FAO.org

Inicio > Medios > Noticias

El Director General de la FAO pide el apoyo del sector privado para el fondo fiduciario contra el hambre

Graziano da Silva: lo que se hace a nivel local para combatir el hambre puede convertirse rápidamente en una iniciativa mundial

Foto: ©FAO/Giulio Napolitano
El Director General se reúne con representantes del Mecanismo del Sector Pivado

11 de octubre de 2013, Roma“Muchas de las empresas que se encuentran hoy aquí están presentes en muchos países. Esto es importante, porque lo que ustedes hacen a nivel local contra el hambre puede convertirse rápidamente en una iniciativa global”, afirmó el Director General de FAO, José Graziano da Silva, en una reunión con los socios del sector privado celebrada hoy.

En el encuentro, Graziano da Silva anunció la creación por parte de la FAO de un fondo fiduciario de múltiples donantes para que las empresas del sector privado contribuyan financieramente a la labor de la organización y apoyen los proyectos y programas de la FAO. "Les doy la bienvenida y les animo a unirse a esta asociación y poner en marcha este fondo de reciente creación", dijo.

El Director General de la FAO explicó que los Miembros de la FAO aprobaron la Estrategia para las asociaciones con el sector privado, centrada en cinco grandes objetivos estratégicos. "Son los ámbitos en los que me gustaría que trabajáramos conjuntamente".

Hakan Bahçeci, Presidente del Mecanismo del Sector Privado (MSP) en el Comité de Seguridad Alimentaria Mundial (CFS) en Roma, agradeció al Director General de la FAO haber dado la oportunidad de reunirse y compartir prioridades a representantes de más de 10 000 empresas. También expresó su apoyo a la transformación que está experimentando la FAO para mejorar la cooperación con el sector privado. "Compartimos los 5 objetivos estratégicos de la FAO", afirmó.

Ésta es la segunda de una serie de reuniones con el sector privado que se iniciaron el año pasado y un esfuerzo por fortalecer la relación de trabajo que incluye la aprobación de una estrategia y que se desarrolla en el marco del CFS. El diálogo entre la FAO y el sector privado ha progresado significativamente, incluyendo recientes acuerdos con la Fundación Rabobank y la Fundación Grameen para apoyar a los pequeños agricultores. Las colaboraciones con socios a largo plazo, como la Fundación Bill y Melinda Gates, también se están ampliando.

Graziano da Silva destacó que, si bien las nuevas cifras sobre el hambre publicadas recientemente muestran que la subalimentación continúa reduciéndose y las últimas estimaciones apuntan a que el número de personas que pasan hambre en el mundo ha disminuido en casi 26 millones en 2013, "necesitaremos un nivel excepcional de colaboración entre el sector público y el sector privado para reducir el hambre a cero y tenemos que trabajar conjuntamente para lograr un cambio importante".

"Trabajar con el sector privado no sólo consiste en recibir apoyo financiero, sino también en beneficiarse de su dinamismo, innovación y espíritu empresarial a nivel mundial, regional y nacional", señaló el Director General a los representantes de los diversos sectores agroalimentarios, entre ellos el comercial, de inversión, financiero, elaboración de alimentos, ganadería, bioenergía y producción agrícola. Hizo hincapié en el papel clave que desempeña el sector privado en la creación del consenso político necesario para apoyar la lucha contra el hambre y destacó la importancia de la participación del sector en el Comité de Seguridad Alimentaria Mundial.

El Director General recordó que, el año pasado, el CFS aprobó las Directrices voluntarias sobre la gobernanza responsable de la tenencia de la tierra, la pesca y los bosques en el contexto de la seguridad alimentaria nacional y expresó su esperanza de llegar a un acuerdo similar sobre los Principios para la inversión agrícola responsable. Recordó que la segunda reunión ministerial sobre los precios de los alimentos celebrada el 7 de octubre destacó la necesidad de aumentar la inversión en la agricultura y la urgencia de acordar dichos principios.

Uniendo esfuerzos contra el hambre

"Erradicar el hambre consiste en unir fuerzas para ampliar los programas exitosos y vincular las acciones para mejorar los resultados. De este modo, tenemos que trabajar con los pequeños productores, ayudándoles a aumentar su producción y productividad y vinculándoles a las cadenas de valor y a los mercados en funcionamiento", afirmó Graziano da Silva.

El responsable de la FAO invitó al sector privado a apoyar el próximo Año Internacional de la Agricultura Familiar en 2014 mediante campañas conjuntas de promoción, divulgación y comunicación con la FAO. En este sentido subrayó que los propios agricultores son una parte importante del sector privado en todo el mundo.