KATHMANDU, 14 de mayo, 2002 -- Aumentar la productividad y los ingresos de los campesinos con escasos recursos que, a pesar de dar de comer a Asia y al Pacífico, pasan hambre es un objetivo central de la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO) en la región. Lo ha afirmado R.B. Singh, Subdirector General y Representante Regional de la FAO para Asia y el Pacífico durante un encuentro de los grupos de la sociedad civil asiática clausurado ayer en Kathmandú.

Conseguir este objetivo es vital para erradicar el hambre en Asia y el Pacífico, que cuenta con dos tercios de los casi 800 millones de personas subnutridas en el mundo y para alcanzarlo - agrega Singh - la FAO trabaja en estrecho contacto con los grupos de la sociedad civil.

Alrededor de 100 representantes de unas 80 organizaciones no gubernamentales y de la sociedad civil (ONGs y OSCs), activas en el sector de la seguridad alimentaria y la pobreza rural, procedentes de 13 países asiáticos se han reunido en Kathmandú, del 11 al 12 de mayo, para formular los principios de la sociedad civil en esa región en materia de seguridad alimentaria en perspectiva de la Cumbre Mundial sobre la Alimentación: cinco años después que se celebra en la sede central de la FAO en Roma del 10 al 13 de junio de 2002.

El acceso equitativo a los recursos -materiales, institucionales y sociales- es fundamental para dar rienda suelta al enorme potencial productivo de los campesinos pobres y representa un tema clave de la misión de la FAO en la región en los próximos años, dijo Singh en su discurso final ante la Consulta Regional de ONGs y OSCs. La reunión de ONGs y OSCs ha coincidido con la XXVI Conferencia Regional de la FAO para Asia y el Pacífico, que se inauguró el 13 de mayo en Kathmandú para analizar los progresos conseguidos en esa parte del mundo de cara al objetivo fijado en la Cumbre Mundial sobre la Alimentación de 1996: reducir a la mitad, para el año 2015, el número de personas hambrientas en el mundo.

En su comunicado final, que es la declaración de los grupos de la sociedad civil asiática ante la Cumbre Mundial sobre la Alimentación: cinco años después, los representantes de los pueblos asiáticos piden el reconocimiento de "la soberanía alimentaria como la base y el principio de la producción y el consumo de alimentos, lo que lleva aparejadas políticas alimentarias y agrícolas". Los representantes invitan a los países a adoptar un "Tratado Internacional sobre Soberanía Alimentaria" y un "Código Internacional de Conducta sobre el derecho a la alimentación y a los recursos".

Por su parte el Sr. Singh, refiriéndose a las preocupaciones manifestadas por los grupos de la sociedad civil, reafirmó los esfuerzos de ese organismo para garantizar que la liberalización del comercio agrícola bajo las nuevas reglas mundiales del mercado no vaya en detrimento de los países asiáticos en desarrollo y en particular de los campesinos con escasos recursos. En este contexto Singh lanzó un llamamiento en favor de una mundialización de rostro humano.

El Sr. Singh subrayó además la importancia de la paz como condición vital para la seguridad alimentaria haciendo hincapié en que los conflictos armados en esta región, eminentemente rural, tienen lugar en el campo con repercusiones desastrosas para la agricultura y la seguridad alimentaria.

También explicó que el grueso de las unidades familiares en Asia y el Pacífico, donde viven el 75 por ciento de las familias campesinas de todo el mundo, está formado por campesinos marginales y que producen en pequeña escala. Tres cuartos de las personas subnutridas de la región viven en aldeas y dependen de la agricultura, la pesca y las industrias rurales relacionadas para su sustento.

La Consulta de ONGs y OSCs es la continuación de una reunión similar de la sociedad civil celebrada en Bangkok en agosto de 2001. Durante dos días los delegados discutieron sobre una serie de materias claves parala seguridad alimentaria en estos países. La declaración de Asia en perspectiva de la Cumbre Mundial sobre la Alimentación: cinco años después ha sido el resultado de una serie de debates sobre los temas siguientes: derecho a la alimentación, capacitación mediante el acceso a los recursos, formas sostenibles para la seguridad alimentaria y soberanía alimentaria.