Mecanismo flexible multiasociados (FMM)

Reunión consultiva de socios que aportan recursos

©FAO/Pier Paolo Cito

Innovación, velocidad, impacto: el futuro flexible de la movilización de recursos

El Mecanismo flexible multiasociados (FMM por sus siglas en inglés) en su reunión consultiva de socios que aportan recursos destaca los proyectos actuales, la expansión de las asociaciones y el progreso clave

12/04/2019 - El viernes 29 de noviembre de 2019, el Mecanismo flexible multiasociados (FMM) celebró su última reunión consultiva de socios que aportan recursos del año en la sede de la FAO en Roma. La consulta se inició con el Director General Qu Dongyu que abrió el debate enfatizando la importancia de los mecanismos de financiación flexibles y sólidos como el FMM para permitir la innovación, la velocidad y la cooperación intersectorial en la consecución de los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS). Dijo: "Estamos aprendiendo juntos, contribuyendo juntos y trabajando juntos".

El Director General agradeció a los socios pioneros que aportan recursos al FMM (Países Bajos, Suecia, Bélgica, Flandes y Suiza) y dio la bienvenida a los nuevos socios, Francia e Italia. También expresó optimismo por las negociaciones en curso para una asociación con Noruega, y alentó la discusión sobre cómo trasladar todas las colaboraciones hacia el siguiente nivel. El Director General también hizo hincapié en la importancia del FMM con respecto a la Reforma de la ONU que aboga por una financiación más flexible, predecible y menos orientada a la financiación asignada. En ese sentido dijo: "El desequilibrio dramático entre los recursos básicos y no básicos es una tendencia que debería revertirse para cumplir con la Agenda 2030 y los ODS".

A estas observaciones siguieron presentaciones de varios miembros del personal sobre el terreno, representantes nacionales y expertos técnicos, sobre los resultados clave del proyecto FMM, los nuevos desarrollos, éxitos y lecciones aprendidas. Centrándose en historias humanas, datos actualizados y voces provenientes del campo, los temas presentados incluyeron: aprovechar los recursos para mejorar los medios de vida; facilitar el empleo juvenil; aumentar el número de asociaciones en la agenda para la alimentación urbana; transformar la vida de las mujeres rurales; la protección social mediante soluciones innovadoras; la restauración de tierras y la promoción de una acción climática efectiva; y la medición de los ODS y del estado de la seguridad alimentaria y la nutrición en el mundo (SOFI, por sus siglas en inglés).

En respuesta a las declaraciones del Director General y las presentaciones, Hans Hoogeveen, Embajador y Representante Permanente del Reino de los Países Bajos ante la FAO, comentó que "los proyectos muestran que estamos obteniendo un valor añadido por nuestro dinero". También enfatizó la necesidad de "formar un equipo para obtener resultados sobre el terreno". Madeleine Kauffman, Representante de Suiza, se hizo eco de estos sentimientos y dijo que el FMM es una"solución de desarrollo integral" y "no podemos permitirnos trabajar aislados".

Delphine Borione, Embajadora y Representante Permanente de Francia ante la FAO, destacó la importancia del FMM en áreas prioritarias clave para un país, como la resiliencia climática y el empoderamiento de las mujeres. "Las ganancias colectivas para la sociedad serían enormes si pudiéramos invertir en mujeres", dijo.

Mats Ǻberg, Gerente Senior de Programas de la Agencia Sueca de Cooperación Internacional para el Desarrollo (ASDI), afirmó que una de las ventajas del FMM es la flexibilidad. "Existe la necesidad de que la FAO y la ONU se muevan tan rápido como los insectos", dijo, refiriéndose a un punto anterior del Director General sobre la lucha contra la propagación de enfermedades a nivel mundial notoriamente difíciles de controlar.

Sobre el tema de la expansión de las asociaciones, Geert De Proost, Representante General del Gobierno de Flandes en Italia, dijo que querían "ser un ejemplo para otras entidades subestatales".

Sobre el FMM

Hay un impulso creciente hacia mecanismos de financiación flexibles a medida que cada vez más socios que aportan recursos reconocen el papel vital de una financiación menos asignada en la implementación de los ODS. En cuanto instrumento global de la FAO para recibir y administrar fondos flexibles agrupados, el FMM ofrece un enfoque de financiamiento programático, una gobernanza racionalizada y eficiente, una mejor asignación de recursos y procedimientos de presentación de informes, y un énfasis sobre los resultados rentables.

Entre 2010 y 2017, el FMM movilizó USD 75 millones y apoyó 32 proyectos en 70 países y cinco regiones. Desde que el FMM fue renovado en 2018, un número creciente de socios que aportan recursos se unen para proporcionar su apoyo en la nueva fase. Tanto las nuevas alianzas como las existentes permiten a la FAO invertir en prioridades clave y áreas críticas, fomentando así soluciones de desarrollo más integradas. Actualmente, el FMM está ampliando alianzas e impulsando la búsqueda de nuevos socios para lograr impactos aún mayores y revitalizar aún más la movilización de recursos.

Enlaces relacionados