FAO>Pesca y Acuicultura
Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agriculturapara un mundo sin hambre
EnglishFrançaisРусский
Las denominaciones empleadas en los mapas y la forma en que aparecen presentados los datos tienen fines ilustrativos solamente y no implican, por parte de la FAO, juicio alguno sobre la condición jurídica de países, territorios o zonas marítimas, ni respecto de la delimitación de sus fronteras o confines.

Parte I Visión sintetica y principales indicadores

  1. Perfil del país
  2. Datos geográficos generales y indicadores económicos
  3. Estadísticas de pesca de la FAO

Parte II Presentación (2015)

  1. Sector de la producción
    • Subsector de la pesca marítima
      • Perfil de las capturas
      • Puntos de desembarque
      • Prácticas y sistemas de pesca
      • Principales recursos
      • Ordenación aplicada a las principales actividades pesqueras
      • Comunidades de pescadores
    • Subsector de la pesca continental
    • Subsector de la acuicultura - NASO
    • Subsector de la pesca recreativa
  2. Sector de postcaptura
    • Utilización del pescado
    • Mercados del pescado
  3. Contribución socio-económica del sector pesquero
    • Función económica de la pesca en la economía nacional
    • Comercio
    • Seguridad alimentaria
    • Empleo
    • Desarrollo rural
  4. Tendencias, asuntos y desarrollo
    • Limitaciones y oportunidades
    • Investigación, educación y capacitación
      • Investigación
      • Educación y capacitación
    • Ayuda exterior
  5. Instituciones del sector pesquero
  6. Marco jurídico
    • Marco jurídico regional e internacional
  7. Anexos
  8. Referencias

Información adicional

  1. Bases de datos temáticas de la FAO
  2. Publicaciones
  3. Archivo de Reuniones y Noticias

Parte I Visión sintetica y principales indicadores

La Parte I del Perfil sobre la Pesca y la Acuicultura ha sido preparada utilizando la información más actual disponible en los Perfiles de País de la FAO y en los programas de Estadística disponible al momento de la publicación. Algunas inconsistencias podrían explicarse a partir del hecho que dicha información podría haber sido generada en momentos distintos.

Perfil del país

Preparado: Junio 2015

El sector pesquero y acuícola de Cuba es un contribuyente importante a la seguridad alimentaria, (suministrando 5.5 kg anual per cápita en 2011), a los beneficios económicos (con exportaciones e importaciones de productos pesqueros estimados en 71 y 25 millones de USD respectivamente en 2013), y  a los beneficios sociales (7 480 empleos directos en 2013).

La producción pesquera de captura se ha reducido a 23 000 toneladas en 2010-20132, una décima parte de su máximo en 1986 cuando el país pescaba también en aguas distantes, y se compone principalmente de la langosta común del Caribe, peces marinos y tilapia azul. En el 2013 un total de 700 embarcaciones componían la flota pesquera; con más de la mitad motorizadas. La producción de la acuicultura ha mostrado una gran fluctuación y fue de 29 600 toneladas en 2013 – siendo de mayor importancia las especies de agua dulce.

Los potenciales de expansión de la producción de captura son limitados y se concentran en la adopción de un enfoque de ordenación que permita recuperar las poblaciones que pueden haber sufrido sobrepesca. Los mayores potenciales de expansión radican en la acuicultura. La calidad y la seguridad alimentaria de los productos del mar es un tema de prioritaria importancia.

La principal contraparte de la FAO en el sector sigue siendo el Centro de Investigaciones Pesqueras del Ministerio de la Industria Alimentaria (MINAL), y está relacionado con la evaluación de los recursos vivos del mar, los cultivos marinos y el desarrollo de tecnologías de procesamiento de productos pesqueros, la contaminación marina y la preservación del Medio Ambiente.

Cuba sigue ahora los Lineamientos de la Política Social y Económica aprobados en abril 2011, de los cuales solo dos mencionan específicamente al sector pesquero y acuícola:

  • Lineamiento 213: Incrementar los niveles productivos y de eficiencia en la pesca de plataforma, cumpliendo las regulaciones pesqueras, para lograr una explotación racional de estos recursos y la preservación del medio marino y costero. La acuicultura se desarrollará con una elevada disciplina tecnológica y la mejora constante de genética. Este sector deberá lograr ingresos externos netos para financiar la importación de aquellos renglones que no sea posible producir en el país.


  • Lineamiento 214: La industria pesquera, deberá incrementar, con calidad, el abastecimiento de productos pesqueros al turismo y al resto del mercado interno en divisas con producciones nacionales.


Desde el  2008, las empresas pesqueras en Cuba compran el 100 por ciento de las capturas de los pescadores privados y se los pagan a precios diferenciados, casi al 90 por ciento del precio que posteriormente se ofrece en el mercado. Se estudian algunas nuevas propuestas sobre la comercialización en este sector, pero hasta ahora no se ha publicado nada.

Cuba es parte en la Convención de las Naciones Unidas sobre el Derecho del Mar (1982). El País no ha ratificado el Acuerdo de 1993 para Promover el Cumplimiento de las Medidas Internacionales de Conservación y Ordenación por los Buques Pesqueros que Pescan en Alta Mar, el Acuerdo de las Naciones Unidas sobre las Poblaciones de Peces de 1995, ni el Acuerdo sobre las medidas del Estado rector del puerto de 2009.
 
Datos geográficos generales y indicadores económicos

Cuadro 1 – Cuba – Indicadores geográficos y económicos generales

Superficie del país 109 884 km2
Superficie acuática 67 831 km2
Superficie continental 106 757 km2
Extensión del litoral continental 5 746 km
Población (2014) 11 259 miles
PIB a precios de comprador (2012) 71 017 millones USD
PIB per cápita (2012) 6 301 USD
PIB agrícola (2011) 2 832 millones USD
PIB pesquero Non disponible


Estadísticas clave

Población-Estimaciones11231FAOSTAT. Datos oficiales, 2015
PIB60 806millones de dólares USWorld Bank. Estimado, 2008

Fuente: Perfiles de países de la FAO

Estadísticas de pesca de la FAOLos cuadros y gráficos en esta sección han sido preparados por la Unidad de las Estadísticas y Información del Departamento de Pesca y diseminados en 2015.

Cuadro 2 – Cuba – Estadísticas de pesca

      1980 1990 2000 2010 2011 2012 2013
PRODUCTION (thousand tonnes) 186.4 188.0 101.2 55.4 48.7 48.5 51.6
    Inland 180.2 171.7 94.2 48.7 43.3 42.3 44.3
    Marine 6.2 16.3 7.0 6.7 5.3 6.2 7.3
  Aquaculture 2.3 8.2 32.8 31.4 24.6 26.2 29.6
    Inland 1.2 7.0 28.8 26.7 20.6 21.6 23.9
    Marine 1.1 1.2 4.0 4.7 4.0 4.6 5.6
  Capture 184.1 179.8 68.4 24.0 24.1 22.3 22.1
    Inland 179.0 164.7 65.4 21.9 22.7 20.7 20.4
    Marine 5.1 15.1 3.0 2.0 1.3 1.6 1.7
                   
TRADE (USD million)              
  Import 81.2 36.5 43.0 25.7 31.5 26.0 25.0
  Export 123.8 101.1 87.2 59.7 66.2 77.0 71.0
                   
EMPLOYMENT (thousands) 15.7 12.1 7.8 7.8 7.7 7.5
  Aquaculture 3.9 3.9 3.6 3.6
  Capture 15.7 12.1 3.9 3.9 4.1 3.9
    Inland
    Marine 15.7 12.1 3.9 3.9 4.1 3.9
                   
FLEET(thousands boats) ... 2.0 1.8 2.6 0.8 0.7
                   
APPARENT FOOD CONSUMPTION              
  Fish food supply (thousand tonnes in live weight equivalent) 175.6 190.7 126.4 64.9 61.6    
  Per Capita Supply (kilograms) 17.9 18.0 11.4 5.8 5.5    
  Fish Proteins (grams per capita per day) 5.4 4.9 3.5 1.6 1.5    
  Fish/Animal Proteins (%) 15.6 14.3 15.2 5.3 5.0    
  Fish/Total Proteins (%) 7.6 7.2 5.0 2.0 1.8    
                   
Source: FAO Fishery and Aquaculture Statistics              
1) Excluding aquatic plants              
2) Due to roundings total may not sum up              




Figura 1 – CUBA – Producción total de la pesca/Total fishery production
Figura 1 – CUBA – Producción total de la pesca/Total fishery production




Figura 2 – Cuba – Producción de plantas acuáticas/Production of aquatic plants
Figura 2 – Cuba – Producción de plantas acuáticas/Production of aquatic plants




Figura 3 – Cuba – Producción de la pesca de captura marina/Capture production
Figura 3 – Cuba – Producción de la pesca de captura marina/Capture production




Figura 4 – Cuba – Principales grupos de especies en la producción de la pesca de captura marina/Major species groups in capture production
Figura 4 – Cuba – Principales grupos de especies en la producción de la pesca de captura marina/Major species groups in capture production




Figura 5 – Composición de la producción de la pesca de captura - 2013/Composition of capture production - 2013
Figura 5 – Composición de la producción de la pesca de captura - 2013/Composition of capture production - 2013




Figura 6 – Cuba – Producción de la acuicultura/Aquaculture production
Figura 6 – Cuba – Producción de la acuicultura/Aquaculture production




Figura 7 – Cuba – Principales grupos de especies en la producción de la acuicultura/Major species groups in aquaculture production
Figura 7 – Cuba – Principales grupos de especies en la producción de la acuicultura/Major species groups in aquaculture production




Figura 8 – Cuba – Valor de las importaciones y exportaciones de pescado y productos pesqueros/Import and export value of fish and fishery products
Figura 8 – Cuba – Valor de las importaciones y exportaciones de pescado y productos pesqueros/Import and export value of fish and fishery products




Figura 9 – Cuba – Principales grupos de especies en las importaciones/Major species groups in import
Figura 9 – Cuba – Principales grupos de especies en las importaciones/Major species groups in import




Figura 10 – Cuba – Principales grupos de especies en las exportaciones/Major species groups in export
Figura 10 – Cuba – Principales grupos de especies en las exportaciones/Major species groups in export




Figura 11 – Cuba – Suministro per cápita de pescado y productos pesqueros/Per capita supply of fish and fishery products
Figura 11 – Cuba – Suministro per cápita de pescado y productos pesqueros/Per capita supply of fish and fishery products




Figura 12 – Cuba – Composición del suministro total de pescado y productos pesqueros - 2011/Composition of total fish food supply - 2011
Figura 12 – Cuba – Composición del suministro total de pescado y productos pesqueros - 2011/Composition of total fish food supply - 2011


Actualizado 2015Parte II Presentación

La Parte II del Perfil sobre la Pesca y la Acuicultura proporciona información adicional basada en fuentes nacionales y de otros orígenes, y válida en el momento de su preparación (véase el año de actualización arriba). Las referencias a estas fuentes se citan en la medida de lo posible.

Sector de la producciónLa pesca en Cuba logra determinada significación económica a partir de 1935; las capturas de la plataforma alcanzaban las 18 000 t en 1959, en tanto la producción total incluyendo la de aguas interiores no rebasaba la cifra de 23 000 t, 3 000 de ellas se pescaban en altamar. En la década de 1980, sus niveles máximos de captura fueron de 77 264 t (Baisre, 2004).

La producción marina presenta como promedio de captura la cifra de 23 000 t, de éste total la producción de plataforma hasta la isobata de 200 m, oscila en 18 000 t y la langosta (1), constituye el 21 por ciento del total, mientras que en bienes o ingresos la misma aporta un 80 por ciento dado el valor actual de dicha especie en el mercado internacional.

Los recursos marinos decrecen, por ello las áreas de la plataforma marina se encuentran bajo estrictas medidas regulatorias. Un 10,8 por ciento de las áreas señaladas como zonas de pesca están sometidas a lo que se denomina Zonas Bajo Régimen Especial de Uso y Protección (ZBREUP en lo sucesivo) para las pesquerías comerciales, mientras si se incluyen las Áreas Marinas Protegidas el total sería de un 32 por ciento.

Cuadro 3 – Cuba – Indicadores geográficos y económicos generales

Superficie terrestre del país 109 884 km2
Superficie acuática 67 831 Km2
Superficie acuática ha (Isobata 200m) 6 988 057,85 ha
Superficie de Pesca 5 708 400 ha
Superficie ZBREUP 618 070 ha
Población año 2012 (ONE) 11 163 934
PIB per cápita (año 2012) 4 635,0 (millones USD)
PIB agrícola (año 2012) 1 85,6 (millones USD)
PIB pesquero (año 2012) 53,8 (millones USD)


La pesca marina fuera de las 200 millas de la Zona Económica de Cuba (ZEE en lo adelante), se realiza previamente convenida por cuotas mediante organizaciones internacionales o con otros países por firma de convenios multilaterales o bilaterales, como por ejemplo la realizada con México en el Golfo de México y Canadá en el Atlántico Norte; dentro de la ZEE por ordenamiento pesquero y cuotas al sector estatal y privado.

