FAO :: Sala de prensa :: FAO en el terreno :: 2005 :: Indonesia: nuevos p…
Indonesia: nuevos planes para reactivar la acuicultura después de los tsunamis
Devastada más de la mitad de las 44 000 hectáreas piscícolas de Aceh
16 de marzo de 2005, Banda Aceh, Indonesia - Cuando Sugeng Raharjo vio el primer tsunami estrellarse contra sus instalaciones piscícolas en la playa, tomó la cámara de vídeo y en los minutos siguientes filmó la destrucción de 20 años de arduo trabajo.

Como director del Centro de Acuicultura en Agua Salobre de la costa noreste de la provincia de Aceh, en Indonesia, Sugeng Raharjo tenía la responsabilidad de establecer unos criaderos modelo para la producción de camarones gigantes, cangrejos de caparazón blando y otras especies muy valiosas, como los meros y los chanos.

Las olas que destruyeron el Centro no sólo cobraron la vida de siete de sus trabajadores y devastaron casi las instalaciones, sino que se llevaron todos los alevines y larvas de camarón que estaban criándose en los tanques circundantes.

Ahora, con el apoyo de cerca de dos millones de euro donados por el Gobierno de Italia, la FAO está trabajando con el grupo indonesio de Raharjo para restablecer el sitio damnificado que se extiende entre dos pequeñas aldeas de la costa noreste que antes fuera de ensueño.

La provincia más affectada

La provincia de Aceh fue la más dañada de las zonas del océano Índico damnificadas por el sismo y los tsunamis del 26 de diciembre. Los tsunamis destruyeron los bordes de tierra de los estanques y éstos se llenaron de desechos y a menudo de limo tóxico. Más de la mitad de las 44 000 hectáreas de estanques piscícolas de Aceh quedaron destruidas, según los resultados de un estudio de la FAO. Afortunadamente los tanques de concreto quedaron intactos.

Unas 27 000 personas vivían de los estanques (llamados en indonesio "tambaks"). Muchas de estas personas, arrasadas con sus familias, están entre los 235 000 desaparecidos o muertos en Indonesia desde la catástrofe de los tsunamis. La mayoría de los supervivientes vive en tiendas de campaña provisionales y en "barracas" construidas apresuradamente por el gobierno.

Reconstruir la industria piscícola, una de las actividades más lucrativas de Aceh, no sólo es una tarea titánica, sino también polémica. Los pequeños productores locales que se ganan la vida de un estanque de una hectárea o menos, compiten con empresas más grandes, a menudo por las mismas tierras anegadas.

Introducir prácticas más responsables

David James, miembro del grupo de la FAO que estudia todos los aspectos de la industria pesquera en Aceh, afirma que las empresas comerciales pueden crear en esta zona el trabajo que tanto hace falta, "pero tienden a sobrepoblar los estanques, y cuando se les presentan problemas, por ejemplo enfermedades, cierran y se van, dejando desempleada a la población local."

Los pequeños piscicultores también incurren en prácticas piscícolas inadecuadas, pero como dijo un cooperante: "su potencial de causar daños es mucho menor".

Reanudar la actividad de los estanques no sólo consiste en reconstruir lo que había antes.

"Aparte de restablecer la infraestructura, como los estanques dañados, el suministro de agua y los sistemas de drenaje, se necesitan prácticas piscícolas más responsables", explica Mike Phillips, experto de la FAO en acuicultura, que trabaja con el grupo de Raharjo.

"El Centro ahora tiene una función nueva e importante de introducir prácticas piscícolas responsables en la provincia -afirma Phillips-. El reto es cómo hacer más sostenible el Centro para responder a la situación actual."

Raharjo reconoce que el Centro necesita una nueva orientación. "Nos proponemos elevar la producción al 70% de nuestra actividad, en comparación con el 50% de antes. Los productores nos pedirán peces y camarones a granel", explica.

Pero Raharjo también quiere reconstruir sus instalaciones de investigación, cuyo refinado equipo habrá que reemplazar. Una ventaja es que el equipo para hacer análisis genéticos, esencial para proteger a los peces de las enfermedades, será más moderno que el instalado cuando se inauguró el Centro, en 1985.

El Centro tendrá que decidir dónde construir sus nuevas instalaciones, y la reconstrucción puede tardar hasta un año para terminar.

¿Dónde construir las nuevas instalaciones?

A mayor escala, los piscicultores pueden tener limitaciones para escoger dónde reconstruir sus estanques. Con el afán de proteger a las comunidades costeras del peligro de futuros tsunamis, y proteger también el medio ambiente, las autoridades indonesias están estudiando la posibilidad de establecer a lo largo de la costa, zonas residenciales, comerciales y destinadas a la conservación.

El piscicultor Sofian Ahmad escucha, acuclillado sobre el borde destruido de un estanque cerca del Centro de Acuicultura, a un funcionario de la FAO explicar las ventajas que podría tener la creación de zonas. Sofian dice que le parece buena idea "pero necesitamos otro lugar donde ir".

Mira por encima del hombro los estanques llenos de sedimentos a sus espaldas y después se vuelve hacia una zona menos dañada, quizás protegida por un grupo de manglares próximos a la playa.

Los manglares proporcionan a los peces un hábitat naturalmente salobre, pero gran parte de los manglares de Aceh se han ido talando a través de los años, precisamente para construir estanques piscícolas.

A lo largo de la costa de Krung Jaya, grupos de limpieza y una instalación muy especializada están empeñados en reactivar otro aspecto de la industria pesquera, situado en la cima de la escala comercial.

La fábrica tenía 400 empleados, casi todos mujeres, que elaboraban el atún, para enviar esta especialidad fresca o congelada al Japón. La fábrica era uno de los ejemplos más modernos de Aceh de la pesca convertida en un verdadero negocio.

Muchos de los pescadores que capturaban esos atunes están esperando para saber si obtendrán nuevos barcos y aparejos, y quién fabricará las 60 toneladas diarias de hielo necesarias para conservar la captura.

Mientras tanto, el Centro de Acuicultura en Agua Salobre tiene previsto participar en la reactivación de Aceh para que se convierta en una prestigiosa zona acuícola, productora de pescado y mariscos de la mejor calidad.

Contacto:

Oficina de relaciones
con los medios, FAO

media-office@fao.org
(+39) 06 570 53625

FAO/J. Toye

La FAO colabora con las autoridades locales en la evaluación de los daños y la planificación de la rehabilitación.

FAO/J. Toye

Examen de los daños sufridos por el centro piscícola de Banda Aceh.

FAO/J. Holmes

Figura solitaria en lo que queda del establecimiento de elaboración del pescado en Krung Jaya.

FAO/J. Holmes

Estanques piscícolas y sistemas de drenaje devastados en el centro piscícola

envia por correo
Indonesia: nuevos planes para reactivar la acuicultura después de los tsunamis
Devastada más de la mitad de las 44 000 hectáreas piscícolas de Aceh
Los tsunamis de diciembre de 2004 destruyeron más de la mitad de las instalaciones piscícolas de la provincia de Aceh, en Indonesia. Ahora, con el apoyo de Italia, la FAO colabora con grupos indonesios para restablecer el sector y promover métodos de piscicultura responsables.
Se requiere una dirección de email
Se requiere una dirección de email valida
RSS