FAO.org

Главная страница > СМИ > Новостная статья
Русская версия данной статьи недоступна.

Чтобы закрыть, щелкните мышью в окне сообщения.

América Latina y el Caribe redoblan esfuerzos para erradicar el hambre

La Presidenta de Chile, el Director General de la FAO, el Vicepresidente de Venezuela y representantes de 33 países participan en la Conferencia Regional.

Photo: ©FAO
La Presidenta de Chile, Michelle Bachelet, y el Director General de la FAO, José Graziano da Silva, con Carlos Furche, Ministro de Agricultura de Chile y presidente de la Conferencia (izq) y Heraldo Muñoz, Canciller de Chile (dcha).

Santiago de Chile, miércoles 7 de mayo de 2014 –  Para acordar las acciones necesarias para erradicar definitivamente el hambre en América Latina y el Caribe antes del año 2025, representantes de todos los países de la región están reunidos en la Conferencia Regional de la FAO, en Santiago de Chile, desde el 7 al 9 de mayo.

“Sabemos que la lucha contra el hambre tiene una dimensión primaria dentro de las grandes misiones de la humanidad. Es tal vez la expresión más brutal de la desigualdad”, dijo la Presidenta de Chile, Michelle Bachelet durante la inauguración.

“América Latina y el Caribe se ha convertido en un ejemplo mundial de lucha contra el hambre, ya que ha logrado reducir su proporción de subalimentación del 15% al 8% desde 1990 y el número total de personas de 66 a 47 millones” dijo el Director General de la FAO, José Graziano da Silva, haciendo un llamado a lograr la meta de la Iniciativa América Latina y el Caribe sin Hambre 2025.

Establecida el 2006 y refrendada por todos los jefes de Estado y de Gobierno de la región, la Iniciativa busca alcanzar la erradicación total de la subalimentación antes del año 2025.

16 países de la región ya han alcanzado la primera meta del Objetivo de Desarrollo del Milenio 1, al reducir su proporción de subalimentación por la mitad. “El desafío por delante es reducir el hambre a cero,” señaló Graziano da Silva.

Compromiso político sin precedentes

El Director General de la FAO señaló que la amplia participación de los gobiernos en la Conferencia Regional es una señal de que América Latina y el Caribe han decidido dar un paso definitivo hacia la seguridad alimentaria.

“Hoy existe un nivel de compromiso político y social con la seguridad alimentaria regional sin precedentes.  Prácticamente todos los países de la región y sus organismos de integración como CELAC, Petrocaribe-ALBA, UNASUR, MERCOSUR, CARICOM, CAN y SICA implementan planes e iniciativas para la erradicación del hambre”, señaló Graziano da Silva.

Conferencia Regional fijará las prioridades de la FAO

La Conferencia Regional de la FAO se reúne cada dos años para analizar los principales desafíos de la seguridad alimentaria, y en esta ocasión está centrada en la erradicación del hambre y la malnutrición, el desarrollo sustentable y la agricultura familiar.

La Conferencia fijará las prioridades regionales para el actuar de la FAO para los próximos dos años, y es además un importante foro de encuentro con la sociedad civil y el sector privado.

“Es un espacio de diálogo importante para poder posicionar nuestras puntos de vista ante los gobiernos” señalo Maria Noel, representante del Movimiento Agroecológico Latino Americano y el Caribe, MAELA.

Reconocimiento especial a Chile

Durante la Conferencia Regional de la FAO, la Presidenta de Chile, Michelle Bachelet, recibió un reconocimiento de la FAO por haber cumplido la meta de la Cumbre Mundial de la Alimentación de 1996, al reducir a menos de la mitad el número de personas que sufren hambre en el país.

“Chile redujo la prevalencia de la subalimentación de un 9% en los años 90 a menos de un 5% en 2011-2013. Estamos orgullosos de este gran avance y muy consciente de que debemos aplicarnos en erradicar ese 5%, que como todos sabemos no es sólo una cifra, sino que representa a hombres, mujeres y niños que no cuentan con lo mínimo necesario para su sustento cotidiano”, señaló la Presidenta Bachelet.

El Director General de la FAO destacó a Chile como un ejemplo mundial en la lucha contra el hambre y por la forma en que está compartiendo su experiencia con el resto del mundo a través de múltiples instancias de cooperación Sur-Sur.