En la acuicultura tenemos la continental (fluvial en tierra dentro) y la marina; en el primer caso se realiza tomando fuentes de agua dulce en tres sistemas de cultivo: la realizada por repoblaciones sistemáticas y un manejo de la captura en los reservorios hidráulicos construidos (represas), son capturas a partir del reclutamiento la que también la llamamos acuicultura de repoblación y/o extensiva; tenemos la intensiva o semi-intensiva, según la densidad de siembra y el tipo de alimento suministrado, que se realiza en estanques de tierra o concreto y en jaulas; en el segundo caso a un nivel comercial, la acuicultura marina está representada por la camaronicultura del Camarón blanco (2), que se reproduce en laboratorios y las semillas se les da crecimiento en estanques. La Maricultura se desarrolla con pocas especies en una fase investigativa, donde solamente el ostión de mangle (3), tiene parte de su producción comercial por un manejo extensivo de larvas silvestres al colocar colectores para la engorda y fijarse las semillas en ellos.

La acuicultura la realiza el Ministerio de la Industria Alimentaria como organismo rector (en lo sucesivo MINAL) y se han incorporado en la década de 1990 para la parte fluvial otros cinco organismos del Estado: Ministerio de la Agricultura (MINAGRI), Ministerio de Educación (MINED, Ministerio de las Fuerzas Armadas (MINFAR) y del Interior (MININT) y el Grupo empresarial para la Industria Azucarera (AZCUBA).

Los organismos mencionados también realizan pesca marina con cuotas de captura en zonas seleccionadas. Los pescadores privados marinos y fluviales son contratados y venden parte del pescado capturado al sector estatal, llamándose “Pesca comercial privada”; tanto la producción de los otros organismos como la pesca privada en los últimos cinco años aporta unas 6 500 toneladas (de ellas 1 600 t, son en particular de la pesca marina).

La distribución de la producción podemos insertarla en tres zonas a saber:

Figura 13a - Cuba - Distribución de la producción por zonas 2009-2011
Figura 13a - Cuba - Distribución de la producción por zonas 2009-2011
Fuente: Datos archivo autor pos las estadísticas de la Pesca.

El Sector de la pesca, al ser un país rodeado por el mar, constituye una fuente de proteínas que contribuye a la seguridad alimentaria del pueblo, comercializándose unas 35 000 t en mercados nacionales e internacionales, una vez procesada la captura comercial. Los desperdicios del proceso que es el resto de la producción total se destinan a la alimentación en la cría animal de especies menores de la ganadería y en la acuicultura.

Al declinar las pesquerías en la década de 1980, cobra una relevada importancia la acuicultura, la que constituye el 53 por ciento del total de la producción obtenida en el año 2012.

En la dinámica económica está jugando un importante papel la ciencia y la tecnología, tanto para la actividad pesquera como en la acuicultura, la que interviene en la prevención y eliminación de los problemas ambientales, cumplimentando el perfeccionamiento de los indicadores que midan un cambio, y repercuta en la elevación de la calidad de vida de la población.

En los momentos actuales en Cuba, al igual que en muchos países del mundo, hay una tendencia decreciente de sus capturas marinas, producto de una disminución de sus recursos y de la influencia negativa que otros factores antropogénicos y ambientales ejercen sobre los mismos. Varias son las medidas tomadas tratando de mejorar, o al menos estabilizar, esta situación, entre ellas se encuentran: la eliminación de las artes de pesca más agresivas a las especies y el medio; el establecimiento de Zonas de Protección (ZBREUP), que limitan o eliminan operaciones pesqueras en ellas; la implementación de nuevas tallas mínimas para las capturas de varias especies, el control del esfuerzo pesquero en momentos de reproducción, la implantación de vedas en períodos reproductivos y la implantación de Áreas Marinas Protegidas. Por ello la Pesca está moviéndose hacia el incremento de los cultivos fluviales, en aguas marinas la camaronicultura y en fase exploratoria la maricultura en peces, tratando de mantener el nivel alimentario de la población y a su vez disminuir la presión sobre las pesquerías.

Nota: Los nombres científicos y comunes de las especies y géneros no especificados en el Informe, se reflejan y exponen según orden de aparición en el texto, numéricamente, y están contenidos en Anexo I, Cuadro 17. Subsector de la pesca marítimaPerfil de las capturasLas aguas marítimas cubanas son muy ricas en especies, no obstante se caracterizan por la poca abundancia de sus recursos pesqueros, aunque por estas mismas razones, las especies alcanzan un extraordinario valor en el mercado mundial. Una riqueza de tal magnitud y con costos de producción relativamente bajos, han convertido a la pesca marítima en una fuente de financiamiento para el resto del sector pesquero y para la propia economía nacional.

A partir de 1959 se produce un desarrollo de las diferentes pesquerías por la creación de facilidades logísticas y sociales, contribuyendo al incremento del esfuerzo pesquero, que, al llevarse de forma no controlada, provocaron fenómenos de sobrepesca en algunas pesquerías.

Actualmente, prácticamente todas las pesquerías marinas de las aguas cubanas han sido explotadas al máximo e incluso en algunos casos y como ya hemos señalado se han producido fenómenos de sobre pesca. A esta situación se suma una disminución sensible de los aportes de nutrientes a la plataforma cubana estrechamente asociados a diferentes factores entre los que se considera el represado de los principales ríos y las bajas aplicaciones de fertilizantes en los campos cubanos durante la década de 1990. Estas condiciones han disminuido la capacidad de carga del ecosistema y por consiguiente el potencial pesquero de la plataforma marina. La posibilidad de conservar y explotar a largo plazo dichos recursos naturales del mar, solo se hace posible a través de un sistema de manejo sostenible de acuerdo con la abundancia actual.

Por diferentes autores se señala (Claro 2001, Baisre 2004, Villegas 2006) que el nivel de explotación de las especies importantes de valor comercial analizadas presenta diferentes estados de desarrollo (Figura 13b).

Figura 13b – Cuba - Estado desarrollo de las pesquerías en por ciento
Figura 13b – Cuba - Estado desarrollo de las pesquerías en por ciento
Fuente: Datos del Autor, Claro 2001, Baisre 2004 y Villegas 2006.

De esta manera existen marcados problemas en un grupo de especies donde se presenta una sustancial disminución de sus pesquerías, lo que reflejaremos en una selección de cuatro especies, mostrados gráficamente:

Figura 14 – Cuba - Pesquería del Macabí (4) Title:Figura 15 – Cuba - Pesquería Sardina de ley (5)
Figura 14 – Cuba - Pesquería del Macabí (4) Title:Figura 15 – Cuba - Pesquería Sardina de ley (5)


Figura 16 – Cuba - Pesquería de la Mojarra (6) Title:Figura 17 – Cuba - Pesquería de la Biajaiba (7)
Figura 16 – Cuba - Pesquería de la Mojarra (6) Title:Figura 17 – Cuba - Pesquería de la Biajaiba (7)
Fuente: Taller de Matanzas 2001, Conferencia de Peces, S. Valle, CIP

Seguidamente se produce una tendencia descendente de las capturas, hasta llegar a los niveles actuales, donde muchos recursos se encuentran plenamente explotados y en algunos casos sobreexplotados (Figura 13b), influenciados como ya se ha dicho por deterioros del hábitat, debido a causas antropogénicas y ambientales y por el uso de artes de pesca poco selectivos (tranques y chinchorros).

Un ejemplo del indiscriminado empleo de artes dañinas podemos verlo claramente representado en la pesquería de la biajaiba, iniciada sobre la década de los años 70, con el incremento de tranques durante la corrida reproductiva de esta especie. Sin embargo se observa una discreta recuperación en varias especies (Figuras 14 al 15) a partir de 2006, dada las medidas regulatorias establecidas y su eficiente control (ver más detalles en el Punto “Marco Jurídico”).
Puntos de desembarqueLos mayores desembarques de pescado se realizan por el sur del país para la langosta y el camarón, mientras que en los peces principalmente se captura y desembarca por el sur y por el norte-oriental.

Los desembarques muestran una tendencia decreciente, lo que afecta la entrada del producto a la industria. Se procesan las diferentes especies marinas y de agua dulce y se aprovecha un 65 por ciento de la producción.

Existen 11 lugares fundamentales por donde este desembarque se realiza (Figura 18), donde se llevan a cabo muestreos biológicos pesqueros y de calidad por la representatividad de las capturas y cercanía a la industria. En estos puntos de desembarque se realiza sistemáticamente el control biológico pesquero y de calidad de las especies capturadas tanto marinas como de agua dulce; en ocho de estos lugares se desembarca el 70 por ciento de las capturas del país.En el año 1995 se realizó la modernización de los establecimientos de acopio de la producción pesquera, la rehabilitación y ampliación de las capacidades frigoríficas y su equipamiento, y la rehabilitación y ampliación de las capacidades de producción de hielo. Se ubican estos lugares cercanos a donde se encuentran las empresas pesqueras siendo unidades de acopio y transformación de las capturas, que pueden ser grandes industrias con frigoríficos o pequeñas plantas procesadoras con sus respectivas plantas de hielo, llamadas Unidades Estatales de Base (Fig. 18).

Figura18.- Cuba - Ubicación Empresas, Unidades de pesca y de transformación capturas.
Figura18.- Cuba - Ubicación Empresas, Unidades de pesca y de transformación capturas.
Fuente: Evento de Pesca, MINAL, 2011
Prácticas y sistemas de pescaLa abundancia de diferentes especies determina el empleo de diferentes técnicas de pesca, tales como vara y cordel, arrastre en el caso del camarón marino (8), pesqueros jaulones y nasas para las langostas, redes de enmalle para los peces, palangres para peces de mayores tallas entre otras. Las pesquerías cubanas combinan rasgos de pesquerías industriales y de pesquerías artesanales. Se han eliminado los chinchorros arrastreros de la pesca de peces y se mantiene en el caso del camarón utilizando un aditamento de escape diseñado por el Centro de investigaciones Pesqueras y se mantienen los chinchorros playeros para la pesca (bolapié principalmente).
Figura 19 – Cuba - Composición de las pesquerías por tipo de artes de pesca
Figura 19 – Cuba - Composición de las pesquerías por tipo de artes de pesca
Fuente: Conf. “Generalidades de la Pesca en Cuba”, Taller de Pesca, Matanzas, 2011.

Los peces se explotan comercialmente utilizando pesquerías multiespecíficas, mayoritariamente mediante el uso de las redes y solamente sobre los pequeños atunes se ejerce una pesquería especializada e igual en este caso para otros grupos/especies tales como la langosta, camarón, cangrejos (9), esponjas (10) y moluscos (11).

Existe en el país una buena estadística pesquera y en la biajaiba hay datos de desembarque desde el año 1935 y la especie constituye un ejemplo de una pesquería multiespecífica por la característica de formar cardúmenes para reproducirse; esta característica la hizo muy vulnerable a la sobrepesca y por eso a fines de la década de 1960 y en la primera mitad de la década de 1970, con la aplicación de un esfuerzo que contemplaba el empleo de barcos chinchorreros, las capturas aparentemente estaban estabilizadas, pero a partir de 1975 se produce un colapso de la pesquería. Así, de una cifra alcanzada de 4 000 t, estas decrecieron hasta valores inferiores a 1 000 t, y disminuyeron las tallas de captura de 25 cm a 18 cm.

Todo esto es válido para lo que ha ocurrido en otras especies de peces comerciales lo que ilustramos en las figuras del 14 al 17.

La situación descripta del uso del arrastre trajo aparejada el deterioro de los fondos, afectando las especies que ocupan dicho hábitat como los corales y otras especies valiosas en las capturas, por ejemplo los crustáceos.

La tendencia decreciente observada en el año 2002 en que el 87,6 por ciento de las principales pesquerías se encontraban con problemas (Claro 2002 y Baisre, 2004), es a partir del año 2006, por la toma de medidas regulatorias, donde se pueden observar discretos resultados. Por una parte la paulatina disminución del número de chinchorros desde el año 2003 hasta su total eliminación en el año 2012, el uso de aditamentos de escape en la pesquería del camarón y las rebajas en el número de embarcaciones y artes de pesca en todas las pesquerías, o sea, una reducción del esfuerzo pesquero, todo acompañado de la implementación de medidas precautorias como la delimitación de Zonas Bajo Régimen Especial de Uso y Protección (ZBREUP), zonas de desove vedadas y la utilización de vedas totales o parciales en corridas o etapas de reproducción, además del incremento de áreas marinas completamente protegidas, permiten el uso sostenible de los recursos. Lo explicado ha propiciado un cierto incremento en la captura por unidad de esfuerzo, representando un aumento del 5 por ciento en la eficiencia de las operaciones pesqueras en los últimos 5 años.

El modelo de las embarcaciones va dirigido al tipo de pesquería y la eslora tiene un largo desde los 4 hasta 21 pies (Fotos: Anexo II-del A.1 al A.4), y se trabaja con botes y cherneras, sobre todo por los otros Organismos participantes y los privados que trabajan la pesca costera de escama.

Cuadro 4 - Cuba - Composición de las embarcaciones artes en pesca marina

Embarcaciones/actividad Cantidad Barcos, Botes y cherneras Artes Pesca principales
Sector Estatal 846  
Barcos pequeños, botes y cherneras 273 -
Langosta 175 Nasas, pesqueros y jaulones
Camarón 30 Chinchorro de arrastre con aditamento de escape
Peces 277 Redes, palangre, chinchorro boliche y bolapie y nasas
Otras pesquerías 59 Atarraya, buceo, gancho y manual
De Organismos 32 Redes, palangre
Sector Privado

2 344

(97% de botes)

Redes, palangre
TOTAL Sector Estatal y Privado 3 190  
Fuente: Datos compilados a través de las autorizaciones y otros datos a partir de las resoluciones emitidas y trabajos publicados por especie.
Principales recursosEs preciso mencionar que las capturas cubanas se caracterizan por abarcar una impresionante variedad de Géneros y especies (más de 140), siendo el tercer país entre todos los del hemisferio occidental en cuanto a este aspecto, sólo superada por los Estados Unidos y Canadá según Adams, 1998 y Claro y Parenti 2001, entre otros autores. Las pesquerías de peces de interés comercial están compuestas principalmente por 28 géneros y especies y siete grupos de calidad válidos para su comercialización.

