Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura

16 de octubre de 2022

Día Mundial de la Alimentación

Jacob Beaton and Jessica Ouellette

"Cuando empezamos a devolver tierras a los pueblos indígenas y a reconstruir las economías indígenas, todo el mundo se beneficia. Esa es la visión de Tea Creek: comunidades indígenas saludables y resilientes, y una economía basada en alimentos abundantes".
28/09/2022

Canadá

Cuando Jacob y Jessica Beaton cambiaron la vida residencial por una granja de 140 acres (56 656 hectáreas) en la Columbia Británica, confiaron en los videos de YouTube para aprender a plantar sus hortalizas. Después de cuatro años y una pandemia internacional, están cultivando miles de kilos y liderando un renacimiento de la soberanía alimentaria en las comunidades indígenas de la costa occidental. 

Jacob y Jessica son los fundadores de Tea Creek, un centro de capacitación dirigido por indígenas que proporciona un espacio culturalmente seguro, para que las Primeras Naciones locales aprendan diversas aptitudes. 

Después de presenciar el colapso de las cadenas de suministro alimentario locales durante la COVID-19 y los incendios e inundaciones considerables, los dos comenzaron a preocuparse más por la soberanía alimentaria en su nuevo hogar en el territorio Gitxsan

El punto de inflexión se produjo cuando los líderes indígenas locales acudieron a ellos y les pidieron que cultivaran alimentos para sus comunidades. En respuesta, la pareja abrió su granja y comenzó a enseñarlos. 

Hay escasez de agricultores y tierras agrícolas”, dice Jacob, que es Tsimshian

Menos del 1 % de los productores de alimentos en Canadá son indígenas. Mientras tanto, casi la mitad de todos los hogares indígenas en Canadá tienen problemas para traer alimentos a la mesa y los productos saludables son significativamente más caros en las comunidades aborígenes que en los centros urbanos. 

Los pueblos indígenas en Canadá son una población joven y de rápido crecimiento, dice Jacob, tienen dos veces más probabilidades de querer vivir ruralmente en su territorio y cinco veces más probabilidades de ser emprendedores en sectores como la agricultura y la producción alimentaria, si se les da la oportunidad. 

En el Programa de capacitación sobre soberanía alimentaria, los aprendices en Tea Creek completan cursos de horticultura, carpintería, cartografía con drones, aprenden a operar equipos pesados y producen historias para los medios con el objetivo de realizar comunicaciones efectivas del proyecto. El programa está diseñado para que los aprendices obtengan un título con aptitudes y servicios valiosos, y que constituyan una fortaleza en los sistemas alimentarios. 

En 2021, el primer año de operación a gran escala, Tea Creek recibió a más de 1 000 invitados indígenas, sirvió más de 6 000 comidas y produjo alimentos que se entregaron a las comunidades locales, invitados, personal y aprendices. 

Hasta el momento, 84 aprendices indígenas han obtenido el diploma de su programa y continúan produciendo alimentos, construyendo invernaderos locales y huertos familiares. 

Para revitalizar la seguridad alimentaria y la salud en las naciones indígenas del Canadá, Jacob y Jessica abogan por realizar cambios en las políticas, la financiación y la propiedad de la tierra, que inhiben a los pueblos indígenas de todo el país.