4 de noviembre de 2003, Addis Abeba/Roma -- Más de 70 000 familias damnificadas por la sequía, en las provincias etíopes de Amhara y Tigray, están recibiendo semillas de cultivos que pueden sembrarse avanzada la temporada agrícola, según informó el martes la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO).

Gracias a la generosa financiación de Canadá, unas 350.540 personas damnificadas por la sequía de las provincias de Amhara y Tigray están recibiendo semillas de legumbres, como garbanzos, lentejas y arvejillas, que pueden sembrarse entrada la estación agrícola.

También se están repartiendo semillas de otros cultivos tardíos como zanahoria, col, tomate, cebolla, remolacha y espinacas.

"La prolongada sequía, la escasez y el retraso de las lluvias causaron grandes pérdidas en los cultivos de alto rendimiento, como el maíz y el sorgo", declaró la Unidad de Coordinación de Emergencias en Etiopía, de la FAO.

"Las familias vulnerables no han podido conservar semillas de las cosechas anteriores ni comprarlas para sembrar y padecen una extrema inseguridad alimentaria. No cabe esperar que se produzcan buenas cosechas ni que la seguridad alimentaria mejore a largo plazo si los hogares no tienen semillas para sembrar", añadió la FAO.

Garbanzos y lentejas contra la inseguridad alimentaria

La distribución de semillas para producir alimentos mejorará la nutrición de los hogares y ayudará a las familias a producir un excedente que les servirá de protección y como fuente de ingresos, lo que contribuirá a reducir su dependencia de la ayuda alimentaria para emergencias, dice la FAO.

Se calcula que 13,2 millones de personas necesitan ayuda de emergencia en Etiopía, según datos del organismo de las Naciones Unidas, debido sobre todo a razones estructurales, a la pobreza y a la recurrencia de desastres naturales.

Los cultivos y las variedades que se siembran a fines de la principal temporada de lluvias, entrado el ciclo agrícola, se cosechan durante la estación agrícola más importante de Etiopía, llamada Meher, a finales de diciembre e inicios de enero. Estos cultivos aprovechan la humedad que ha quedado en la tierra.

Se ha comprado un total de 1.555 toneladas de semillas de legumbres que la FAO está distribuyendo en colaboración con el Ministerio de Agricultura, organizaciones no gubernamentales y una serie de comités del país encargados de la supervisión de las semillas y de la selección de los beneficiarios.

La FAO informó que se sembrarán aproximadamente 17.500 hectáreas gracias a la distribución de semillas, con una producción prevista de 14.500 toneladas de legumbres en las provincias de Amhara y Tigray.

Más de 2.500 hectáreas se sembrarán de hortalizas, en virtud de los 6.795 kilogramos de semillas de estas variedades distribuidas a través del mismo proyecto financiado por Canadá.

Proyecto de riego

De conformidad con la política del Gobierno de Etiopía, a cambio de los insumos agrícolas y el socorro proporcionado en forma de semillas, los hogares realizarán una serie de actividades comunitarias mediante planes de creación de empleo, por ejemplo, para la reconstrucción de infraestructura.

Inundaciones ocasionales pero intensas han destruido algunos canales, pequeñas represas y vertederos que se habían construido en ambas provincias a través de proyectos de ordenación del agua. Los campesinos locales no tienen condiciones para encargarse de la reconstrucción de esta infraestructura.

"Este proyecto tiene un importante elemento de formación - informó la FAO -. Los agricultores recibirán capacitación en modernas técnicas de producción agrícola y en procedimientos de ordenación del agua. Al dar ayuda a los hogares que hoy sufren inseguridad alimentaria, se aspira a preparar los hogares autosuficientes de mañana".
Contacto:
Stephanie Holmes
Oficina de prensa de la FAO
stephanie.holmes@fao.org
(+39) 06 57056350