Productos forestales no madereros

Palmera nipa

Las utilizaciones de esta palmera son tan numerosas como variadas. La palmera genera un material de techado que la población rural utiliza mayormente para la construcción de los techos y las paredes de sus viviendas. Las tejas de nipa producidas son baratas, livianas para transportar, fáciles para fijar y pueden durar muchos años, especialmente cuando se utilizan en las casas equipadas con hornos abiertos. Se fabrica también papel para cigarrillos con los brotes jóvenes de la nipa.

Otro potencial de la nipa reside en la savia dulce del tallo de las flores. En Filipinas, se ha practicado por muchos años el cultivo a gran escala de nipa para la producción de alcohol.

A excepción del alcohol, otros tres productos que producen beneficios económicos se pueden fabricar a partir de la savia de la nipa. El producto más simple es el jarabe de azúcar, que puede ser comercializado como un edulcorante, como el jarabe de arce. Otro producto potencial es el azúcar morena que es muy apreciada en los países desarrollados como un alimento «bueno para la salud». La tercera y más importante posibilidad es el vinagre; este puede ser utilizado en la cocina familiar, en la industria y en la conservación de alimentos. El vinagre de nipa desempeñará un papel importante como sucedáneo del vinagre de producción industrial.

Apicultura

Las abejas, del género Apis, han sido explotadas por el hombre hace miles de años. Apis mellifera, una especie nativa presente en todo el continente africano, en la mayor parte de Europa y el Cercano Oriente, es la más conocida y la más difundida de todas las especies.

No existe ninguna especie nativa de abejas en el continente americano, en Australia o en la zona del Pacífico, aunque la abeja Apis mellifera ha sido introducida en estas zonas, desde Europa hace unos 400 años (Bradbear, 1990).

Avicennia germinanas, Laguncularia racemosa y Conocarpus erectus son los árboles de los manglares importantes como fuente de néctar y polen y Rhizophora mangle es también una planta melífera (Hamilton and Snedaker, 1984).

En Asia, la apicultura es una actividad importante en Myanmar, en Bangladesh y en India. En los Sundarbans, la cera y la miel de abejas son producidos por los enjambres de abejas silvestres que construyen las colmenas en las ramas y en las hendiduras o huecos de los árboles. Los árboles y las colmenas a menudo son destruidos durante la recolección. Se ha estimado que alrededor de 9 300 árboles se derribaron durante la temporada 1982/83 para producir 233 toneladas de miel y 58 toneladas de cera, mientras que con una ordenación adecuada unas 1 550 colmenas hubieran sido suficientes para obtener las mismas cantidades (Christensen and Snedaker, 1984).

Fauna silvestre

Como en otros tipos de bosques, la fauna silvestre de los manglares es una fuente de proteínas importante para las comunidades locales. Además, algunas especies, especialmente los reptiles, se cazan o se crían por sus pieles. Aquí se encuentran ejemplos de utilización tradicional de una selección de especies de fauna silvestre de los manglares.

El jabalí (Sus scrofa) a menudo se lo encuentra en los márgenes pantanosos, en Asia, es apreciado por su carne.

La tortuga verde marina (Chelonia mydus) presente en Myanmar y otros países de Asia puede llegar a un peso de 400 libras y de 4 a 4,5 pies de largo. Esta depone de 100 a 200 huevos a la vez. Las poblaciones locales consumen sus huevos y su carne.

Los cocodrilos y los caimanes son cazados en todo el mundo por su valiosa piel.

Productos de la pesca

Desde un punto de vista económico, los manglares a menudo son mucho más importantes para la producción de organismos acuáticos que para la producción potencial de madera. Sellan Kapetsky (1985) estimó que el porcentaje de rendimiento de pescado y mariscos en las zonas de manglares es de aproximadamente 90 kg/ha, con un rendimiento máximo potencial de 225kg/ha. Según el autor, la producción piscatoria total mundial de los manglares sería de alrededor de 1 000 000 de toneladas por año (para una superficie estimada de 83 000 km2 de aguas libres en el interior de los manglares), que es algo menor del 1 por ciento de la producción mundial total anual estimada en todos los tipos de aguas.

Peces

En Tailandia, las principales especies de peces comerciales capturados en el interior o en las proximidades de los manglares son las lisas (Liza subviridis), la lubina de mar (Later calcarifer), los pargos (Lutjanus spp.), los tilapias (Tilapia spp.), los meros (Epinephelus spp.), el bagre (Arius spp.), los barbudos (Eleutheronema spp.), y el tieso (Ophichthus microcephalus) (Christensen, 1982).