Los recursos pesqueros de la plataforma cubana son limitados, el potencial evaluado en la década de 1980 era de 60 000 t; el análisis de cada uno de los recursos pesqueros y sus picos máximos de captura muestran una pérdida histórica de 30 000 t, probablemente debido a la acción combinada de la pesca y cambios en el ecosistema marino. Por ello unido a la interacción en sinergia entre factores climáticos y antropogénicos, ha ocasionado afectaciones al hábitat marino costero cubano, lo cual, unido a la explotación pesquera no correctamente regulada en la década de 1970, ha causado disminuciones del reclutamiento, del tamaño de las poblaciones y por lo tanto de las capturas.

Atendiendo al principio de administración de pesquerías definido por la FAO y basados en el Código de Conducta para la Pesca Responsable, se han venido aplicando un conjunto de medidas regulatorias sobre la base de estudios científicos, encaminadas a un uso sostenible de los recursos marinos garantizadas por un sistema de control y vigilancia implementado al efecto.
Figura 20 – Cuba - Composición de la abundancia de las capturas por zona de pesca
Figura 20 – Cuba - Composición de la abundancia de las capturas por zona de pesca
Fuente: Datos del Autor

Figura 21.- Cuba - Capturas Marinas 1960-2011
Figura 21.- Cuba - Capturas Marinas 1960-2011
Fuente: Estadísticas ONE y datos del autor

Sin embargo, la aplicación de medidas para garantizar la sostenibilidad de los recursos mencionadas anteriormente (reducción del esfuerzo pesquero, implementación de cuotas y tallas mínimas de captura, implementación de zonas bajo régimen especial de uso y protección y áreas protegidas entre otras), solo ha incidido en una cierta sostenibilidad de algunas pesquerías, por ello las capturas se encuentran en los últimos años en el orden de las 24 000 t.

Los altos niveles productivos alcanzados en mar abierto hasta la década de 1980, correspondían a las Flotas del Alto, que aportaban aproximadamente el 58 por ciento de las capturas, mientras que en la década de 2 000 en aguas territoriales, este aporte tiene un rango desde un 35 por ciento. Del total de toneladas producidas el mayor porcentaje corresponde a los peces, estos aportan el 60 por ciento del total y la langosta representa el 21  por ciento, sin embargo por su precio de exportación corresponde al 80 por ciento de la divisa generada.

La pesca de plataforma se caracteriza por una variedad de especies del Grupo de los Peces (Cuadro 5) y de ellos un 10 por ciento son especies pelágicas. La pesca del Alto (mar abierto), está constituida principalmente por tiburones, peces de pico, pargos y túnidos.

Figura 22.- Cuba - Estructura de la captura bruta por grupos de especies
Figura 22.- Cuba - Estructura de la captura bruta por grupos de especies
Fuente: Estadísticas ONE y datos del autor

Cuadro 5 – Cuba - Distribución de los Grupos de especies por Empresas

Empresas Zona Especies Mas representadas
Pescarío Norte pargo criollo (12), biajaiba, rubia (13), chucho (14) – raya (15)
  Sur pargo criollo, cubera (16), biajaiba, rubia, chucho-raya, tiburones (17), roncos (18) , langosta
Pescaisla Sur pargo criollo, cubera, biajaiba, caballerote (19), roncos, langosta
Pescabat SUR biajaiba, caballerote y chucho-raya, langosta
Pescamat norte biajaiba, tiburón, rubia y roncos
  sur biajaiba, caballerote, chucho-raya y ronco, langosta
Pescavilla NORTE pargo criollo, biajaiba, caballerote, chucho-raya, tiburones y patao-mojarra (20)
Pescacien SUR pargo criollo, rubia, biajaiba, caballerote y roncos
Pescaspir SUR pargo criollo, rubia, biajaiba, chucho-raya, tiburones, roncos, machuelo (21), langosta
Pescavila norte pargo criollo, caballerote, tiburones, chucho-raya, patao-mojarra, verrugato (22) y machuelo
  sur Sierra (23), serrucho (24), pintada (25), chucho-raya, tiburones, patao – mojarra y langosta
Pescacam norte pargo criollo, liseta (26), chucho-raya, tiburón, caballerote, patao–mojarra, roncos y machuelo
  sur Sierra-serrucho, patao-mojarra, machuelo, pargo criollo, chucho-raya, langosta y camarón (27)
Pescatun norte Lisa (28), cojinúa, patao-mojarra, macabí y machuelo
  sur patao – mojarra, machuelo, chucho – raya y sierra – serrucho, langosta
Pescahol Norte Agujas (29), biajaiba, cojinúa, patao-mojarra, corvina (30), chucho-raya, dorado (31)
Pescagran SUR biajaiba, liseta, patao- mojarra, agujas, sierra–serrucho, machuelo y chucho- raya, langosta y camarón
Pescasan SUR tiburón, biajaiba, rubia y pargo criollo
Pescaguan norte pargo criollo, tiburones y dorado(31)
  sur Lisa, tiburones, chucho – raya, patao – mojarra y machuelo
Fuente: S. Valle CIP, Taller de Matanzas, 2011 y datos del Autor

Para el desarrollo de la actividad se cuenta con el personal necesario, capacitado por las instituciones de investigación y docentes.
Ordenación aplicada a las principales actividades pesqueras

Objetivos

Las pesquerías principales están sujetas a estrategias de trabajo que en sus planes de desarrollo tienen tres objetivos fundamentales tales como:

  • Incorporación de la dimensión ambiental en la concepción de los proyectos, programas y planes de desarrollo del sector pesquero cubano.
  • Garantizar la explotación sostenible de los recursos a través de un sistema eficiente de administración pesquera y el cumplimiento riguroso de las medidas regulatorias establecidas en el Decreto Ley No.164 “Reglamento de Pesca” y demás resoluciones y normas jurídicas complementarias, acompañadas con los planes de investigación adecuados.
  • Establecer las acciones encaminadas a conocer, prevenir, mitigar y/o solucionar las afectaciones provocadas por la contaminación de origen terrestre o ambiental y las producidas a partir del vertimiento de residuales industriales y domésticos.
Medidas de gestión

Para lograr esos objetivos se implementan diferentes medidas de gestión que se pueden definir en las siguientes categorías:

  • Ordenamiento de las entidades productivas.
  • Desarrollo de las infraestructuras de proceso para optimizar el aprovechamiento de los recursos pesqueros con incrementos para la población o la exportación.
  • Aplicación de sistemas de control de la calidad en todas las fases productivas.
  • Regulaciones propias del sector pesquero y la emisión de las legislaciones nacionales y dando cumplimiento de las internacionales correspondientes.
  • Desarrollo de la Oficina Nacional de Inspección Pesquera para la adecuada instrumentación y control de las medidas regulatorias establecidas.
  • Centros de Investigación y Desarrollo del MINAL así como todo el potencial científico técnico existente, directamente vinculados a las entidades productivas y de servicios del sector.
  • Instrumentar la educación y divulgación del Sector a través del Centro de Preparación y Capacitación del MINAL y el MINED (Ministerio de Educación), del Instituto de la Pesca “Andrés González Lines”, la Revista Mar y Pesca, los Círculos de Interés de niños y jóvenes y otros medios de comunicación como la Radio, la Televisión y la prensa escrita entre otras.
  • Estrecha coordinación con otros Organismos de la Administración Central del Estado e Instituciones vinculadas al Sector.
  • La capacitación e incorporación ordenada del sector privado.
  • La incorporación progresiva de las técnicas de evaluación medio ambientales en la toma de decisiones sobre los planes de desarrollo del MINAL.
Acuerdos/Metas institucionales

Principales pesquerías:
  • Producir no menos de 4 800 toneladas anuales de langosta respetando las Resoluciones regulatorias vigentes tales como: veda, tallas mínimas de captura, zonas de captura y artes y embarcaciones empleadas por empresa.
  • Dotar al 100 por ciento de las empresas langosteras de un sistema de control de operaciones de flota y utiliza los medios electrónicos y automatizados.
  • Producir 1 800 t de langostas con valor agregado en la industria y exportar no menos de 500 t de langostas vivas, lograr un 84 por ciento de camarón entero en la industria.
  • Producir de manera sostenible alrededor de 1 200 toneladas anuales de camarón con el 100 por ciento de las flotas respetando la veda, tallas, el esfuerzo pesquero dado por los rendimientos en las operaciones, el arrastre con los aditamentos de escape, pescar en zonas asignadas entre otras.
  • Producir establemente unas 10 000 toneladas anuales de pescado.
  • Sustituir el 100 por ciento de los chinchorros de arrastre para la captura de peces y utilizar los pesqueros artificiales en el 40 por ciento de las pesquerías de escama.
  • Producir establemente, alrededor de 1 000 toneladas anuales de bonito y otros atunes.
  • 100 por ciento de las embarcaciones boniteras dotadas de medios de posicionamiento por satélites (GPS).
  • Vender no menos de 500 toneladas anuales de pescado fresco.
  • Procesar el 70 por ciento de la producción capturada.


Generales:
  • Lograr el funcionamiento del 100 por ciento de los Burós de Captura, estructuras técnicas de las empresas pesqueras, como enlace para la aplicación de los resultados investigativos de control pesquero en las embarcaciones y puntos de desembarque y en las fases tecnológicas de proceso.
  • Fortalecer e implantar en el 100 por ciento de las empresas el Sistema de Gestión de la Calidad, basado en ISO 9000.
  • Controlar las medidas regulatorias a través de inspecciones de la Oficina Nacional de Inspección pesquera con sedes provinciales.
  • Capacitar al 100 por ciento de los funcionarios, técnicos, pescadores y trabajadores en general en las nuevas medidas que se apliquen.
  • Contribuir a la formación generacional mediante la inclusión dentro de los planes de estudio de nivel medio y superior de temas relacionados con el desarrollo de la pesca y fomentando y manteniendo además los Círculos de interés para niños y jóvenes en el 100 por ciento de los municipios del país.
  • Mantener informada a la población por los medios de comunicación disponibles.


Comunidades de pescadoresCuba se ha caracterizado por poseer comunidades de pescadores de mar asentadas de manera incipiente en el siglo XIX. El incremento paulatino de los asentamientos se considera se debe a los emigrantes isleños y españoles de la Península costera (Sánchez y Gómez de la Maza, 1952).

La organización, fortaleza y socialización en Gremios de las comunidades se desarrolló a partir del Siglo XX y así surgen entre otros, el Gremio de Nuevitas, Cienfuegos, Caibarién, Puerto de La Habana, Surgidero de Batabanó en la década de 1920 y Santa Cruz del Sur en 1945.

En 1958 se plantea habían unos 20 000 pescadores, la mayor parte desorganizados; solo el 90 por ciento realizaba capturas de una forma artesanal para autoconsumo y el resto para la venta comercial.

En el país hay un total de 245 asentamientos costeros (Cifras de la ONE) y propiamente pesqueros como característica principal y por el peso de las capturas y ser su fundación en el pasado siglo XIX y la primera mitad del siglo XX, teniendo una población consolidada culturalmente por lo que mostramos 34 de ellos a continuación:

Figura 23.- Cuba - Principales comunidades pesqueras
Figura 23.- Cuba - Principales comunidades pesqueras
Fuente: Datos compilados por el Autor
Subsector de la pesca continentalLa actividad del subsector continental en las aguas fluviales es casi nula ya que está basada en un sistema de ordenamiento pesquero organizado por sucesivas repoblaciones de los cuerpos de agua, a partir de especies introducidas en el país, en lo fundamental de peces al por ser la ictiofauna nativa escasa.

La pesca continental se basa en la organización de un sistema de producción continua a partir de la siembra y el reclutamiento, que en Cuba llamamos acuicultura extensiva, al estar basada en la producción de alevines y la siembra de las semillas en los embalses de agua dulce, hasta que alcancen la talla comercial que se captura y repone.

Podemos señalar que, antes de 1980, dos especies nativas de biajacas (Cichlasoma sp.) se pescaban en aguas fluviales y su producción era de 60 toneladas.

La especie llamada comúnmente carpa escamuda (34), fue sembrada desde la segunda década de 1920 y en estos momentos está aclimatada, o sea “criollisada”, donde las cifras de captura se pueden considerar no son producto de las repoblaciones, ya que estas cesaron casi totalmente desde el año 1985, estando en la actualidad las capturas en cifras inferiores a las 300 t.

Las dos especies de Cocodrilos existentes (35) y el manjuarí (36), están prohibidas su captura y sobre ellas no se ejerce actividad pesquera y sí de repoblación en las zonas de hábitat natural, realizado por el Ministerio de Ciencia, Tecnología y Medio Ambiente (CITMA en lo sucesivo).

