La pesca y la acuicultura son una parte fundamental de la transformación de los sistemas agroalimentarios mundiales, según el Director General de la FAO

El Comité de Pesca de la FAO analiza esta semana el futuro sostenible de una industria en rápido crecimiento

1 de febrero de 2021, Roma - El Director General de la FAO, Sr. QU Dongyu, ha declarado hoy que la pesca y la acuicultura son de vital importancia para la transformación de los sistemas agroalimentarios mundiales, así como para la recuperación tras la crisis de la enfermedad por coronavirus (COVID-19).

El Director General ha pronunciado unas palabras en la ceremonia inaugural del 34º período de sesiones del Comité de Pesca de la FAO (COFI), que es el único foro mundial intergubernamental en el que los Miembros de la FAO se reúnen para examinar y considerar las cuestiones y los desafíos relacionados con la pesca y la acuicultura. Por primera vez, se celebra virtualmente.

En su discurso, el Sr. QU ha señalado que la pandemia de la COVID-19 ha afectado al sector de la pesca y la acuicultura debido a los cambios en la demanda de los consumidores, el acceso a los mercados o los problemas logísticos relacionados con el transporte y las restricciones en las fronteras. Asimismo, ha destacado que la pesca y la acuicultura son esenciales para la economía mundial con vistas a reconstruir mejor tras la crisis de la COVID-19.

"El potencial de una acuicultura moderna para crecer y alimentar al mundo es extraordinario", ha dicho el Sr. QU al señalar que el 10 % de la población mundial, en su mayor parte pequeños productores que necesitan apoyo, depende del sector de la pesca y la acuicultura para su sustento.

Para conmemorar el 25.º aniversario del Código de Conducta para la Pesca Responsable de la FAO, los ministros de pesca de todo el mundo también se reunieron con el Director General en un acto especial de alto nivel, con objeto de examinar el Código y renovar su compromiso por lograr la sostenibilidad de la pesca y la acuicultura a medida que el sector cada vez se enfrenta a más dificultades.

En su discurso de apertura, registrado en vídeo, la Primera Ministra de Noruega, Sra. Erna Solberg, recalcó la necesidad de que los países y las organizaciones trabajaran juntos para encontrar un equilibrio entre la producción pesquera y la protección de los océanos. Señaló el papel importante de la FAO en este sentido.

La Primera Ministra también hizo hincapié en que el Código de Conducta había contribuido a lograr una economía azul más saludable y sólida, gracias a la aplicación de las normas sobre prácticas de ordenación responsable y sostenible.

El Sr. Peter Thomas, Embajador de Fiji y Enviado Especial del Secretario General de las Naciones Unidas para los Océanos, declaró en el acto de alto nivel que en la Declaración se reconocía la importancia de la pesca y la acuicultura en la lucha contra la pobreza y el hambre, y se instaba a mejorar la ordenación y el fomento de la capacidad en los países en desarrollo.

El Comisario de la Unión Europea para el Medio Ambiente, los Océanos y la Pesca, Sr. Virginijus Sinkevicius, felicitó a la FAO por sus evaluaciones de los efectos de la COVID-19 en la pesca y la acuicultura, así como por la valiosa información aportada en la publicación El estado mundial de la pesca y la acuicultura (SOFIA), e hizo hincapié en que el sector debería ser una prioridad de las estrategias de recuperación dirigidas a superar los efectos de la pandemia.

También intervinieron la Ministra de Pesca, Océanos y Guardia Costera del Canadá, Sra. Bernadette Jordan, y la Sra. Sylvia White de la Red de organizaciones de pescadores del Caribe (CNFO), una red de la sociedad civil que representa los pescadores en pequeña escala de todo el mundo.

En el informe SOFIA de la FAO, publicado en junio de 2020, se estima que la producción pesquera total crecerá hasta situarse en 204 millones de toneladas en 2030, es decir, un 15 % más que en 2018, y que la parte correspondiente a la acuicultura, que actualmente es del 46 %, aumentará. La acuicultura ha sido el sector de producción de alimentos que ha crecido más rápidamente en todo el mundo en los últimos 50 años, con un ritmo medio del 5,3 % anual desde principios de siglo.

En este contexto, el COFI aprobó su primera Declaración en favor de la pesca y la acuicultura sostenibles. La Declaración tiene la finalidad de ofrecer una visión general de la transformación de los ecosistemas acuáticos 25 años después de la aprobación del Código de Conducta.