El pez más importante en África occidental es el ¿pez-bonga¿ (Ethmalosa fimbriata). Los otros géneros importantes de la misma familia (Clupeidae) son la sardinela y la pellonula. El tilapia cumple también una función esencial. En África oriental, Tilapia y Ciprinus son unos de los géneros más buscados, seguidos por las lisas, las anguilas y los sabalotes (Chanos chanos).

En América latina, las lisas y los pargos son los peces más comunes que se capturan en el interior de las zonas de manglares.

Mariscos

Los principales cangrejos comestibles (Scylla serrata en Asia y en África oriental y Callinectes latimanus en África occidental) son los productos más apreciados del manglar que se capturan con la ayuda de trampas de fabricación local o utilizando ganchos especiales para extraerlos donde se encuentran. Otros cangrejos comestibles son más o menos apreciados según los países, incluso algunas especies de Sesarma, Cardisoma y Thalamita (SECA/CML, 1987).

Los camarones se capturan normalmente con redes a lo largo de las calas de aguas poco profundas en el interior de los manglares, y con pesquero de arrastre en alto mar. En Matang, once especies comerciales de camarones son desembarcadas y Metapenaeus affinis, M. Brevicornis, Parapenaeopsis sp. (en particular, P. Hardwickii y P. Hungerford) y Paenaeus merguiensis/penicillatus constituyen la mayor parte de las capturas.

Los otros crustáceos y moluscos que se recogen en los manglares son las almejas (Anadara sp.), las ostras (Crassostrea tulipa), los mejillones y los caracoles.

Maricultura

La maricultura tradicional, que se basa en la utilización de un sistema de estanques artificiales específicos para criar los animales marinos o de agua salobre, se practica en Indonesia desde hace centenares de años. Los «tambaks» (estanques) fueron construidos para criar sabalotes (Chanos chanos). A lo largo de los desagües, estanques y aguas de estuarios de los manglares, una rica tradición de maricultura artesanal se ha desarrollado y el pescado representa una parte importante de la provisión proteica de las poblaciones.

Los principales tipos de maricultura, practicados en las aguas libres de los estuarios son:
  • Cría sobre el fondo (sin recinto) del arca del Pacífico occidental y de algas marinas
  • Cultivo en jaulas de peces - por ejemplo el sabalote (Chanos chanos), la lubina de mar (Lates calcarifer) y el mero (Ephinephelus tauvina)
  • La ostricultura y la cría del mejillón sobre balsa con material de soporte.

Acuicultura en estanques

En varios países en desarrollo, las zonas de manglares se han convertido en grandes estanques utilizados principalmente para la cría de camarones más que para la piscicultura debido a la fuerte demanda de exportación y del precio elevado de los camarones. Este tipo de cría se practica esencialmente donde las aguas costeras son ricas en nutrimientos y repobladas con las especies comercialmente apreciadas de camarones en el ambiente natural, en estados postlarvales y juveniles, y donde la amplitud de la marea es favorable y suficientemente elevada (aproximadamente 3 metros). Los estanques de camarones están construidos en los manglares debido a los estuarios de aguas poco profundas y protegidas que constituyen el hábitat natural de una variedad de camarón silvestre que tiene valor comercial, y que proporciona las hembras grávidas y las postlarvas y los camarones jóvenes en abundancia.


Bibliografía
Bradbear, N. 1990. Beekeeping in rural development. Cardiff, United Kingdom, International Bee Research Association.
Christensen, B. 1982. Management and utilization of mangroves in Asia and the Pacific. FAO Environment Paper No. 3. Rome.
Christensen, B. & Snedaker, S.C. 1984. Integrated development of the Sundarbans: Ecological aspects of the Sundarbans. FO:TCP/BGD/2309(mf). FAO Field Document No. 3. Rome.
Hamilton, L.S. & Snedaker, S.C. 1984. Eds. Handbook for Mangrove Area Management. IUCN/UNESCO/UNEP. Honolulu, Hawaii, East-West Center.
Kapetsky, J.M. 1985. Mangroves, fisheries and aquaculture. FAO Fish. Rep. 338. Suppl.: 17-36.
SECA/CML. 1987. Mangroves of Africa and Madagascar. Conservation and Reclamation. SECA/CML/CEC.

Extraído de :
FAO. 1994. Mangrove forest management guidelines. FAO Forestry Paper No. 117. Rome

última actualización:  jueves 19 de mayo de 2005