El subsector acuícola está también representado institucional y jurídicamente por el MINAL, Organismo de la Administración Central del Estado que rige la actividad, la asesora metodológicamente y donde participan como ya hemos señalado otros Organismos de la Administración Central del Estado y los pescadores privados.
Subsector de la acuicultura

Perfil de la captura

Comoquiera que no se producirá un incremento en la pesca marina, en el cultivo de organismos acuáticos el cultivo de los camarones y el cultivo de pescado de agua dulce constituyen dos líneas fundamentales de desarrollo del sector.

La acuicultura comercial se realiza casi totalmente con especies importadas.

La tendencia actual en las producciones dulceacuícolas, beneficiadas a partir de la década de 1980 por la ampliación de capacidades de las instalaciones productivas, para la reproducción de las especies cultivadas y el crecimiento de las crías, es al incremento. A partir del año 1991, como se ha señalado en el documento, contribuyó la incorporación de otros organismos del Estado y, en el 2006, la incorporación del sector privado organizado, logrando un mejor aprovechamiento de los cuerpos de agua dulce (embalses) presentes en sus respectivas dependencias o fincas.

En la acuicultura de agua dulce la tendencia marcha a la optimización de los cultivos extensivos en grandes y medianos embalses, trabajar los cultivos semi-intensivos con alimentos alternativos locales - como los compostados y ensilados -, potenciando los cultivos integrados en las entidades agrícolas y pecuarias e ir incorporando las cooperativas de campesinos donde en sus terrenos tengan aguas embalsadas o estén construyendo estanques rústicos en ellas, trabajando de la misma manera la acuicultura familiar en fincas; los cultivos intensivos se llevan a cabo solamente por el Estado, ya que llevan pienso comprado en divisas y se emplean en especies de valor exportable o en el mercado interno en moneda libremente convertible para hacer rentable la actividad. La intensificación de los cultivos está dado por especies como la claria (37), varias especies de tilapias (38) e híbridos como la tilapia roja y el camarón marino importado (40).

Las fluctuaciones observadas en los niveles de producción de la acuicultura están en estrecha relación con los cambios ambientales existentes, que van desde el azote de ciclones a su paso por el país y la sequía, que en momentos de varios años, han afectado varias regiones; también podemos añadir afectaciones en la producción de alevines ocasionadas por los problemas económicos dado por los elevados precios del alimento y las dificultades para la compra de piensos elaborados o peletizados o de las harinas para poder confeccionarlos. Los piensos o alimento peletizados principalmente están dirigidos a los bancos de reproductores, las larvas y los alevines, en el caso de la actividad de agua dulce, disminuyendo con alimento alternativo los costos de producción; igualmente se utiliza pienso para todo el ciclo de cultivo en la camaronicultura.

La Empresa Nacional para el Desarrollo del Camarón (EDECAM), estructurada en el año 2011, se dedica al cultivo, cosecha y procesamiento en su fase de descarte del camarón. Un factor determinante para el desarrollo de la actividad fue la introducción de una nueva especie, que les permitió alcanzar producciones de 4 000 toneladas (2006). Se cuenta con cinco granjas de crecimiento y ceba y un laboratorio productor de semillas que están radicados en Sancti Spíritus, Camagüey, Las Tunas, Holguín y Granma las granjas y en Cienfuegos el Laboratorio, todos ubicados en la región sur del país (Fig.24);

Figura 24 - Cuba - Localización Instalaciones de la Camaronicultura,
Figura 24 - Cuba - Localización Instalaciones de la Camaronicultura,
Fuente: Taller de Camarón, CIP, 2011

EL MARICULTIVO:

La acuicultura marina, en particular la maricultura, constituye por sus precedentes una posibilidad importante del desarrollo costero y significa una alternativa noble en la producción de alimentos de alto valor comercial, además de constituir una importante fuente de incremento de nuestras producciones pesqueras. No obstante por su mayor complejidad y costos, requieren de una alta inversión de capital, así como de un proceso efectivo de transferencia de tecnología.

Se han realizado estudios experimentales a partir de la década de 1970 con diferentes especies como el lebrancho o lisa (3), lisa de abanico o liseta, pargo criollo, caballerote, cherna criolla (3) y aguají 3), entre otras.

En 1998 se iniciaron experiencias a escala piloto en peces, mediante Contratos a Riesgo con compañías europeas, que aportando su know-how, la viabilidad tecnológica y económica del cultivo de especies foráneas en las condiciones cubanas, fundamentalmente especies como la Dorada (Sparus aureata) y Lubina (Dicentrachus labrax), pero no han tenido resultados sustanciales. Actualmente se realizan experiencias con una firma japonesa en el cultivo de la Cobia sp.

En la década de 1980 se produjeron semillas de ostión y se inició el cultivo y/o crecimiento de la especie colocando ramas de mangle o en tendales colocados en zonas ostioneras.

Dos proyectos experimentales se ejecutan en el cultivo del ostión en tendales y la siembra de semillas de esponjas, ambos se realizan en Villa Clara y Cienfuegos respectivamente.

Figura 25.- Cuba - Zonas Potenciales de Desarrollo de la Maricultura en Cuba
Figura 25.- Cuba - Zonas Potenciales de Desarrollo de la Maricultura en Cuba
Fuente: Actualizado en l Taller de Maricultura por Grupo negociador-CIP, 2006, La Habana, Cuba

Sitios de desembarque (Incluye las capacidades instaladas)

La acuicultura en el MINAL posee para el agua dulce infraestructuras con estanques de tierra y piscinas de hormigón, distribuidas en 26 Estaciones de Alevinaje (Fig.6), encargadas de la producción de alevines y en los embalses se realiza por el MINAL, como otros organismos del estado participantes y el sector privado. Relacionadas con la ceba de tilapias y claria para el cultivo intensivo, se cuenta con un total de 7 Granjas de tilapias y 23 Granjas de Claria, además de unas 800 jaulas flotantes ubicadas en 11 embalses (Año 2011).

Otros Organismos del Estado poseen además 5 pequeñas estaciones de ciclo completo y medio ciclo y 12 granjas de crecimiento alevines. Las semillas se compran casi totalmente al MINAL menos al MINFAR ((Ministerio de las Fuerzas Armadas), al poseer sus propias estaciones); en la provincia de Matanzas se encuentra una pequeña estación del Ministerio de Ciencia, Tecnología y Medio Ambiente (CITMA) que repuebla peces en la Ciénaga de Zapata, en particular de la especie autóctona manjuarí y cocodrilos. La actividad de investigación posee además cuatro estaciones experimentales, dos de agua dulce y dos de Maricultura.

Figura 26 – Cuba - Distribución de las estaciones
Figura 26 – Cuba - Distribución de las estaciones
Fuente: Datos del autor

La camaronicultura la desarrolla solamente el sector Estatal y posee una estación de reproducción y cría de postlarvas en la provincia de Cienfuegos y cinco granjas camaroneras para la ceba en las provincias de Sancti Spirítus, Camagüey, Las Tunas, Granma y Holguín (Fig. 26).

Cuadro 6 - Cuba - Hectáreas por tipo de actividad y zona de cultivo (2011)

Actividad

Área (has)
 MarinaAgua dulceTotal
Reproductores, Reproducción y alevinaje/postlarvas 366596962
Ceba Tilapia, Clarias y Camarón1 9302822 212
Jaulas flotantes (4 700 % 4-30m)-- 
Embalses MINAL-95 70595 705
Embalses Organismos sector cooperativo y privados-9 5819 581
Total2 296106 164108 460
Fuente: Archivo MINAL y compilación del Autor

Se cuenta con una industria productora de pienso para toda la camaronicultura y alimentación de los alevines de la acuicultura de agua dulce. En dos industrias del Ministerio de la Agricultura (MINAGRI) se produce pienso para ceba en la acuicultura de agua dulce y se proyecta una planta en Santiago de Cuba especializada para las etapas del flujo tecnológico de la actividad acuícola.

Parte de las industrias de proceso son las mismas que las ya señaladas en la parte pesquera, a saber, la de Pinar del Río, Holguín, Granma y Santiago de Cuba y hay tres que exclusivamente procesan especies de agua dulce ubicadas en La Habana, Sancti Spirítus y la provincia de Camagüey.

Prácticas/sistemas de pesca

La acuicultura en Cuba, como ya ha sido mencionado, se basa en la aplicación de tres formas de cultivo: extensiva, semi-intensiva e intensiva, y básicamente se trabaja con especies del Grupo de los Ciprinidos - la carpa común o escamuda (33) - y las llamadas carpos chinas (36) – La carpa plateada, la manchada y la carpa herbívora -, el grupo de las Tilapias (37), la negra - en mayor porcentaje de presas -, la herbívora – en menor escala presente en las presas-, la tilapia azul y el híbrido rojo - estas últimas dos se trabaja en estanques y jaulas- y finalmente dos especies de bagres o peces gato (38), que se trabajan de forma intensiva, el bagre de canal y con una mayor presencia en las cosechas la Claria.

La pesca de repoblación sigue siendo la principal fuente de obtención de pescado de agua dulce (76 por ciento del total en el año 2011). En los embalses, los peces se alimentan de la base natural de alimentos contenidos en el agua, en ocasiones mejorada con fertilizantes aplicados directa (en las pequeñas presas) o indirectamente (a través de escurrimientos agrícolas y pecuarios).

En la acuicultura fluvial donde participan los otros Organismos estatales, las especies que actualmente se cultivan en lo fundamental son los ciprínidos y las tilapias en embalses y en menor escala el engorde de Claria y tilapias. Los acuicultores-pescadores privados compran solamente tilapias y ciprínidos para sembrarlos en sus pequeños embalses y estanques rústicos.

Figura 27. – Cuba - Composición de las capturas del MINAL por sistema de cultivo
Figura 27. – Cuba - Composición de las capturas del MINAL por sistema de cultivo
Fuente: Información estadística del MINAL (Solamente se expone la producción del MINAL que tiene los tres sistemas de cultivo en secuencia histórica).

Las embarcaciones se organizan para embalses y las instalaciones de tierra según el tipo de pesca y la profundidad de los embalses o el tamaño de los estanques. Una chernera se destina para asistir a cuatro botes promedio en el caso de los embalses.

Cuadro 7 - Cuba - Recursos MINAL 2011

Indicador Cantidad

Embarcaciones

De ellos:

1 242
 Barcos 4 mBotesCherneras
 28990224
Artes de pescaEnmalleChinchorrosPalangreBocanaNasasBolsos
 83362181132442
Plantas proceso17 (3 totalmente acuícolas)
Plantas de hielo33
Fuente: Compilación del autor de datos publicados en eventos.

La Camaronicultura y Maricultura

Presenta una producción comercial creciente. Se capturaron 2 000 toneladas de camarón de cultivo, de la especie autóctona Penaeus schmitti, por métodos fundamentalmente semi-intensivos, pero después disminuyeron las tallas de la especie.

Figura 28 – Cuba - Ciclo de Producción del Camarón de cultivo
Figura 28 – Cuba - Ciclo de Producción del Camarón de cultivo
Fuente: Taller de Cultivo de Camarón, CIP 2011

Actualmente se cultiva la especie de camarón blanco del Pacífico (Litopenaeus vannamei) de manera semi-intensiva (Fig.28) y se han obtenido producciones utilizando el intensivo en menor escala. En el resto de la maricultura se realizan mejoramientos en la cría del ostión de mangle sobre todo en la zona de Isabela de Sagüa en Villa Clara, dato que se recoge en las producciones como capturas marinas y también se inician trabajos con la construcción de granjas de esponjas en Caibarién en Cienfuegos, mediante siembra de semillas en el medio natural.

Principales recursos

En la acuicultura se han introducido al país 38 especies, de ellas 11 fundamentales por su volumen total en la producción comercial del agua dulce (cuatro del Grupo de los ciprínidos, cinco especies del Grupo de la tilapia y dos de bagres) y una especie marina (camarón blanco). Los grupos de especies y variedades representadas en los diferentes sistemas de cultivo fueron importadas de diversos países y muchas veces han sido reintroducidas en el país para renovarlas y mejorarlas genéticamente.

La captura bruta total en el agua dulce en los años comprendidos desde 2005 hasta el 2011 ha mantenido una media para la etapa de 22 500 t. El cultivo intensivo, retoma acciones experimentales a partir del año 2002 en estanques y jaulas flotantes. En ese propio año se obtienen 600 toneladas que se han incrementado en 4,6 veces cuando se cosechan 5 537 t al cierre del 2011. Por ello ha disminuido el cultivo extensivo que está al 76 por ciento del total de la producción, ya que se incrementa la producción intensiva y a los alevines se les da un nuevo destino.

La captura media del camarón de cultivo autóctono fue de poco más de 2 000 toneladas, Se emprendió una reconversión tecnológica a base de camarón blanco del Océano Pacífico, de resultados superiores como mayor tamaño, alta conversión de alimento en peso vivo y adaptabilidad al medio, que permitió en el año 2007 producir 3 600 toneladas. Por otro lado en la maricultura se mejora comercialmente en menor escala el ostión de mangle, recalcando que los reportes de producción están contenidos en las cifras de las capturas marinas.

Para la actividad técnica de toda la acuicultura se cuenta con el personal necesario, capacitado por las instituciones de investigación y docentes.

Gestión que se aplica en los sistemas de cultivo

Objetivos

Los objetivos se agrupan en 4 vertientes principales:
  • Incrementar las producciones de la acuicultura intensificando los cultivos.
  • Lograr el óptimo aprovechamiento de los recursos naturales existentes y los subproductos de la industria alimentaria.
  • Garantizar a través de la acuicultura la seguridad alimentaria con la proteína necesaria para la población.
  • Sustituir producciones de alimento importadas.


