intención se refirió a que los niños, los jóvenes y los adultos se beneficiarían de oportunidades educacionales que cubrirían sus necesidades básicas de aprendizaje. La Declaración Mundial sobre Educación para Todos así puntualizó con audacia una nueva dirección en educación.
La Declaración hizo que los rígidos sistemas de educación tuvieran su final allí, y anunció una era donde la flexibilidad podrá prosperar. En adelante la educación se hará a la medida, adaptada a las necesidades, a la cultura y las circunstancias de los educandos. Se tomó la decisión además, de revisar el progreso una década más tarde.
Dos importantes acontecimientos sucedieron en 1996. La Conferencia realizada a mediados de la década en Amman, Jordania, donde se observaron notables progresos. El informe subrayó que era necesaria una evaluación más profunda. El informe a UNESCO de la Comisión Internacional de Educación para el Siglo XXI promovió un punto de vista holístico de educación constituido por cuatro pilares: aprender a saber, aprender a hacer, aprender a ser y aprender a vivir juntos.
El texto fue adoptado ampliamente.

El Foro Mundial de Educación 2000

La década de Educación para Todos culminó en el Foro Mundial de Educación (26-28 de abril 2000, Dakar - Senegal) en donde se adoptó el Marco de Acción de Dakar. Educación para Todos: cumplir nuestros compromisos comunes. Este documento compromete a los gobiernos a alcanzar la educación primaria de calidad para todos en el año 2015, con énfasis particular en niñas escolares y la garantía por parte de los países donantes e instituciones “que por tanto ninguno de los países comprometidos seriamente con la educación primaria no podrá lograr estos fines por falta de recursos”.

La más grande revisión de la educación en la historia

El Marco de Acción de Dakar parte de los resultados de la Evaluación Global de EFA 2000 que envuelve a más de 180 países. Este ejercicio global fue lanzado en 1998 y ha sido el estudio más extenso que jamás se haya hecho en cuanto a educación se refiere. Fue realizado por equipos nacionales asesorados por diez grupos regionales de consulta, con la participación de Agencias de las Naciones Unidas, del Banco Mundial, agencias de donantes bilaterales, bancos de desarrollo y organizaciones intergubernamentales. Los resultados preliminares se debatieron en cinco conferencias regionales preparatorias y en una reunión con los países con más mayor población (E9) en diciembre 1999 y febero 2000. (Johannesburgo, África del Sur; Bangkok, Tailandia; El Cairo, Egipto; Recife, Brasil; Varsovia, Polonia; y Santo Domingo, República Dominicana). Las evaluaciones nacionales se completaron con 14 estudios temáticos sobre temas educacionales de interés global, encuestas sobre logros de aprendizaje y las condiciones de enseñanza-aprendizaje, y también 20 estudios de caso.

Los resultados

Las evaluaciones revelaron resultados complejos. El número de niños y niñas escolares aumentó (de 599 millones en 1990 a 681 millones en 1998) y muchos países alcanzaron una matrícula completa por la primera vez. Por otra parte, 113 millones de niños permanecen fuera de la escuela, la discriminación de las niñas continúa difundiéndose, y cerca de un billón de adultos, en su mayoría mujeres, son analfabetos. La falta de profesores calificados y de materiales de aprendizaje es una realidad en demasiadas escuelas. Mientras la comunidad de donantes fue criticada por la disminución de su compromiso, algunos países como Bangladesh, Brasil y Egipto identificaron cerca del 6 por ciento de su producto nacional bruto (GNP) para la educación. En algunos países africanos, la educación absorbe hasta un tercio del presupuesto nacional, aunque muchos de ellos gastan tanto en pagar su deuda, tanto como la suma de salud y educación primaria. También se encontró una gran disparidad en la calidad. Los sistemas muy conservadores, estuvieron demasiado lejos de las necesidades de los jóvenes en fuerte contraste con la plétora de iniciativas que con éxito adaptan el aprendizaje a las necesidades locales y llegan a las poblaciones más marginadas. Los medios masivos y las redes virtuales también empiezan a sacudir el polvo de los sistemas de educación.

Una mirada hacia el futuro

Existen desafíos desalentadores a futuro: ¿Cómo educar a los huérfanos del VIH/SIDA en regiones como Africa donde la pandemia está infligiendo grandes estragos? ¿Cómo ofrecer educación a los refugiados y desplazados cuyo número continua aumentando? ¿Cómo ayudar a los profesores a entender su nuevo papel y cómo emplear las nuevas tecnologías en beneficio de los pobres? Y probablemente el más desalentador de todos los desafíos en un mundo con 700 millones de personas viviendo en los cuarenta y dos países más endeudados, y es ¿Cómo ayudar a que la educación sobrepase la pobreza y a que millones de niños y niñas puedan realizarse con todo su potencial? El Marco de Acción de Dakar proporciona a la comunidad internacional una oportunidad de redefinir las estrategias de educación para alcanzar el legado de los años noventa y para continuar con el cambio. Más información relacionada con este movimiento está disponible en documentos conceptuales y FAQ, donde se responden las preguntas más frecuentes sobre la educación primaria alrededor del mundo.