Taller Konya


Estas cuestiones y desafíos se examinaron en un taller internacional en Konya, Turquía, del 28 al 31 de mayo. El taller fue organizado y apoyado por el Ministerio turco de Bosques y Agua, la FAO (Roma y Ankara), la Agencia de Cooperación y Coordinación Internacional de Turquía (TIKA) y la Agencia Alemana de Cooperación Internacional (GIZ).

Entre los participantes se encontraban más de 90 expertos internacionales sobre restauración de tierras secas de departamentos forestales, instituciones de investigación, el sector privado, organizaciones no gubernamentales y organismos internacionales de desarrollo. Representaban a 24 países de África, Asia Central, el Próximo Oriente y la región mediterránea. La iniciativa contaba también con el apoyo de organizaciones internacionales e intergubernamentales como la Comisión de la Unión Africana, la Secretaría de la Convención de Naciones Unidas de Lucha contra la Desertificación (UNCCD), el Mecanismo Mundial de la UNCCD ( a partir de ahora el "Mecanismo Mundial"), la Secretaría del Fondo para el Medio Ambiente Mundial (GEF), el Comité Permanente Interestatal para la Lucha contra la Sequía en el Sahel (CILSS), el Foro Forestal Africano (AFF), el Centro de los Objetivos de Desarrollo del Milenio para África Occidental y Central, la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza, la Región Valona de Bélgica, el Centro Mundial de Agrosilvicultura (ICRAF), el Fondo Mundial para la Naturaleza (WWF), el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD) y Silva Mediterránea, un órgano técnico estatutario de la FAO.

El evento se llevó a cabo en respuesta a las recomendaciones de los países miembros de la FAO de elaborar directrices operacionales para la restauración de paisajes y áreas forestales degradadas en las difíciles condiciones ambientales y socioeconómicas de las zonas áridas y semiáridas, en beneficio de la población local. El taller de Konya fue el primer paso en el proceso para lograr este objetivo de una manera participativa, basada en las lecciones aprendidas del pasado y los esfuerzos de restauración de bosques en curso en los países representados. Los participantes intercambiaron experiencias, se identifican los elementos clave de éxito y fracaso en proyectos de restauración forestal y discutieron sobre la Herramienta de Monitoreo de Restauración global de bosques, desarrollada recientemente por la FAO, para orientar la planificación, ejecución y evaluación de proyectos y programas de campo. Una excursión de un día al terreno permitió comprobar la amplia experiencia técnica e institucional en Turquía.


 

 
 

Los participantes agradecieron la oportunidad de establecer y ampliar sus redes profesionales a través de este evento y contribuir a la modificación de la Herramienta de Monitoreo de Restauración a través de su experiencia y observaciones. También dieron una orientación valiosa sobre la estructura y contenido de un informe de expertos sobre restauración de tierras secas que integra lecciones aprendidas y directrices.

Los expertos de redes y socios internacionales de desarrollo (la Oficina Subregional de la FAO para Asia Central, el GEF, el Mecanismo Mundial, Silva Mediterranea y el PNUD), presentaron oportunidades de financiación y programas de colaboración en curso para apoyar los esfuerzos nacionales y regionales en la restauración de zonas secas. Entre estos programas de colaboración, destacan algunos como: la Gran Muralla Verde para el Sahara y la iniciativa del Sahel de la Unión Africana, en la que participan 13 países de la región sahariana, que se benefician de la ayuda financiera de la Unión Europea, el Mecanismo Mundial y la FAO. También hay que señalar el programa de apoyo del Banco Mundial y el GEF a la Gran Muralla Verde para el Sáhara y la iniciativa del Sahel, en 12 países; la Asociación de Colaboración sobre los Bosques del Mediterráneo y la Comisión de Cuestiones Forestales del Mediterráneo-Silva Mediterranea, con la participación de más de 15 asociados, entre ellos GIZ, el Fondo francés para el Medio Ambiente Mundial y la Agencia Francesa de Desarrollo, así como el Programa Forestal de la FAO-Turquía en Asia Central y los países vecinos, aprovechando el apoyo del Gobierno turco.

Resultados


Los participantes estuvieron de acuerdo para apoyar la continuación del proceso de elaboración de directrices operacionales para la restauración de paisajes degradados y contribuir a la modificación de la Herramienta de Monitoreo de la Restauración. También agradecieron la iniciativa de organizar un taller de seguimiento, enfocado en las técnicas de campo, que probablemente se llevará a cabo en Senegal a finales de año.

El resultado final del proceso será un informe sobre la restauración de las tierras secas. El informe será presentado en Estambul, Turquía, en abril de 2013, en la 10 ª Sesión del Foro de las Naciones Unidas sobre los Bosques, durante un evento paralelo que será organizado por el gobierno de Turquía.

última actualización:  lunes 1 de julio de 2013