FAO.org

Inicio > Medios > Noticias

La Copa Africana de Naciones apoya los esfuerzos del continente contra el hambre

La FAO y la CAF ponen en marcha la campaña “El fútbol africano contra el hambre”

16 de enero de 2015, Roma -- Un futbolista vestido de blanco dribla un balón en el sótano de un edificio abandonado, enfocado con laser, levanta nubes de polvo mientras se prepara para disparar a una portería imaginaria: golpea el balón con fuerza y consigue un tanto. La escena forma parte de un vídeo publicitario de la FAO que se emitirá a lo largo de la próxima Copa Africana de Naciones; el gol de la victoria: una metáfora de la superación del hambre en África en 2025.

La iniciativa forma parte de la campaña "El fútbol africano contra el hambre", nacida de la colaboración entre la FAO y la Confederación Africana de Fútbol (CAF) para resaltar el histórico compromiso de los dirigentes africanos para erradicar el hambre en el curso de la próxima década.

La campaña aprovecha la popularidad mundial del fútbol para difundir un mensaje de solidaridad: las naciones africanas pueden derrotar el hambre en el curso de nuestras vidas, pero necesitan actuar de forma colectiva y contar con el apoyo popular para alcanzar su objetivo.

"Erradicar el hambre requiere trabajo en equipo y la perseverancia: las mismas cualidades que los jugadores en la Copa de Naciones nos muestran en el terreno de juego", señaló José Graziano da Silva, Director General de la FAO. Una nutrición adecuada, añadió, es esencial para alcanzar los propios objetivos, ya sean deportivos o de otro tipo.

"El fútbol une a personas de todo el continente y lo convierte en la plataforma ideal para llamar a la solidaridad y conseguir que gente de toda África se sume a nuestro esfuerzo conjunto para elevar el listón en la lucha contra el hambre", aseguró Mario Lubetkin, Director de Comunicación de la FAO en el curso de una conferencia de prensa en Bata, Guinea Ecuatorial, en vísperas del comienzo de la Copa Africana de Naciones.

A diferencia del oponente invisible en el video, el hambre en todo el continente es algo tangible. Tan solo en África subsahariana, 223 millones de personas -o una de cada cuatro- sufre subalimentación. Esto dificulta su capacidad para llevar una vida sana y productiva e impide al conjunto de África alcanzar su pleno potencial.

Ese potencial es significativo. África alberga siete de las 10 economías de más rápido crecimiento del mundo y tiene la población más joven de cualquier otro continente. Al mismo tiempo, los mercados regionales están todavía dominados por las importaciones de alimentos extranjeros y el desempleo juvenil es elevado. Invertir ahora en el desarrollo agrícola podría convertir el sector en el centro de un crecimiento inclusivo que crease empleo para los jóvenes, fortaleciese los medios de vida rurales y superase el desafío de alimentar una creciente población mundial.

Convertir el hambre en algo del pasado

El año pasado, los gobiernos africanos se reunieron e hicieron un compromiso histórico para acabar con el hambre crónica entre sus poblaciones en 2025, en sintonía con la campaña "Hambre Cero" de la ONU.

Un paso firme en este sentido ha sido la creación del Fondo Fiduciario de Solidaridad con África en 2013, el primer fondo de los africanos para África, que hasta ahora ha movilizado unos 40 millones de dólares EEUU de países africanos (principalmente Guinea Ecuatorial y Angola) para proyectos que incrementan las oportunidades de empleo para los jóvenes, crean resiliencia de los medios de vida ante las situaciones de crisis, mejoran la gestión de los recursos naturales y apoyan la producción sostenible de alimentos con el objetivo de erradicar el hambre.

Operando bajo el principio de que el desarrollo sostenible viene desde dentro, el fondo -administrado por la FAO y las partes interesadas clave y que obtiene dinero de las economías más fuertes del continente- ha apoyado hasta ahora proyectos en 30 países de África.

La labor de la FAO y del Fondo complementa el Programa general para el desarrollo de la agricultura en África (CAADP, por sus siglas en inglés), un esfuerzo local de cooperación en toda la región para impulsar la productividad agrícola, que fue lanzado por los gobiernos del continente hace diez años.

Para hacer realidad la visión de un África con seguridad alimentaria, existe un amplio consenso sobre que es esencial contar con inversiones en el desarrollo agrícola, fuertes redes de seguridad social y derechos para acceder a la tierra y el agua. También lo es el apoyo a los pequeños agricultores, en cuyas manos se encuentra más del 60 por ciento de las tierras agrícolas.

2015: un año crucial

La Copa Africana de Naciones tiene lugar en un año crucial para el desarrollo internacional, con el plazo para los Objetivos de Desarrollo del Milenio llegando a su fin y la comunidad internacional dando los toques finales a un conjunto de Objetivos de Desarrollo Sostenible para ocupar su lugar. La nueva agenda de desarrollo tendrá probablemente como piedras angulares a los medios de vida sostenibles y la seguridad alimentaria.

"Ha llegado el momento de que los gobiernos, instituciones y sociedad civil del continente se reúnan y redoblen los esfuerzos para convertir el hambre en algo del pasado", subrayó Lubetkin.

Del 17 de enero al 8 de febrero, dieciséis equipos competirán en la Copa Africana de Naciones en distintos estadios de Guinea Ecuatorial.

Compartir esta página