Medidas de gestión

  • Determinar la estrategia de los cultivos y/o especies en cada provincia o zona de desarrollo.
  • Determinar las necesidades de alimentación y de agua para las diferentes especies de la acuicultura fluvial y en la marina - la camaronicultura.
  • Dar aseguramiento material y equipamiento que garantice una explotación óptima del cultivo extensivo e intensivo, desde la producción de semilla, la captura/cosecha, hasta la industria.
  • Realizar el control pesquero en embalses para evitar la sobreexplotación.
  • Establecer el control del empleo del agua, la energía y el uso de las instalaciones.
  • Fortalecer las medidas de bioseguridad y de sanidad acuícola en las instalaciones existentes.
  • Incluir explícitamente en el plan técnico económico las necesidades de financiamiento acordes con la intensidad del cultivo para evaluar sus costos diferenciados.
  • Realizar las reuniones programadas y los intercambios técnicos para lograr la estrecha coordinación con los otros Organismos de la Administración Central del Estado (OACE) y el resto de las Instituciones y Organizaciones sociales y privados vinculados al Sector.
  • Realizar la capacitación según programa anual y realizar la incorporación ordenada del sector privado en la actividad acuícola, para su incrementación.


Generales:

  • Hacer funcionar el 100 por ciento de los Burós de Captura, estructuras técnicas de las empresas pesqueras, como enlace de la aplicación de los resultados investigativos de control pesquero en embarcaciones y puntos de desembarque y fases tecnológicas de proceso.
  • Fortalecer el HACCP e implantar en el 100 por ciento de las empresas de la industria el Sistema de Gestión de la Calidad, basado en ISO 9000.
  • Controlar las medidas regulatorias a través de inspecciones de la Oficina Nacional de Inspección Pesquera con sedes provinciales.
  • Capacitar al 100 por ciento de los funcionarios, técnicos, pescadores y trabajadores en general en las nuevas medidas que se apliquen.
  • Contribuir a la formación generacional mediante la inclusión de temas dentro de los planes de estudio de nivel medio y superior lo relacionado con el desarrollo de la pesca y fomentando y manteniendo además los Círculos de interés para niños y jóvenes en el 100 por ciento de los Municipios del país.
  • Mantener informada a la población por los medios de comunicación disponibles.
  • Acuerdos/Metas institucionales
  • Producir en la acuicultura de agua dulce, 30 000 t de pescado a través del cultivo extensivo, 10 000 de otros organismos y los privados y 11 000 t de pescado a través del cultivo intensivo.
  • Aplicar la tecnología del cultivo en monosexo de tilapia y lograr líneas genéticas seleccionadas para el 100 por ciento de las especies destinadas a los cultivos intensivos.
  • Lograr una producción de alevines y postlarvas que garantice la demanda en los diferentes años y para los diferentes tipos y sistemas de cultivo y sus destinos.
  • Lograr el procesamiento industrial de más del 91 por ciento de las capturas y el poder distribuir el 100 por ciento de los productos pesqueros destinados para la canasta básica (tanto a la población y las dirigidas al consumo social).
  • Perfeccionar el trabajo de la planta de pienso actual del MINAL y lograr la inversión por el MINAGRI de una Planta de pienso en Santiago de Cuba.
  • Aplicar las normas de calidad previstas al 100 por ciento en todas las instalaciones.
  • Lograr exportaciones por 1 924,00 MMLC* e ingresar 2 525,00 MMLC* en el mercado interno en divisa en el año 2016.
  • Lograr ingresos en moneda nacional por no menos de 274 631,37 MMN**.
  • Realizar inversiones de cerca de 10 000 MMLC*.
  • Capacitar al 100 por ciento del personal vinculado.
  • Contribuir a la formación generacional manteniendo y perfeccionando la inclusión de actividades y planes de estudio de nivel medio y superior, fomentando y manteniendo además los Círculos de Interés para niños y jóvenes en el 100 por ciento de los municipios del país.


*Miles en Moneda Libremente Convertible

**Miles en Moneda Nacional

Comunidades pesqueras/acuicolas

Es muy joven la actividad de la acuicultura, prácticamente se inicia a partir de la década de 1970, se fomenta en los años de 1980 y se desarrolla a partir de la década de 1990 en varios sectores del país.

Según hemos señalado el sector estatal que esta fuera del MINAL, la parte fluvial del sector cooperativo como el del privado, presenta un trabajo a tiempo completo y compartido que se considera sea de un 100 al 25 por ciento, en ellos están comprendidos los trabajadores y campesinos de los diferentes organismos y también pobladores que participan a partir de sus estructuras productivas, como son de las cooperativas las Unidades Básicas Productivas Cooperativas (UBPC), de Producción Agropecuaria (CPA), Cooperativas de Crédito y Servicios (CCS) y las fincas familiares de los privados.

Los principales o mayores asentamientos para la acuicultura en general, se encuentran enclavados en el municipio Los Palacios provincia de Pinar del Río, San José de las Lajas en Mayabeque, Amarillas y Ciénaga de Zapata en Matanzas, Zaza y Tunas de Zaza en Sancti Spìritus, Yaguanabo en Cienfuegos, Cumanayagüa en Villa Clara, Rafael Freire en Holguín y Bartolomé Maso y Río Cauto en la provincia de Granma.
Subsector de la pesca recreativa

Perfil de la captura

En general podemos distinguir dos tipos de pescadores: el nacional y el internacional. El nacional habitualmente se desplaza dentro de la región, o a regiones vecinas en períodos libres o en sus vacaciones; el internacional lo realiza a través de eventos y torneos y por hobby en las zonas turísticas, practicando generalmente el buceo o la pesca contemplativa.

La diversidad geográfica de Cuba, con extensas playas y numerosos embalses permiten la práctica principalmente de tres modalidades de pesca:

  • Practicada desde la orilla, costera marina o de ríos y embalses.
  • Con embarcado: A partir de embarcaciones de pequeño calado.
  • La Pesca Submarina.

Sitios de desembarque

Los sitios de embarque y desembarque en el caso de la pesca deportiva-recreativa del turismo se realizan principalmente en las Marinas y Bases Náuticas existentes.

Cuadro 8 – Cuba - Infraestructura de la pesca deportiva recreativa

Marina y Bases Náuticas 25
De ellas Marinas Internacionales 6
Flota-embarcaciones 3 390
Centros de Buceo 42
Puntos Náuticos de Playa 86
Fuente: Datos de eventos 2011 del MINTUR (Ministerio del Turismo)

Prácticas/sistemas de pesca

Dentro de la pesca deportiva-recreativa existen dos tipos de participantes: el pescador deportivo que participa en torneos y eventos nacionales e internacionales y el de recreación propiamente dicho, que realiza pesca con varias modalidades de buceo, contemplativa o de pesca no agresiva de acuerdo a las regulaciones vigentes (con cordel y anzuelos) y generalmente las hace desde la orilla.

A partir del año 1991 (lo que ya se explicó en la pesca marina y acuícola), se ha ido articulando un trabajo entre sectores del estado, los que realizan actividades de autoconsumo de manera de poder controlar de forma sostenida la producción, tanto para las aguas interiores como en las aguas marinas.

Todos los pescadores y embarcaciones deben de tener sus correspondientes permisos de pesca y se deben regir por las regulaciones establecidas (Cuadro 9 y 10).

Se regulan los volúmenes de pescado a una cifra inferior a 15 kg para los pescadores de orilla. En la pesca deportiva se realiza por el método de pesca con devolución (“Catch and Release”). No hay permiso de captura para moluscos y crustáceos.

Cuadro 9 - Cuba - Pescadores por tipo según autorizaciones de pesca emitidas

AÑOS/TIPO SUB-MARINAS Desde EMBARC. DE ORILLA Privados coMerCiales
2005- 2009 3216 5376 6770 1322
2010 3443 4503 5121 2378
2011 3765 5596 6115 3271
2012 (Hasta junio) 2400 4443 3273 2438
Fuente: Estadísticas de la Oficina Nacional de Inspección Pesquera (MINAL)

La pesca submarina está regulada; se permite realizar los fines de semana (viernes, sábado y domingo), en el período que comprende desde septiembre hasta junio y durante todos los días en los meses de julio y agosto. A los pescadores de orilla solo se les autoriza la pesca con vara y anzuelo.

Se organizan eventos y torneos previa autorización principalmente el de peces de pico o llamado pesca de la aguja, Ernest Hemingway, el de pesca del sábalo (Tarpon atlanticus) y el de la falsa trucha o trucha criolla (Micropterus salmoides), entre otros.

En el Anexo III, se señalan las principales zonas en las que se realiza la pesca deportiva- recreativa.

Los eventos se permiten mediante Resoluciones de Autorizo y está normado el número de ejemplares por participante donde se utiliza el método de pesca con devolución.

Cuadro 10 - Cuba - Artes de Pesca autorizados al sector comercial privado

ARTES DE PESCA AUTORIZADOS PARA CADA EMBARCACIÓN PRINCIPAL CANTIDAD PERMITIDA CARACTERÍSTICAS
Redes de enmalle (incluidas las redes para chucho, raya y atajo) 2 por embarcación Longitud máxima: 200 metros
Palangres 3 por embarcación

Para tiburón: 50 anzuelos

Otras especies: 100 anzuelos

Nasas 10/embarcación Abertura malla: 2 pulgadas
Líneas de mano 2 por pescador -
Fuente: Resolución para la Pesca Comercial privada

Dentro del sector privado debemos incluir la acuariofilia, esta cifra se estima sea superior a los 2 000 acuariofilistas en todo el país siendo aficionados como hobby una parte y otra son trabajadores por cuenta propia, los que venden a la población peces ornamentales mediante una licencia comercial controlada por los gobiernos locales en las oficinas de contribución existentes de cada municipio; en ellas se paga un impuesto sobre la venta. Se estima por las licencias otorgadas en 11 de las 16 provincias que se tienen estadísticas confiables y accesibles, que la cifra de cuentapropistas que comercian o venden, sea superior a los 890 del total de los aficionados a ésta actividad.

El desarrollo de la actividad recreativa está bien representado con fuertes inversiones en el sector turístico o del ocio, las que tiene grandes potencialidades en Cuba, lo que se visualiza en el mismo Anexo III.
Sector de postcapturaUtilización del pescadoDentro del Grupo Empresarial creado en el MINAL (GEIA en lo sucesivo), se abarca la actividad de procesamiento industrial y comercialización a la red mayorista de los productos pesqueros con un alcance nacional en su distribución y agrupa 17 grandes industrias procesadoras, tres de ellas totalmente dedicadas al proceso de especies de agua dulce. Su materia prima fundamental para el proceso la obtiene de su territorio y territorios aledaños.

Cuenta con el transporte refrigerado para el movimiento del pescado desde cualquier zona del país. Sin embargo no todo el pescado producido se vende al Grupo para sus industrias, las entidades pesqueras provinciales también procesan parte de sus capturas localmente. En total existen alrededor de 40 establecimientos en el país que someten el pescado a algún tipo de elaboración artesanal e industrial y las 17 industrias elaboran el grueso de la producción para consumo nacional y la exportación tanto de productos marinos así como dulceacuícolas.

Hay un resto cercano al 10 por ciento, que se procesa en las localidades por la tendencia reciente al desarrollo de módulos de procesamiento territoriales para las capturas acuícolas, acercando así la elaboración a la extracción de la producción. Todos los centros de proceso están sometidos a las mismas normas de calidad dictadas por el MINSAP y el MINAL nacionalmente, siendo supervisados sistemáticamente.

Más del 55 por ciento de la materia prima acuícola o sea de agua dulce que llega a la industria nacional o pequeños centros de proceso, salen al mercado en forma de croquetas, filetes, picadillo o hamburguesas, el resto se vende como pescado entero eviscerado o descabezado, con precios normados o fijos en las redes de venta según el destino.

En la pesca marina se procesa un 70 por ciento y todos los desechos de la propia producción se revierten en alimento para incrementar la masa piscícola (16 por ciento del total de desechos), lo que está dado ya que el país tiene que erogar fuertes sumas en divisas con el fin de adquirir los componentes necesarios en la alimentación de los peces, ej. - con harina de pescado (entre 350-480 dólares la tonelada) y más de 650 dólares el alimento elaborado como pellets - resultando a veces deficitaria su compra, es por ello que se trata de aprovechar los desechos para la alimentación de las especies de la acuicultura; esto aún es insuficiente y por ello actualmente se inventarían e investigan e introducen paulatinamente los desechos de la industria alimentaria en general para esos fines.
Mercados del pescadoSe considera que de acuerdo al consumo interno dado por la distribución y la compra de productos de la Pesca en la red minorista, el destino de la producción presenta dos vertientes según el tipo de mercado, en moneda nacional y en divisas, con dos tipos de consumidores de zonas rurales y los de zonas urbanas.

Como parte de la canasta básica se venden a la población de manera equitativa a muy bajos precios productos frescos o procesados a partir de especies de peces dulceacuícolas y marinos; en 12 provincias una libra per cápita y, para consumidores con dietas médicas la cantidad de 6 libras per cápita.

Cuadro 11 - Cuba - Población y consumidores por tipo de zona

Consumidores Urbano Rural
9 689 715 7 729 172 1 960 543
Población Urbano Rural
11 163 934 8 379 063 2 784 871
Fuente: Autor a partir de la información de la ONE 2012

Paralelamente en la red minorista de distribución existen 124 establecimientos que ofertan una mayor gama de productos a precios diferenciados en pesos cubanos o en pesos convertibles. La venta en la red de pescaderías del país se hace en moneda nacional.

