Iniciativa sobre la subida de los precios de los alimentos
 

Burundi

Antecedentes

Burundi sigue recuperándose de un devastador conflicto civil que duró de 1993 a 2004. El reto humanitario más grande que hoy afronta este país es la repatriación e integración de unos 200 000 burundianos desde Tanzanía. Burundi, con recursos de tierras limitados, una pobreza crónica y períodos de intensa sequía, está en malas condiciones para atender a tantos repatriados.

Más del 90% de la población de Burundi vive de la agricultura, por lo cual las familias rurales y urbanas tienen que poder producir sus propios alimentos. Una gran parte de la población sufre una aguda inseguridad alimentaria y un acceso limitado a los servicios básicos.

En estas condiciones, la escalada de los precios de los alimentos y la inflación en aumento de los precios al consumidor hacen que las familias vulnerables corran todavía más riesgo de pasar hambre. El costo estimado de la canasta nacional de alimentos hoy es 22% más alto que hace un año.

Respuesta de la FAO

Para mitigar el impacto de la escalada de los precios de los alimentos en los sectores más vulnerables de la población de Burundi la FAO está realizando un proyecto del Programa de Cooperación Técnica con valor de 500 000 USD. Unas 6 000 familias recibirán frijoles y cortes de batata para sembrar, así como botes para regar, fertilizantes, plaguicidas, aspersores, rastrillos y palas, a tiempo para la temporada de siembra de 2009. También se dará asistencia técnica a los beneficiarios para ayudar a impulsar su productividad y contribuir a la creación de capacidad a plazo más largo.

Además, a una serie de provincias se entregarán bombas de agua para irrigación hacia el inicio de la temporada seca, a fines de 2008.

Todas las actividades están integradas con el Programa de Emergencia de la FAO en Burundi, y quedan bajo la responsabilidad de la Unidad de Coordinación de la Emergencia y la Rehabilitación. Esta Unidad aprovecha los insumos que tiene almacenados en el país para garantizar su distribución oportuna a los beneficiarios.

Burundi también se beneficiará del apoyo regional que la FAO proporciona a través de dos proyectos distintos del Programa de Cooperación Técnica, dirigidos a una serie de países del África oriental y central. Estos proyectos se asociarán con el Ministerio de Agricultura de Burundi para supervisar y evaluar las actividades de respuesta a la situación de la escalada de los precios.

La producción agricola en Burundi se queda atrás años después del conflicto