FAO.org

粮农组织主页 > 媒体 > 新闻报道
本文尚无中文版本。

点击此处关闭信息框

La peste bovina no matará más

La Vía de la OIE para el reconocimiento de los países libres de peste bovina abrió el camino para la declaración mundial de erradicación por los países miembros de la FAO en junio

Foto: ©FAO/Tony Karumba
Kenya: miembros de la etnia maasai cuidan de su ganado, antes expuesto a la peste bovina y hoy vacunado y libre de virus

25 de mayo de 2010, Paris/Roma - Los Delegados nacionales de los Miembros de la Organización Mundial de Sanidad Animal (OIE) declararon hoy que la peste bovina, una de las enfermedades más mortíferas de los bovinos y varias otras especies animales, ha sido erradicada de la superficie del planeta.

En su 79ª Sesión General anual en París, Francia, los Delegados nacionales de los Miembros de la OIE adoptaron por unanimidad la Resolución 18/2011 que, tras el control exhaustivo por la OIE con la colaboración de la FAO, ha reconocido oficialmente libres de peste bovina a los 198 países y territorios del mundo con animales sensibles.

La Vía de la OIE contra la peste bovina establecida inicialmente en tres etapas para el reconocimiento oficial por la Organización de los países libres de la enfermedad se inició en 1989, y a partir de 1994, se hizo en paralelo con en el Programa Mundial de Erradicación de la Peste Bovina (PMEPB) coordinado por la FAO en colaboración con la OIE y el Organismo Internacional de Energía Atómica de las Naciones Unidas (AIEA).

En febrero de 2011, los expertos de la OIE encargados de recomendar el reconocimiento del estatus sanitario en el marco del procedimiento para la peste bovina validaron el reconocimiento de la situación libre de los últimos ocho países.

Con el considerable apoyo de parte de donantes como la Unión Europea a los países que reunían los requisitos, estos mecanismos de cooperación y coordinación internacionales han cumplido una función esencial en la promoción de la erradicación mundial de la enfermedad, en particular en los países más pobres.

En junio, los 192 Países Miembros de la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO) adoptarán igualmente, en la 37ª Conferencia de la FAO que se celebrará en Roma (Italia) del 25 de junio al 2 de julio de 2011, una Resolución relativa a la Declaración de la erradicación mundial de la peste bovina y la implementación de medidas de seguimiento para preservar dicha erradicación a nivel mundial a través de la cual se reconocerá este destacado logro mundial y la fructuosa colaboración entre muchos gobiernos, organizaciones regionales e internacionales, la profesión veterinaria y la comunidad científica.   

"Hoy asistimos a un evento histórico, ya que la peste bovina es la primera enfermedad animal erradicada por la humanidad" declaró el Dr. Bernard Vallat, Director General de la OIE. "Se trata de un importante avance, no solo de la ciencia, sino de las políticas de cooperación entre las organizaciones internacionales y con el conjunto de la comunidad internacional. Ante todo, es un éxito de los servicios veterinarios y de toda la profesión veterinaria, ya que la escasez de recursos a disposición de los servicios veterinarios en varios países infectados constituía un importante obstáculo al control progresivo de la peste bovina" añadió.

"La peste bovina ha sido una de las prioridades de la FAO en sus esfuerzos para combatir el hambre y mejorar las condiciones de vida a través de la agricultura" comentó Ann Tutwiler, la Directora General Adjunta de la FAO para el conocimiento. "Con la erradicación de la enfermedad en los animales vivos, la producción ganadera en el mundo se ha vuelto más segura así como la subsistencia de millones de ganaderos. Son unas lecciones muy importantes que cabe recordar en la lucha contra otras enfermedades animales."

"En esta lucha histórica contra una de las enfermedades más temidas por los criadores de todo el mundo, la acción conjunta de la comunidad científica veterinaria, de las organizaciones internacionales y regionales, los gobiernos y los criadores ha sido absolutamente crucial. He tenido el orgullo de participar en este esfuerzo y me honra en particular haber presentado oficialmente el informe que hoy sella el fin de la peste bovina", comentó el Dr. William Taylor, presidente del Comité mixto OIE/FAO de expertos en peste bovina.

La etapa siguiente

La fase ulterior a la erradicación que acaba de comenzar también plantea un reto. Aunque el virus de la peste bovina ya no circula entre los animales vivos, sigue presente en una serie de laboratorios, principalmente para la producción de vacunas en caso de que la enfermedad reaparezca de forma accidental o debido a un acto de intencional.

La FAO y la OIE trabajan en la preparación y aplicación de recomendaciones y directrices para el confinamiento del virus a efectos de la investigación o de la producción de vacunas, en total respeto de las medidas adecuadas de seguridad biológica.

Más sobre la enfermedad

El término peste bovina significa plaga bovina y refleja directamente la devastación que causa la enfermedad entre las poblaciones de animales domésticos y salvajes, sobre los medios de subsistencia de la gente y, en consecuencia, sobre la economía local o nacional entera.

La peste bovina, también conocida como plaga del ganado, es una enfermedad vírica contagiosa que afecta a diversos animales biungulados salvajes y domésticos, principalmente bóvidos y bufálidos. La enfermedad es causada por un virus de la familia Paramyxoviridae, género Morbillivirus. Algunas especies de animales biungulados salvajes y domésticos, incluidos los ovinos y caprinos, pueden presentar síntomas más leves de la enfermedad una vez infectados, pero la tasa de mortalidad puede alcanzar hasta el 100 % en los rebaños de bóvidos o bufálidos altamente sensibles.

La peste bovina era conocida antes de la era romana. La enfermedad ocasionó la muerte de centenares de millones de bovinos en Europa, Asia y África.

Un brote de peste bovina en Bélgica en 1920 impulsó la cooperación internacional para el control de las enfermedades animales y fue uno de los factores conducentes al establecimiento de la OIE en 1924.

El anuncio de la erradicación coincide con el 250 aniversario de la creación de la profesión veterinaria en Lyon, Francia, y esta victoria marca un hito histórico para la profesión.