Las Asociaciones que se ocupan de la actividad comercial fuera del país se especializan según su actividad. Ejemplo ACEPEX (la Asociación Pesquera de Comercio Exterior), se encarga de las exportaciones de productos pesqueros y las importaciones, y Pesca Caribe del pescado para el consumo nacional (los volúmenes se reflejan en los Cuadros 14 y 15).

En el caso del pescado la mayor parte de las especies que se capturan en la plataforma están en el orden medio de venta de los 1,8 USD/Kg., mientras que en el caso de la Acuicultura está en el orden medio de 1,1 USD/Kg.

De igual manera, por ejemplo, el camarón marino entero posee una media comercial con un valor de mercado de 9 279 USD/t, mientras que el de cultivo en los últimos tres años tiene una media con valor de mercado de 3 527 USD/t, con cierta tendencia a la disminución de las tallas para el camarón de cultivo, que corresponde a un promedio de 600 USD menos con respecto al camarón marino. No obstante por la demanda del mercado y las utilidades es factible continuar esta actividad, pues no hay disponibilidades en el medio natural para aumentar las ventas por capturas.

El destino de los productos en moneda convertible son: el turismo, las cadenas de venta en divisa (TRD) y las exportaciones a través de sus empresas acreditadas.

Existen además programas nacionales especiales que distribuyen a sectores más sensibles pescado como contribución a la Seguridad Social y para las áreas montañosas donde se distribuyen unas 1 900 t de pescado (ver Punto. 6.5).

La distribución nacional de la producción en planes especiales se expone a continuación:

Cuadro 12 - Cuba - Otros destinos de la producción nacional

Promedio 2007-2011
Distribución t
Total 14 770
Comedores obreros 4 000
Educación 900
Salud 370
Organismos de la Defensa 3 000
Programas sociales 4 600
Zonas montañosas 1 900
Fuente: Datos MINAL y compilación del autor

En el caso de la acuicultura los destinos en divisas en el mercado de exportación y el interno, año 2011, se muestran en el siguiente Cuadro:

Cuadro 13 - Cuba - Producción e ingresos mercado Externo e Interno

  Ingresos Año 2011
1 Total Exportación Físico ( t) 680
    Valores (MCUC) 578
  Tenca HG Físico ( t) 680
    Valores (MCUC) 578
2 Total Mercado Interno Divisas (MCUC) Físico ( t) 537
    Valores (MCUC) 1 268
  Filete de Tilapia Físico ( t) 47
    Valores (MCUC) 140
  Filete de Clarias Físico ( t) 490
    Valores (MCUC) 1 128
3 Total Exportación y Mercado Interno Divisas (MCUC) Valores (MCUC) 1 846
Fuente: Datos del autor
Contribución socio-económica del sector pesqueroFunción económica de la pesca en la economía nacionalLa pesca está entre los 10 sectores más importantes por su contribución económica al país. La pesca marina constituye una actividad importante para la economía cubana, no sólo está dada por su contribución a la alimentación de la población, sino sobre todo por su aporte de ingresos externos tan necesarios al país. Baste mencionar que los productos pesqueros representaron el 2,2 por ciento de los ingresos por exportaciones de bienes durante la década de 1980, mientras que, en los últimos cinco años esta contribución asciende como promedio a valores cercanos al 4 por ciento (cifra tomada a partir de datos de la ONE e igualmente de las exportaciones).

En el año 2011 el PIB (producto interno bruto) del Sector agropecuario, silvicultura, caza y pesca fue de 2 062,6 millones de pesos a precios corrientes. De este valor se estima que un 1 por ciento correspondió al pescado y otros productos de la pesca, incluido en este valor la acuicultura (MEP año 2011).

Si antes de 1990 en el modelo económico predominaba la propiedad estatal de manera casi absoluta, lo que determinaba una estructura muy concentrada y muy poco espacio para el trabajo en el sector privado, la política de empleo orientada a garantizar la plena ocupación, permite en el período actual un reajuste estructural, operándose un conjunto de reformas económicas que inciden en las condiciones de la producción.

Dichas transformaciones promovidas por la nueva estrategia transformaron los componentes apareciendo nuevos actores socioeconómicos que ampliaron el concepto del desarrollo sostenible y constituye un nuevo reto. Al no poderse incrementar las capturas marinas, la acuicultura tiene que empezar por hacerse una actividad sostenible, por lo que el Estado durante estos años ha desarrollado nuevas tecnologías para la crianza, estudios de impacto ambiental, inventarios de zonas potenciales de cultivo, capacitando y sobre todo elaborando marcos legales adecuados que salvaguarden la sostenibilidad de la actividad y de financiamiento.

La apertura de formas de empleo no estatales contribuye sin lugar a dudas económicamente con el país ampliando las posibilidades de empleo y aumentos de alimentos que responden a las exigencias de los consumidores y cubran las brechas de su alimentación y nutrición, no obstante requieren especializada atención y control.

La constante capacitación del personal vinculado, las nuevas comunidades acuícolas creadas con una infraestructura socioeconómica creciente, la producción, elaboración y distribución local de parte de los alimentos que se producen, inciden en la disminución de los costos de producción, lo que sin duda aporta favorablemente al balance económico nacional, ya que antes parte de la actividad acuícola era subsidiada con las exportaciones por los altos costos del alimento elaborado, y, lo más importante, contribuye en lo social a elevar el nivel cultural de los pobladores y en general su calidad de vida.
ComercioLa legislación en materia de calidad y su control ha tenido en cuenta los mercados de Europa y Canadá, ellas se encuentran entre las más rigurosas en el ámbito mundial; también se han estudiado y tomado en consideración las exigencias de otros países en su elaboración, entre ellas las de la Administración de Fármacos y Alimentos norteamericana (FDA). Esto representa una ventaja importante para la comercialización de los productos pesqueros cubanos en todo el mundo y garantiza incursionar en nuevos mercados.

Existe una buena aceptación de los productos por los años de experiencia de mercado, ganada con las exportaciones de productos a Europa, Asia, América e incluso Australia, y se refleja, en los precios de los productos y en el caso de especies marinas, el reconocimiento de Caribbean Queen, como una marca con tradición y prestigio en el mercado mundial de mariscos.

Se han mantenido mercados internacionales tan exigentes como el francés, el japonés, el italiano, el español y el canadiense. Los principales productos de la langosta que exporta Cuba a esos países son en su forma entera (viva, cruda congelada y precocinada congelada), y por esos obtiene altas remuneraciones. En particular las colas y masas de langosta tienen menor participación en estas exportaciones, ya que constituyen dentro del surtido de productos de la langosta los de menor valor, por ejemplo, los productos cubanos de la langosta recibieron precios promedio que se movieron desde los 3,80 USD/kg hasta 6,20 USD/kg, incrementado dos veces por los déficit de captura de estas especies existentes en el mundo, añadido un mercado actual de langosta viva muy preciada dado su valor de venta ya que la langosta viva triplica la oferta.

En el año 1991 comenzaron las exportaciones en la acuicultura marina en el rublo del camarón de cultivo, donde se han alcanzado en esta actividad productiva hasta una suma total anual de 2 500 TM exportadas. El principal volumen de exportación es entero congelado siendo Europa el mayor volumen de destino con alrededor del 50 por ciento; se exporta en este caso a países como España, Francia e Italia y también el mercado canadiense y pueden concurrir a menor escala mercados en Asia, el Caribe y Sur-América en el caso del camarón marino y la acuicultura de agua dulce. Las exportaciones de la acuicultura de peces dulceacuícolas, se iniciaron en el año 2000 y aún son bajas en volumen, fundamentalmente con la Tenca en el 2011 (Cuadro 13).

Los principales países donde se importa alimentos de la pesca son: Polonia. Chile, España y China, los de exportaciones son España, Malta y Japón aunque hay exportaciones e importaciones de diversos países y con especificidad de especies.

Las importaciones y exportaciones en FOB USA las ofrecemos en los gráficos publicados por comercio exterior y que se ofrecen a continuación:

Figura 29.- Cuba - Evolución de las Importaciones 2010-2012 por países
Figura 29.- Cuba - Evolución de las Importaciones 2010-2012 por países
Fuente:http://trade.nosis.com/es/Comex/Importacion-Exportacion/Cuba/Pescados- crustáceos-moluscos-invertebrados-acuáticos/CU/03 [08/05/2013 02:20:05 p.m.]

Figura 30.- Evolución de las Exportaciones 2010-2012 por países
Figura 30.- Evolución de las Exportaciones 2010-2012 por países
Fuente:http://trade.nosis.com/es/Comex/Importacion-Exportacion/Cuba/Pescados- crustáceos-moluscos-invertebrados-acuáticos/CU/03 [08/05/2013 02:20:05 p.m.]
Seguridad alimentariaEl sector pesquero constituye una importante fuente de alimentos proteicos y nutricionales a la población y la acuicultura representa una oportunidad para cubrir el déficit alimentario existente.

La acuicultura de agua dulce realiza industrialmente por el Estado la producción de alevines, cuya tecnología es compleja y requiere de componentes en divisas. Los alevines se distribuyen a nivel de otros organismos participantes, en las localidades donde se hace la ceba para llevarlas a talla comercial y se utiliza tanto para autoconsumo de los otros organismos estatales y el sector privado y una parte se vende al MINAL para balancear su distribución territorial.

Para facilitar e incentivar la venta al Estado se ha instrumentado al subsector de pesca comercial privada un sistema de pago del 51 al 90 por ciento del valor de las especies es decir el precio de las pescaderías de la red minorista, con el objetivo de lograr el acceso a la producción excedente. Se le compra de avituallamiento de forma ventajosa en sus costos al sector comercial privado como medida que se han tomado para incrementar su participación y el volumen de las capturas para lograr las cuotas establecidas.

Los trabajadores estatales reciben un adecuado sistema de pago en las dos monedas en circulación, es decir el peso cubano (CUP) y la moneda convertible a partir del USD (CUC) en correspondencia con el cumplimiento de los planes previstos.

También se elaboran sistemas alternos de cultivo en los cuerpos de agua, con la presencia de jaulas y corrales para obtener superiores rendimientos y ganancias en moneda nacional para los pescadores-cosechadores.

Unido al destino nacional de la producción, que se hace con balances territoriales, esto asegura de que llegue todo el alimento existente en el agua a todos los pobladores y que lo reciban los que se vinculan directamente con la actividad, recibiendo remuneraciones acordes con los resultados de su trabajo.
EmpleoLa acuicultura y la pesca constituyen una fuente de empleo. En el sector estatal están vinculados a esta actividad 16 540 trabajadores, de ellos más del 81 por ciento habitan en zonas rurales y periurbanas y 2 408 son pescadores/acuicultores, estos últimos constituyen el 15 por ciento del total de trabajadores y si nos referimos al total de pescadores comerciales, incluyendo los pescadores privados (5 874), sería un 35 por ciento.

Cuadro 14 – Cuba – Personal directo en la acuicultura y pesca

POR TIPO Acuícola Camaronicultura Maricultura Pesca Total
TOTAL Estatal 7 852 1 030 33 7 625 16 540
Hombres 5 655 732 26 5 753 12 166
Mujeres 2 197 298 7 1 872 4 374
Pescad./acuicola 1 033 139 3 1 233 2 408
Total Privados 1 122 - - 2 344 3 466
Total General 8 974 1 030 33 9 969 20 006
Fuente: Archivo MINAL, ONE y compilado por autor (Año 2011-junio 2012)
Desarrollo ruralEl desarrollo de la acuicultura en las comunidades rurales, apunta a la producción de especies que se encuentren en niveles bajos de la cadena trófica, por tanto, menos costosas de producir y de menor valor comercial de exportación, con la finalidad de satisfacer la demanda interna de alimentos y poder dar ocupación a pobladores sin tener que incurrir en grandes inversiones.

El desarrollar políticas de protección al acuicultor artesanal, y capacitarlo con las nuevas tecnologías, así como la difusión de la actividad en las comunidades, especialmente las que menor experiencia poseen logrando una plena compatibilización con el ambiente. El 81 por ciento de los trabajadores del sector son de zonas rurales (59 %- 9 561 empleos) y periurbanas el resto, lo que genera alrededor de 16 205 empleos en total.

En las zonas rurales se distribuye principalmente el pescado de agua dulce con un alto porcentaje de procesamiento, mientras que en las zonas urbanas muy pobladas como las provincias de Ciudad de La Habana, Santiago de Cuba y Camagüey, se distribuyen los productos marinos que se importan debido a las facilidades de refrigeración y cercanía a los puntos de desembarque como son los puertos y aeropuertos (Cuadro 15).

Se realiza sobre todo en regiones apartadas, un fuerte trabajo de orientación vocacional con niños y jóvenes para captarlos y calificarlos como obreros y técnicos medios o de nivel superior. Se les forma en la incorporación de una identidad comunitaria imbricada con la naturaleza, la necesidad de recuperarla y que tengan un conocimiento sobre sostenibilidad que se expresa en la conciencia de la necesidad y posibilidad de una relación que genere sustento y condiciones de vida adecuadas, en los límites que no afecten el ambiente.

