Alianza FAO-UE
 
09/07/2014

El sector privado es clave para las Directrices Voluntarias

Seminario sobre las Directrices dirigido a las organizaciones del sector privado en Bruselas

El sector privado ha sido clave en la creación del concepto de las Directrices Voluntarias, y en la actualidad juega un papel importante como socio en su implementación, aseguró Rolf Hackbart, Director Adjunto de la Oficina de Asociaciones, Promoción y Desarrollo de Capacidades de la FAO, durante un seminario para la el sector privado sobre las Directrices Voluntarias sobre la gobernanza responsable de la tenencia de la tierra, la pesca y los bosques, que se celebró el 9 de julio de 2014 en Bruselas.

El seminario, organizado por la FAO y que ha tenido como anfitriones a las Direcciones Generales de Desarrollo y Cooperación (DG DEVCO) y Agricultura y Desarrollo Rural (DG AGRI) de la Comisión Europea, es un paso más para garantizar que el sector privado participe plenamente en la implementación de las Directrices Voluntarias, y que los puntos de vista, preocupaciones e ideas del sector privado se integren en el proceso.

El seminario contó con la presencia de expertos de alto nivel de la FAO y la UE sobre cuestiones de tenencia de la tierra, así como otros representantes de instituciones de la UE y de sus Estados miembros. El encuentro estaba orientado a un público del sector privado europeo y no europeo con sede en Bruselas, con el objetivo de presentar las Directrices y estudios de casos e iniciativas relacionadas con el sector privado.

Según Andrew Hilton, Oficial Superior de Tenencia de la Tierra de la FAO, fue una oportunidad para iniciar un diálogo abierto con representantes del sector privado para ver cómo pueden implementarse mejor las directrices. “Uno de los aspectos principales de las Directrices Voluntarias -señaló Hilton- es establecer un diálogo abierto con todas las partes interesadas, en particular con las personas afectadas por las inversiones”.

Hilton añadió que el sector privado ha sido un socio fundamental para la elaboración y adopción de las Directrices Voluntarias. Antes del iniciarse su redacción, tuvo lugar una serie de quince talleres en todo el mundo, y los participantes del sector privado se unieron a esas discusiones iniciales. Se celebraron dos talleres adicionales dirigidos específicamente al sector privado, y éste jugó un papel decisivo en la adopción de las Directrices.

Durante el seminario se discutieron los riesgos y oportunidades para el sector privado, así como opciones de colaboración entre este sector y otras partes interesadas, además de los vínculos con iniciativas existentes para crear redes a nivel mundial, regional y nacional.

Proyectos de la UE
El camino hacia la legalidad
Construyendo la muralla de África
Cultivando juntos