NOTICIAS DE LA CUMBRE

Grupos sociales debaten la estrategia para eliminar el hambre

El Foro de las ONG reúne a 650 organizaciones de trabajadores, defensores de los derechos humanos y agricultores durante la Cumbre

ROMA, 11 de junio de 2002 -- A medida que los dirigentes mundiales llegaban a Roma para asistir a la Cumbre Mundial sobre la Alimentación: cinco años después, dirigentes de organizaciones de base de todo el mundo iniciaban el domingo, en Roma, su propio debate de cinco días de duración, en el marco del Foro Mundial sobre Soberanía Alimentaria organizado por organizaciones no gubernamentales y organizaciones de la sociedad civil.

"Tenemos aquí grupos de 92 países, pero hemos consultado a otras organizaciones en diversas reuniones que se han celebrado en distintas partes del mundo en los últimos dos años. Estamos orgullosos de nuestro alcance", afirmó Sergio Marelli, Presidente del comité italiano de organizaciones no gubernamentales y organizaciones de la sociedad civil, que patrocina este acontecimiento.

El Foro está celebrando talleres sobre temas tan diversos como los organismos modificados genéticamente, los recursos genéticos, la agricultura orgánica, las tierras, el agua, la seguridad alimentaria y los derechos de la población indígena. Los participantes también discutirán una declaración y un plan de acción, que presentarán a los dirigentes mundiales el último día de la Cumbre.

"Queremos que los gobiernos se den cuenta de que lo que han hecho hasta ahora no basta para reducir a la mitad, antes de 2015, la cifra de personas que padecen hambre -explicó Marelli-. Este foro es una oportunidad para que las organizaciones no gubernamentales y las organizaciones de la sociedad civil debatan estos temas, pero el trabajo más importante consiste en ejercer presión sobre los gobiernos de cada país. Es nuestra tarea cotidiana".

Después de señalar que "el G8 se reúne dentro de dos semanas en Canadá", Marelli agregó que "las declaraciones tanto de la Cumbre como de nuestro Foro pueden presentarse ante los gobiernos más poderosos, aquellos que tienen la responsabilidad de ponerle un alto a este escándalo de 800 millones de personas en el mundo que padecen hambre".

El mensaje de los grupos sociales se ha refinado desde que que fuera presentado su comunicado en el marco de la Cumbre Mundial sobre la Alimentación de 1996, titulado "Ganancia para pocos o alimentos para todos".

"Era una especie de lista de puntos -explica Michael Windfuhr, Director Ejecutivo de Food First, una organización alemana de defensa de los derechos humanos, y autor de la primera versión de la declaración del Foro-. En cambio, ahora nos concentramos en tres mensajes, hecho que consideramos como un avance en el análisis del problema".

El texto de la declaración se someterá a votación por parte de los delegados que asisten al Foro en el transcurso de la semana. Sus tres elementos principales, que constituyen la clave de una estrategia eficaz para poner fin al hambre, son:
  • un enfoque sobre los temas del hambre y la malnutrición basado en el derecho;

  • soberanía alimentaria, o el derecho de las personas y de los países a determinar sus propias políticas agrícolas y alimentarias;

  • modelos agroecológicos de agricultura, en vez de modelos industriales.


El alcalde de Roma, Walter Veltroni, recordó a los participantes que la inseguridad alimentaria obedece a la falta de acceso equitativo a los alimentos y a los medios de producción. Pidió a los países ricos que tomen medidas concretas para erradicar el hambre.

El domingo por la tarde, el Director General de la FAO, Dr. Jacques Diouf, declaró ante el Foro de ONG que "El encuentro de hoy es particularmente importante para cambiar el curso funesto de la lucha contra el hambre. Es indispensable que todos ustedes se movilicen y participen. Su conocimiento de la realidad, su creatividad, su dedicación y sus recursos pueden acelerar de forma decisiva los progresos hacia la erradicación del hambre en el mundo.".

Para terminar, señaló: "Un político anunció una vez que los estados no tienen amigos, sino intereses. Ante las razones de Estado, que son impulsadas implacablemente por el interés propio y las consideraciones de mercado, las ONG representan la fuerza del rechazo moral, el último refugio del altruismo y de la solidaridad".
De izquierda a derecha: Sergio Marelli, Presidente del Foro, Walter Veltroni, Alcalde de Roma, y Jacques Diouf, Director General de la FAO

De izquierda a derecha: Sergio Marelli, Presidente del Foro, Walter Veltroni, Alcalde de Roma, y Jacques Diouf, Director General de la FAO

    ¿sugerencias?   escriba al webmaster

© FAO, 2002