Cuadro 15 - Cuba - Distribución de la producción en Zonas Rurales Montañosas

Promedio distribución en t 2007 al 2011
Provincias Población

Promedio

t

Pinar del Río 66 973 140
Matanzas 11 812 67
Villa Clara 9 880 33
Cienfuegos 6 634 28
Santi Spirítus 31 533 43
Holguín 44 057 107
Granma 79 777 200
Santiago de Cuba 225 880 530
Guantánamo 217 147 543
Total 693 686 1 910 0
Fuente: Datos del autor y estadística MINAL 2007-2011.
Tendencias, asuntos y desarrolloLa tendencia de la Pesca es obtener incrementos productivos en los próximos años y el óptimo aprovechamiento de los recursos; los crecimientos solo se pueden obtener mediante la acuicultura y en las pesquerías marinas mantener producciones sostenibles en las principales especies comerciales marinas y diversificar en su potencial permisible especies aún no comercializadas.

Para incrementar las producciones de la acuicultura, el trabajo se encamina a la optimización de los cultivos extensivos con un manejo integral de la organización de las capturas y siembra de alevines en los grandes y medianos embalses, trabajar los cultivos semi-intensivos con alimentos alternativos locales –compostados, ensilados y pienso criollo - a partir de subproductos de la industria, potenciando los cultivos integrados a las actividades agrícolas y pecuarias e incorporando las cooperativas de campesinos donde en sus terrenos tengan aguas embalsadas o de ser posible construyendo estanques rústicos potenciando la acuicultura familiar.

Solamente hacer empleo de piensos en el agua dulce en las fases de cría larvaria y alevinaje que fundamentalmente está a cargo del Estado, pues de esta manera bajan los costos de producción. Los cultivos intensivos que llevan pienso se emplean en especies de valor exportable o en el mercado de frontera para hacer rentable la actividad. La intensificación de los cultivos se lleva en especies como la claria, las tilapias y el camarón marino. Limitaciones y oportunidadesLos principales obstáculos o limitaciones que afronta el sector pesquero atendiendo a los problemas técnicos, capacitación del personal, ambientales y sociales son:

Corto Plazo

Factibles de solución en corto tiempo
  • Insuficiente disponibilidad de alimentos y de semilla.
  • Desgaste genético en especies introducidas.
  • Incremento de las enfermedades en la intensificación de la acuicultura.
  • Persiste un inadecuado funcionamiento interinstitucional.
  • Lenta transferencia tecnológica a favor de los productores locales.
  • Poca difusión y promoción de la venta de pescado acuícola para garantizar la seguridad y soberanía alimentaria con los hábitos alimenticios y diversos tabúes arraigados en la población.
  • Insuficiente capacitación integral del personal que desarrolla directamente la actividad.
  • Problemas en la búsqueda informática y poco intercambio de las más novedosas tecnologías.
  • No determinación por indicadores de las ganancias en el desarrollo de las infraestructuras existentes en cada sistema de cultivo.
  • Persistencia de pérdidas posteriores a la captura.
  • No adecuada diversificación de la producción.


Largo Plazo

Concebidos a partir de los cambios ambientales y económicos
  • Implicaciones del cambio climático en la acuicultura, principalmente las relacionadas con las variaciones de temperatura, entre las cuales destacan las consecuencias en la biología y distribución de especies.
  • La disponibilidad de recursos hídricos para la actividad y disminución en la pesca extractiva, lo cual ocasionará una mayor presión sobre la producción acuícola.
  • Mayor desarrollo de políticas de protección y financiamiento al acuicultor/pescador artesanal.
  • Problemas en el uso del agua, mediante el manejo integrado y la conservación y ampliación de la infraestructura hidráulica.
  • La captación de semillas en bancos naturales para la maricultura (especialmente moluscos) de manera sostenible a partir de inversiones en laboratorios.


Oportunidades

  • Voluntad política y sensibilización de los decidores.
  • Existencia de un sistema armónico integrado entre las entidades vinculadas, que relaciona acciones coordinadas y permite garantizar a corto plazo el óptimo aprovechamiento de los recursos.
  • El incremento del interés del sector privado, entre otros factores.
  • Incentivación de la población mediante los programas especiales territoriales.
  • Diagnóstico adecuado de las capacidades de otros organismos con posibilidades de realizar cultivos de agua dulce y en el sector privado con especial énfasis en el sector cooperativo campesino, para un mejor manejo de los espejos de agua en su explotación comercial.
  • El estar fortaleciendo la conciencia y ordenamiento jurídico en materia ambiental.
  • Constante capacitación de los trabajadores y directivos y ejecución de programas de educación, comunicación y divulgación ambiental, y un mayor conocimiento público y cambios de actitud que elevan la participación ciudadana en relación con la conservación y el uso sostenible de la diversidad biológica.
  • La correcta articulación con la base en cada territorio para establecer la proyección estratégica y el desarrollo de los Programas Nacionales de investigación-desarrollo e instructivos para el monitoreo y evaluación de la marcha de las actividades de pesca y acuicultura.
  • Fortaleciendo las capacidades institucionales, incluyendo los recursos humanos, materiales y financieros de las entidades relacionadas con la conservación y uso sostenible de los recursos pesqueros y de la acuicultura.
  • El poder brindar una especial atención en el financiamiento de los mantenimientos e insumos necesarios para abordar el manejo tecnológico de los diferentes sistemas de cultivo.
  • La aplicación del criterio de precaución en la conservación, la ordenación y la explotación de los recursos acuáticos vivos con el fin de protegerlos y de preservar el medio ambiente, tomando en consideración criterios científicos.
  • Existir una estrecha coordinación entre sector científico y el productivo para lograr a partir de la identificación de los problemas, la adecuación de las prioridades de investigación y la demanda tecnológica
  • Contar con el desarrollo tecnológico para la elaboración de nuevos productos pesqueros.
  • Tener la implantación de los Sistemas de Calidad facilitando el mercado.
  • El considerar el aprovechamiento de los descartes de la pesca para destinarlo a la elaboración.
  • Mercados estables internos y externos.


Investigación, educación y capacitaciónInvestigaciónEl país dentro del MINAL cuenta con dos instituciones dedicadas a la investigación a saber:

El Centro de Investigaciones Pesqueras (CIP)

Este centro organiza sus actividades de investigación relacionadas con la parte marina en cinco direcciones principales e incluye la pesca, la camaronicultura y las investigaciones en maricultura, teniendo en cuenta la contaminación y la salud animal en el caso de los cultivos en la red fluvial natural. Presenta dos filiales provinciales de apoyo a la investigación y Buros de Captura en el 100 por ciento de las empresas, con técnicos como enlace entre la investigación y la producción.

El Centro de Preparación Acuícola

Para la acuicultura de agua dulce dispone del Centro de Preparación Acuícola con dos estaciones, dedicado al estudio y la investigación de especies acuícolas y está adscripto al grupo empresarial GEIA, por ser una actividad de desarrollo productivo e igualmente presenta los Buros de Captura en el 100 por ciento de las empresas, con técnicos como enlace entre la investigación y la producción.Las líneas de investigación del CPA son: Piscicultura en diferentes sistemas de cultivos; Genética y Reproducción; Hidrología e Hidroquímica; Nutrición y Alimentación; Sanidad Acuícola; Ingeniería Acuícola; Estudios Limnológicos y Evaluación de Embalses.

Proyectos de investigación en ejecución en ambos centros:

  • Desarrollo y optimización de técnicas para el cultivo de especies de agua dulce.
  • Estudio integral para la explotación del camarón marino en Cuba.
  • Gestión integral para la explotación de la langosta en Cuba.
  • Estudio integral para el desarrollo y manejo de peces y otros recursos marinos de interés comercial.
  • Desarrollo, perfeccionamiento e innovación de servicios científico-técnicos de la industria pesquera.
  • Desarrollo de cultivos marinos.


Por la importancia estratégica de las pesquerías y los cultivos acuáticos se incorporan los Proyectos a un Programa Nacional de Alimento, teniendo los recursos disponibles para su implementación hasta la fase de generalización de sus resultados.

Fuera del MINAL hay tres instituciones que realizan investigaciones ambientales, como el Centro de Investigaciones Marinas de la Universidad de la Habana, el Instituto de Oceánologia del CITMA, y el Centro de Ingeniería Genética y Biotecnología que realiza investigaciones relacionadas con este perfil con personal altamente calificado. Se estima 548 personas trabajando en las investigaciones relacionadas con la pesca de otros sectores desde el punto de vista ecológico y ambiental.
Educación y capacitaciónLas universidades en sus carreras afines, como la Agropecuaria y la de Biología, tienen incorporadas asignaturas correspondientes al sector.

Existe una escuela: “Andrés González Lines”, formadora de técnicos de nivel medio para patrones de embarcaciones y para la actividad pesquera y acuícola en el MINAL.

Además hay una fuerte labor vocacional garantizando el relevo con más de 980 niños incorporados a círculos de interés de acuicultura en todos los municipios del país, que culturalmente desarrollan habilidades y se trabaja en la toma de conciencia para el cuidado y preservación del ambiente.

Se dan así conocimientos de las pesquerías cubanas y de la acuicultura, por lo que se crean condiciones para darle continuidad y así asegurar la incorporación futura de estas generaciones al sector.
Ayuda exterior

Se ejecutan en la actualidad ocho proyectos:
  • Dos Proyectos JICA con Japón, uno del CIP para la actividad de Maricultura con Peces (Cobia sp.) e intensificación de los cultivos acuícolas con la EPA hasta el 2016.
  • Un Proyecto PNUD-FAO con el CIP para el cultivo del camarón marino, hasta el 2014.
  • Un Proyecto con la UNESCO y una institución de Holanda relacionado con el aprovechamiento de los subproductos pesqueros en la alimentación para la acuicultura familiar y la industrial. Se incluye el ahorro del agua mediante la recirculación en los sistemas intensivos. Se incorporan cursos formativos de personal con plazo hasta el año 2015, especializada y postgraduada.
  • Tres Proyectos del CIP con el PNUD y la WWF en colaboración con el CITMA y uno para el EPA, todos medio ambientales, con vistas a la optimización de la explotación y manejo de los recursos pesqueros y las especies invasivas, hasta el año 2016.


Instituciones del sector pesqueroA la máxima dirección del MINAL está subordinado la dirección de Regulaciones Pesqueras y Ciencia, el GEIA, la Oficina Nacional de Inspección Pesquera (ONIP) y el CIP, las que se relacionan entre sí para llevar a cabo respectivamente la política de Ciencia y el marco legal que la garantiza, el control de las regulaciones emitidas y el otorgamiento anual de las autorizaciones de Pesca, las investigaciones y la proyección y ejecución de las actividades productivas del sector.

La Producción está siendo atendida por el Grupo Empresarial para la Industria Alimentaria (GEIA) del Ministerio de la industria Alimentaria (MINAL) a partir de cambios estructurales a finales del 2010, y además participan desde el año 1991 del pasado siglo XX varios organismos que llamamos ”otros Organismos acuicultores”, siendo ellos el Ministerio de la Agricultura (MINAGRI), el Ministerio de las Fuerzas Armadas (MINFAR), el Ministerio del Interior (MININT), el Grupo Empresarial del Azúcar y en menor medida y teniendo como principal objetivo la Capacitación de niños y jóvenes, el Ministerio de Educación (MINED); a partir del 2006 se incorporan pescadores privados, en todos los casos la producción se emplea para autoconsumo de sus entidades y consumo local y para el consumo de las tropas en el MINFAR y el MININT. La producción sobrante se vende al MINAL por un sistema de tarifas especiales que incentivan la venta.

Figura 31 - Cuba -Organigrama del Sector
Figura 31 - Cuba -Organigrama del Sector
Fuente: Datos del autor
Marco jurídicoMarco jurídico regional e internacionalLos recursos pesqueros aunque son renovables no son infinitos, razón que requiere por parte del Estado establecer una política de utilización, basada en la ordenación y desarrollo de la pesca de forma sostenible (donde dejamos incluido en lo subsiguiente en el término pesca, la obtenida mediante la acuicultura de repoblación), para poder mantener su contribución al beneficio nutricional, económico y social de la población.

El ordenamiento ambiental cubano cuenta con un marco legislativo adecuado y suficiente para garantizar la conservación y el uso sostenible de los recursos pesqueros, el que debe continuar un proceso de perfeccionamiento. Intervienen fundamentalmente el Ministerio de la Industria Alimentaria y el Ministerio de Ciencia, Tecnología y Medio Ambiente; particular importancia tiene la obligatoriedad que se establece de obtener una licencia ambiental que conlleve a la introducción de una especie; también se obtienen licencias ambientales por nuevas inversiones, reanimación de actividades o cambios de tecnologías en los procesos. En otros casos se otorgan permisos, llegando el caso a necesitarse obtener autorizaciones para acceder a zonas frágiles, acceder al recurso biológico.

Para garantizar el control de las medidas regulatorias que se establecen a través de la Comisión Consultiva de Pesca, de manera institucional, el MINAL ha creado la Oficina Nacional de Inspección Pesquera (ONIP), cuya misión es velar por el cumplimiento de todas las regulaciones estipuladas para la conservación, fomento y aprovechamiento racional de los recursos acuáticos que habitan en la zona económica, el mar territorial, las aguas interiores y las aguas terrestres de la República de Cuba.

