Funciones medioambientales de los bosques y los árboles

Debido a la alta proporción de costas con respecto a la superficie terrestre y la relativamente corta distancia entre las tierras altas y las zonas costeras, las siguientes funciones ambientales de los bosques y los árboles son de especial importancia y, en muchos casos, sobrepasan su valor de producción:

  • Conservación del suelo y el agua: La dimensión relativamente limitada de las cuencas hidrográficas convierte a la conservación del suelo y el agua en prioridades en los PEID. La función de mejoramiento del suelo de estos árboles es también importante para el éxito del crecimiento de plantas en los suelos de base coralina, que se encuentran entre los menos fértiles del mundo.

  • Protección de las costas: Los bosques costeros actúan como amortiguadores contra los ciclones, fuertes vientos y marejadas que son comunes en muchas islas tropicales.

  • Conservación de la diversidad biológica: Las islas pequeñas generalmente poseen una menor diversidad de especies de plantas y animales, pero tienen un más alto porcentaje de endemismo que las masas continentales 1. Muchas de estas especies endémicas de plantas y animales se hallan en los bosques. La pequeña dimensión de las poblaciones individuales de animales y plantas las hace más susceptibles a la extinción por causa de la deforestación, la forestación y las prácticas agrícolas no sostenibles, el turismo sin ordenación y la introducción de especies exóticas. La conservación de la diversidad biológica - tanto directamente (en el bosque) como indirectamente (protegiendo los ecosistemas asociados como los arrecifes coralinos) - es, por lo tanto, una de las funciones ambientales más importantes desarrolladas por los bosques en las islas pequeñas.

  • Vinculaciones con el ecosistema marino. Los bosques costeros tales como los manglares y los bosques de marisma generan desperdicios de hojas y materia de detrito que ingresan a la cadena alimentaria marina. Los manglares sirven para el alimento, la reproducción y las zonas de cría de numerosos peces y crustáceos comerciales - incluyendo a los camarones tropicales más comerciales. Además, los manglares sirven como trampas de sedimentos para los escurrimientos desde las tierras altas, reduciendo de tal modo la turbidez del agua y protegiendo a los lechos de formaciones vegetales marinas, a los arrecifes coralinos cercanos a la costa y a las vías navegables de la sedimentación.

Nota

1 -En Mauricio, la República Dominicana, Haití, Jamaica y Fiji se ha informado que más del 30 por ciento de las especies de plantas más altas son endémicas. Un porcentaje estimado en 24 por ciento del número total de las especies de pájaros es endémico en las Islas Salomón y el 20 por ciento en Fiji. Los estados con un alto porcentaje de mamíferos endémicos incluyen a Mauricio (50 por ciento), las Islas Salomón (36 por ciento) y Fiji (25 por ciento).

última actualización:  viernes 28 de octubre de 2005