El Director General afirmó que la Declaración reforzaría el impulso colectivo dirigido a fomentar sistemas agroalimentarios inclusivos, resilientes y sostenibles en una industria en rápida evolución, con objeto de cumplir los Objetivos de Desarrollo Sostenible de la Agenda 2030 de las Naciones Unidas.

"En estos últimos 25 años se han producido muchos cambios", dijo el Sr. QU. "Debemos velar por que nuestros sistemas alimentarios acuáticos sean resilientes y satisfagan la creciente demanda de alimentos nutritivos, inocuos y asequibles, a la vez que se mantienen los ecosistemas, las economías y las sociedades sostenibles que no dejen a nadie atrás".

El Director General invitó a los Miembros de la FAO a que aprovecharan el 34.º período de sesiones del COFI para debatir sobre cómo transformar la producción, la elaboración, el comercio y el consumo de alimentos acuáticos, y hacer que sean más sostenibles, resilientes e inclusivos, en el marco de la transformación más general de los sistemas agroalimentarios.

"Sabemos que la tierra solamente no nos brindará alimentos abundantes y diversos; necesitamos realizar una transformación azul para lograr la producción azul de alimentos", añadió, y recalcó la importancia de modernizar la cultura pesquera tradicional con planteamientos innovadores y tecnologías digitales.

"Combinar la pesca con el turismo y las actividades educativas es una forma de mantener el patrimonio cultural y crear nuevos valores y nuevas oportunidades laborales", afirmó el Sr. QU a modo de ejemplo.

El Director General también apuntó los beneficios del pescado en la alimentación, sobre todo para las embarazadas y los niños, y en la lucha contra todas las formas de malnutrición y destacó que el pescado debería promoverse en las estrategias sobre alimentación y nutrición de todo el mundo.

"El sector de la pesca y la acuicultura ha de hacer una contribución crucial en el marco de las cuatro mejoras: una mejor producción, una mejor nutrición, un mejor medio ambiente y una vida mejor."

El aniversario del Código llega en un momento complicado, puesto que la contaminación, el cambio climático, la pérdida de biodiversidad, las prácticas no reglamentadas y el aumento de la competencia por el uso de las zonas marinas y costeras están poniendo en peligro los ecosistemas acuáticos y sus recursos. La FAO estima que el 34,2 % de todas las poblaciones de peces marinos se está explotando por encima de los límites de la sostenibilidad biológica, el triple del nivel de 1974, cuando se comenzó a hacer un seguimiento.

En el 34.º período de sesiones del COFI también se analizará el informe SOFIA, la importancia de la pesca artesanal y los medios de vida de las comunidades pesqueras costeras y continentales, la pesca ilegal y las actividades pesqueras en el mar, así como el papel decisivo de las mujeres en el sector poscosecha y de servicios.

En el acto de alto nivel participaron ministros y representantes de autoridades en el sector de la pesca de las regiones de África, América del Norte, América Latina y el Caribe, Asia y el Pacífico, Europa y el Cercano Oriente.

Entre ellos, cabe mencionar a los siguientes: Excmo. Sr. Abdullah bin Mohammed Belhaif Al Nuaimi,  Ministro de Cambio Climático y Medio Ambiente de los Emiratos Árabes Unidos; Sr. Taiga, Ministro de Ganadería, Pesca e Industria Animal de Camerún; Alicia Gallardo, Subsecretaria de Pesca y Acuicultura de Chile; Eugene R. Pangelinan, Presidente del Comité de Pesca del Foro de las Islas del Pacífico y Director Ejecutivo de la Autoridad Nacional para la Gestión de Recursos Oceánicos (NORMA) de los Estados Federados de Micronesia; Liu Xinzhong, Director General de la Oficina de Pesca del Ministerio de Agricultura y Asuntos Rurales de China; Lucy Obungu, quien habló a nombre de Micheni Japhet Ntiba, Secretario Principal del Departamento de Estado para la Pesca, la Acuicultura y la Economía Azul del Ministerio de Agricultura, Ganadería y Pesca de Kenya; Shingo Ota, Vicepresidente primero del 34.º período de sesiones del Comité de Pesca y Consejero de la Agencia de Pesca del Japón; Úrsula Desilú León Chempén, Presidenta del Año Internacional de la Pesca y la Acuicultura Artesanales (2022).

Photo: ©FAO/
El Comité de Pesca de la FAO (COFI) es el único foro mundial intergubernamental en el que los Miembros de la FAO se reúnen para examinar y considerar las cuestiones y los desafíos relacionados con la pesca y la acuicultura.