Las regulaciones que posee el MINAL en su marco legal están relacionadas con las siguientes vertientes:
  • Veda escalonada total para la langosta y la zonificación de su zona de captura.
  • Prohibición de pesca de camarón en áreas donde en las capturas se presenten ejemplares menores que la talla comercial en un 25 por ciento y veda durante el período de reclutamiento así como regulaciones en la construcción de las artes de pesca, así como la zonificación de las áreas de pesca del camarón.
  • Veda permanente o temporal de las especies más críticas en sus pesquerías
  • Regulaciones en los niveles de capturas de diferentes especies
  • Regulaciones sobre los desembarcos, tallas mínimas legales y especies potencialmente tóxicas
  • Declaración de áreas bajo régimen especial de protección y uso (ZBREUP)
  • Regulaciones de pesca en áreas protegidas.
  • Regulaciones de los permisos de pesca para la pesca deportiva y uso de embarcaciones y artes de pesca y cuotas de captura autorizadas a la pesca deportivo-recreativa.
  • Prohibición total del calado de tranques escameros, previo análisis casuístico y con emisión de Resolución ministerial anualmente.
  • Prohibición al que capture, desembarque, transporte, procese, comercialice o consuma cualquiera de las especies declaradas por CITES como especies amenazadas o en peligro de extinción, describiéndose el monto de las multas que serán impuestas a los infractores.
  • Regulaciones en la construcción y explotación de las artes de pesca (1 Resolución).
  • Metodología para la concesión de Autorizaciones y Licencias de Pesca (1 Resolución).


El cumplimiento de las medidas regulatorias lo podemos visualizar en el siguiente Gráfico:

Figura 32 - Cuba - Cumplimiento de lo legislado en cuatro pesquerías
Figura 32 - Cuba - Cumplimiento de lo legislado en cuatro pesquerías
Fuente: CIP-ONIP, Taller de Matanzas 2011

Además del marco regulatorio del MINAL se cumple internacionalmente y regionalmente con los indicadores en los plazos previstos que Cuba ha firmado a saber: Para garantizar el desarrollo y cumplimiento de las acciones del Ministerio de la Industria Pesquera, nos serviremos de los siguientes instrumentos legales, técnicos, administrativos y de control:

  • Decreto Ley No. 164 “Reglamento de Pesca”.
  • Regulaciones Complementarias.
  • Legislación Ambiental establecida por el Ministerio de Ciencia, Tecnología y Medio Ambiente.
  • Licencias Ambientales.
  • Indicadores Ambientales.
  • Evaluaciones de Impacto Ambiental.
  • Áreas protegidas marinas de conjunto con el CITMA.
  • Normas Ambientales y de Calidad de los Productos Pesqueros.
  • Programas de Investigación y Desarrollo de los Centros de Investigación.
  • Programa de Acción de las Asociaciones Pesqueras.
  • Plan de Inversiones del Ministerio de la Industria Pesquera.
  • Inspección Estatal del MIP.
  • Convenios y Convenciones Internacionales de los que Cuba es parte.
  • Programas de Educación y Divulgación Ambiental para trabajadores de la Pesca y Comunidades Pesqueras.


CONVENIOS INTERNACIONALES

  • Convención de Diversidad Biológica
  • Convención de Lucha contra la Desertificación y la Sequía
  • Protocolo de Montreal para el control de las Sustancias Agotadoras de la Capa de Ozono
  • Convención para el Comercio Internacional de Especies Amenazadas (CITES);
  • Convención Marco para el Cambio Climático;
  • Convención de Viena y las Enmiendas de Londres y Copenhague
  • Convenio de Cartagena y sus Cinco Protocolos;
  • SPAW; Protocolo para el Control de la Contaminación por Hidrocarburos;
  • Convención de la Red de Acuicultura.


CONVENIOS REGIONALES

  • Programa Ambiental del Caribe y sus Proyectos;
  • Cuba ha protegido áreas sensibles cumpliendo con el indicador establecido para el año 2015, lo que se demuestra en las figuras 33 y 34.


Figura 33 – Cuba - Zonas de Pesca y su relación con las Áreas Protegidas
Figura 33 – Cuba - Zonas de Pesca y su relación con las Áreas Protegidas
Fuente: Datos del MINAL-ONIP

Figura 34 – Cuba - Zonas BREUP y su relación con las Zonas de Pesca
Figura 34 – Cuba - Zonas BREUP y su relación con las Zonas de Pesca
Fuente: Datos del MINAL-ONIP

Anexos

ANEXO I

Cuadro 16 – Cuba - Principales Géneros /especies con los nombres comunes y científicos, enumerados por orden de aparición en el Informe

No Nombres comunes Nombres científicos
Marinas
 
1 langosta común, l. americana Panulirus argus
2 camarón blanco del Pacífico Litopenaeus vannameii
3 ostión de mangle Rhizophoraea mangle
4 macabí Albula vulpes
5 sardina de ley Harengula humeralis
6 Mojarra blanca Gerres cinereus
7 biajaiba Lutjanus synagris
8

camarón blanco

y c. rosado

Litopenaeus schmitti

y Penaeus vannamei

9 cangrejos y jaibas Cardisoma guanhumi , Menippe mercenaria Callinectes sapidus
10 esponjas Spongia spp.; Hyppospongia spp.
11 Moluscos-almejas (pata de cabra) Y pulpo Arka zebra y Octopus vulgaris
12 pargo criollo Lutjanus analis
13 rabirrubia (rubia) Ocyurus chrysurus
14 Chuchos Actobatus narinari
15 rayas Dasyatis americana
16 cubera Lutjanus cyanopterus
17 Tiburones (dientuso azul, cabeza de batea, baboso y cornudas) Isurus oxyrinchus, Carcharhinus leucas, C. altimus y Sphyrna spp.
18 roncos Haemulon spp.
19 caballerote Lutjanus griseus
20 0tras mojarras (de ley, plateada y mojarrita

Eucinostomus gula,

E. argentius y Ulaema lefroyi

21 pataos Eugerres brasilianus
22 machuelo Opisthonema oglinum
23 verrugato Micropogonias furnieri
24 sierra Scomberomorus cavalla
25 serrucho Scomberomorus maculatus
26 pintada Scomberomorus regalis
27 liseta Mugil trichodon
28 lisa Mugil curema
29 Jureles (cojinúas) Caranx spp.,Seriola spp. y Decapterus
30 corvina Bairdiella spp.
31 dorado Coryphaena hippurus
32 Atunes (bonito y albacora) Katsuwomis palanus y Thunnus alalonga
Fluviales
33 Carpa común o escamuda Cyprinus carpio
34 Cocodrilos y caimán Cocodrylus rombifer y C. acutus
35 manjuarí Atractosteus tristoechus
36 carpas chinas (plateadaa, manchada y herbívora Hypophthalmichthys molitrix, Aristhyctis nobilis y Ctenopharyngodon idellus
37 Tilapias (negra , azul, rayada y herbívora Oreochromis aureus, O. nilotica, O. mossambicus y Tilapia zillii
38 clarias Clarias gariepinus
39 pez gato Ictalurus punctatus




ANEXO II

Pesca- Tipo de embarcaciones

Figura 35 – Cuba - Camaronero 21 m
Figura 35 – Cuba - Camaronero 21 m


Figura 36 – Cuba - Chinchorrero 7 metros
Figura 36 – Cuba - Chinchorrero 7 metros


Figura 37 – Cuba - Langostero 10 m
Figura 37 – Cuba - Langostero 10 m


Figura 38 – Cuba - Langostero de 18m
Figura 38 – Cuba - Langostero de 18m




ANEXO III - Principales zonas turísticas-recreativas
Figura 39 - Cuba - Principales zonas turísticas-recreativas
Figura 39 - Cuba - Principales zonas turísticas-recreativas


Referencias
Adams, Charles M.. 1998. An Overview of the Cuban Commercial Fishing Industry and Implications to the Florida Seafood Industry of Renewed Trade. University of Florida, USA, Marzo 1998.
Bedin, 2011. Todo sobre Cuba/Geografía/Mares y Costas. Editado en: Cuba.com, 2011.
Baisre, Julio, 2004. La Pesca Marítima en Cuba. La Habana, Cuba, Editorial Científico-Técnica.
Claro, R et al. 2001. The marine ichthyofauna of Cuba. Washington and London, Smithsonian Institution Press, pp. 21 – 57.
COPESCAL, FAO 1994. Los recursos pesqueros de agua dulce, su organización y manejo, Simposio Regional sobre Manejo de la Pesca en Embalses de América Latina, La Habana, Cuba, 24 al 28 de octubre 1994, 71 pp. .
Coto, Magaly, 2011a. Información y Estadística de la Pesca basada en el repoblamiento, Informe Cuba, Taller Ospesca/FAO, Argentina, junio 2011. .
Coto, Magaly. 2011b. La Pesca y la Acuicultura en Cuba. Medidas Regulatorias. Informe presentado Evento Ministerio de Agricultura y Desarrollo Rural, Colombia 17 y 18 noviembre 2011.
Conext. 2013. Pescados, Crustáceos, Moluscos, http://trade/nosis.comext/Import-Export/Cuba/.
Cubagob. 2013. Cuba. www/cubagov.cu, sitio revisado mayo 2013.
Dirección General de Estadísticas 1953: Anuario Estadistico de Cuba, 529 pp., Ministerio de Hacienda, Impreso en P. Fernández y Cía., Cuba.
Wikipedia, 2013. Desarrollo Sostenible, sitio revisado 2 de mayo, 2013.
El Portal de la Industria Cubana, 2013. www. Cubaindustria.cu, Sitio visitado en mayo 2013. .
FAO. 1995. La repoblación como forma de manejo de la Acuicultura en Cuba, Documento ocasional, FAO.
FAO. 2006.Visión General del sector acuícola nacional, país Cuba (NASO).
FAO. 2011. La Acuicultura de repoblación en Cuba. .
FAO. 2013. Información adicional/base de datos temáticas, Firma//firms.fao.org.
FAO, Estadística de Pesca. Capturas y Desembarques (varios números).
Espinosa M F. 2002. Protegiendo privilegios: las áreas protegidas como espacios de conflictos creativos. Anuario de Ecología, Cultura y Sociedad. Año 2, No. 2, Fundación Núñez Jiménez, La Habana.
Espina, M. et al. 2004. Percepciones ambientales en Comunidades de la Ciénaga de Zapata para un plan de manejo. CIPS, Informe de investigación. La Habana.
García Álvarez, Anicia, 2006. Complementariedad y competencia de las economías pesqueras de Cuba y la Florida.
GEIA. 2012. Proyección del Desarrollo de la Acuicultura 2012-2016, Trabajo presentado ante los organismos acuicultores en evento interno MINAL, Marzo 2012.
GEOCUBA. 2009. Evaluación del Medio Ambiente Cubano. Editora Centenario, Rep. Dominicana.
Instituto Nacional de Recursos Hidráulicos (INRH). 2007. Situación de la Sequía en Cuba. http://www.hidro.cu/sequia.htm.
Loria, Cynthia, 2002. Sostenibilidad y participación comunitaria en el manejo de las áreas protegidas. Curso- taller Parque Nacional Caguanes, Cuba.
Martínez, A., et al. 2003. Curso de Áreas Protegidas por televisión, Universidad para todos. Tabloide.
Méndez, J.A. 1983. Breve caracterización social, cultural y económica de la pesca de la plataforma y las poblaciones de los pescadores, MIP, 15 pp.
MINCEX: Resúmenes Estadísticos del Comercio Exterior Cubano, Varios números, (1981-2011).
Ministerio de Educación. Servicio Estadístico, varios números (2005-2011). .
MINAL 1980-2012, Documentos del Archivo del autor.
MINAL, 2007. 1er Taller Nacional de Camarón de Cultivo, CIP, La Habana, Cuba.
MINAL, 2011a. Taller Nacional de Buros de Captura, Matanzas, junio 2011. .
MINAL 2011b. Taller de Peces, Granma, octubre 2011.
Naranjo, A. 1956.Cordel y Anzuelo, 251 pp., La Habana, Editorial Cenit.
Oficina Nacional de Estadísticas (ONE). Anuario Estadístico de Cuba, 1989-2003.
Políticas y Estrategias. 2010. Estrategia Nacional de Educación Ambiental. En: http://www.educambiente.co.cu/index.php. Sitio visitado Mayo /2013.
Pomeroy, R. y Rathwell, P. 2010. Cómo analizar las inversiones destinadas a un futuro proyecto de producción acuícola. En Sitio php.htm (Extractado y modificado de Clemson University).
REDVET. 2010. Revista electrónica de Veterinaria, Volumen 11, Número 03B. págs. 1695-7504.
Quiñones Chang, Nancy; Mañalich Gálvez, Isis; Pico García Nieves, 2001. ¿Por qué exportar? Revista Cuba, Investigación Económica, La Habana.
Rodríguez, Andrés et al. 1981. Guía del Pescador Cubano. La Habana, Cuba, Centro de Investigaciones Pesqueras, 142 pp. .
Suplemento Universidad para Todos. 2004a. Curso de Geografía de Cuba. Editado por Juventud Rebelde, La Habana. .
Suplemento Universidad para Todos, 2004b. Elementos de Meteorología y Climatología. Editorial Academia, La Habana. .
Vergara, Ricardo, 1992. Principales características de la Ictiofauna dulceacuícola cubana. La Habana, Editorial Academia, pp. 21.
Villegas, Anselmo, 2006. El Maricultivo: Estrategias y Perspectivas en Cuba. Curso Postgrado, Universidad de Camagüey.

Información adicional

Archivo de Reuniones y Noticias

 

 
Powered by FIGIS