Español || Français
      AQUASTAT Home        About AQUASTAT     FAO Water    Statistics at FAO

Featured products

Main Database
Dams
Global map of irrigation areas
Irrigation water use
Water and gender
Climate info tool
Institutions

Geographical entities

Countries, regions, river basins

Themes

Water resources
Water uses
Irrigation and drainage
Wastewater
Institutional framework
Other themes

Information type

Datasets
Publications
Summary tables
Maps and spatial data
Glossary

Info for the media

Did you know...?
Visualizations and infographics
SDG Target 6.4
KWIP
UNW Briefs
     

Read the full profile

Dominican Republic

Riego y drenaje

Evolución del desarrollo del riego

La superficie potencial de riego se estima según el Instituto Nacional de Recursos Hidráulicos (INDRHI) en 710 000 ha, teniendo en cuenta tanto la aptitud de los suelos como la disponibilidad del recurso hídrico. La mayor parte de la áreas regadas se localiza en los valles situados entre las cadenas montañosas, que presentan una precipitación de media a baja y algunas limitaciones en sus suelos: pendiente, profundidad del suelo y, en algunos casos, problemas de salinidad asociados al riego o a la presencia de capas freáticas salinas.

Aunque ya en el siglo XIX, con la construcción del Canal Juan Caballero, y a inicios del XX con el canal Luis Bogaert, canal Santana y el Proyecto Manzanillo, existían áreas bajo riego, el desarrollo más importante del riego en la República Dominicana comenzó en los años 1920 con la construcción de los principales sistemas de riego, localizados en las inmediaciones de los principales núcleos urbanos. En 1941, la superficie puesta en riego alcanzaba las 32 000 ha, incrementándose a 79 000 ha a partir de 1944, gracias al extenso programa de puesta en riego. En 1954, la superficie bajo riego era de 132 000 ha con la construcción de los canales fronterizos y las transformaciones llevadas a cabo en los Valles de San Juan y Neyba. Dicho desarrollo sufrió un estancamiento en la década de los 60, en la que se llevó a cabo la construcción de diferentes embalses multipropósito.

En los años 1970, comenzó un nuevo programa con el objetivo de construir grandes sistemas de riego. En este mismo período, continuaron las inversiones en embalses e infraestructura hidráulica, llegando a 1980 con una superficie puesta en riego de 200 000 ha. En 1999, la superficie bajo riego era cercana a las 270 000 ha. En 2009, la superficie equipada para el riego ascendía a 306 500 ha. En 2004, 216 200 ha de la superficie equipada para el riego fueron efectivamente regadas (Tabla 6).



En 1999, la técnica de riego utilizada fundamentalmente es el riego por superficie, especialmente por surcos, siendo regado por inundación sólo el arroz. La superficie con aspersión o riego localizado está limitada a pequeñas superficies y no alcanza las 2 000 ha, es decir, inferior al 1 por ciento. En 2009, se estima que alrededor del 4 por ciento es riego presurizado (Figura 2).


En cuanto al origen del agua de riego, en 1999, un 22 por ciento de la superficie regada se abastecía a partir de aguas subterráneas. En las aguas superficiales, aproximadamente el 61 por ciento se obtenía a través de tomas de embalses que dominan las áreas regadas por gravedad y el 39 por ciento restante a partir de derivaciones de ríos y arroyos (Figura 3).


La práctica totalidad de la superficie bajo riego está constituida por Sistemas de Riego Públicos (SRP) divididos en pequeños (menores de 1 000 ha) y grandes (mayores de 1 000 ha), bajo la gestión del INDRHI. En 1999, los primeros ocupaban una superficie cercana a las 97 710 ha, perteneciendo las 172 000 ha restantes al segundo grupo (Figura 4).


La República Dominicana ha sido dividida en diez unidades operativas denominadas Distritos de Riego (Tabla 7). Estos distritos no coinciden en sus límites con las cuencas hidrográficas. La infraestructura existente está compuesta de 2 034 km de canales principales, 1 757 km de canales secundarios, 1 576 km de drenajes, 21 presas que almacenan 1 900 millones de m3. Los usuarios beneficiarios ascienden a 86 026 agricultores repartidos en 31 zonas y 381 sistemas de riego. Los beneficiarios de los sistemas de riego construidos por el estado están organizados en 28 juntas de regantes (Pérez y Romero, 2012).


El papel del riego en la producción agrícola, la economía y la sociedad

La superficie total cosechada de cultivos con infraestructura para el riego asciende a 296 200 ha en 2004, de las cuales los más importantes son el arroz con 160 100 ha (54 por ciento del total), las hortalizas con 35 600 ha (12 por ciento), el plátano macho con 23 740 ha (8 por ciento) y la caña de azúcar con 12 350 ha (4 por ciento) (Tabla 6 y Figura 5).


La mujer y el riego

El Instituto Nacional de Recursos Hidráulicos (INDRHI) en coordinación con el Instituto Tecnológico de Estudios Superiores de Monterrey, ha ejecutado el programa "Desarrollo de una visión incluyente de las Mujeres y Jóvenes en las Juntas de Regantes de República Dominicana" mediante el cual se busca incentivar la participación de mujeres y jóvenes en las Juntas de Regantes, con la finalidad de que puedan desarrollar actividades de generación de ingresos complementarias a la agricultura que les permitan mejorar las condiciones de vida de sus familias (ITESM, 2011).

Estado y evolución de los sistemas de drenaje

Existen varias áreas afectadas por problemas de drenaje y salinidad, localizadas en el Valle del Cibao, Santiago Montecristi, Azua, San Juan de la Manguana, Neyba y Barahona. Como áreas con problemas de drenaje, cabe destacar la provincia María Trinidad Sánchez, en la zona del Bajo Yuna, y la zona costera de la provincia de Altagracia. Se considera que en dichas áreas existen cerca de 125 000 ha pobremente drenadas y cerca de 80 000 ha con problemas de salinidad.

     
   
   
             

^ go to top ^

       Quote as: FAO. 2016. AQUASTAT website. Food and Agriculture Organization of the United Nations (FAO). Website accessed on [yyyy/mm/dd].
      © FAO, 2016   |   Questions or feedback?    [email protected]
       Your access to AQUASTAT and use of any of its information or data is subject to the terms and conditions laid down in the User Agreement.