FAO.org

Inicio > Objetivos de Desarrollo Sostenible > Noticias > Detail
Objetivos de Desarrollo Sostenible

La erradicación del hambre, entre los nuevos objetivos globales

25/09/2015

Un compromiso para erradicar el hambre y la pobreza en 2030, una mayor atención a los actores rurales y el vínculo entre la seguridad alimentaria y la gestión sostenible de los recursos naturales, ocupan un lugar destacado en los 17 Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS), que deberán ser aprobados por los 193 Estados Miembros de las Naciones Unidas en una Cumbre especial que se celebrará en Nueva York del 25 al 27 de septiembre.

Noticias de la Cumbre| Horario | Resumen |Hoja de datos | Preguntas frecuentes

Se espera que más de 150 líderes mundiales asistan a la Cumbre de Desarrollo Sostenible de las Naciones Unidas en la sede de la ONU para aprobar el marco mundial que sucederá a los Objetivos de Desarrollo del Milenio (ODM) a partir de 201, Transformar nuestro mundo: la Agenda de 2030 para el Desarrollo Sostenible.

Los ODS son relevantes tanto para los países en desarrollo como para los países desarrollados. Además de la erradicación de la pobreza y el hambre, el eje central de los ODM y la Agenda 2030 hace hincapié en el desarrollo sostenible, con medidas sobre los efectos medioambientales, sociales y económicos.

Las metas relacionadas con la seguridad alimentaria, la nutrición, la agricultura sostenible, la gestión sostenible de los recursos naturales y el desarrollo rural ocupan un lugar destacado en los ODS, situando la transformación de los sistemas alimentarios y el trabajo con los recursos naturales en el centro de los nuevos objetivos globales.

“Los ODS representan un gran avance en la lucha contra las causas fundamentales de la pobreza y el hambre, y la degradación de nuestros recursos naturales”, según José Graziano da Silva, Director General de la FAO. “Alimentar a casi 800 millones de personas que pasan hambre y a una creciente población mundial –añadió- al tiempo que nutrimos al planeta y afrontamos el cambio climático, será un desafío colosal, pero los ODS nos ofrecen un plan amplio y detallado para hacer frente a los grandes retos del desarrollo de nuestro tiempo”.

“Los dos pilares de la nueva Agenda –la erradicación de la pobreza y el hambre, y el desarrollo sostenible- son un elemento crucial del marco estratégico de la FAO. Los ODS van más allá de la conservación, para trabajar con los recursos naturales, y hacen hincapié en el papel de la seguridad alimentaria y el desarrollo rural para lograr un crecimiento integrador y un bienestar común”.

La gran mayoría de los 17 ODS son relevantes para el trabajo de la FAO. El ODS1, -erradicación de la pobreza-, incluye metas relacionadas con la protección social, los derechos sobre la tierra y la resiliencia. El ODS2 está dedicado a erradicar el hambre y la inseguridad alimentaria, mejorar la nutrición y promover la agricultura sostenible. Recoge diversas medidas complementarias para aumentar la productividad y los ingresos de los medios de vida rurales mediante el uso sostenible de la tierra y otros recursos naturales. El vínculo entre la seguridad alimentaria y los recursos naturales ocupa un lugar destacado en el ODS14; los océanos y los recursos marinos, ecosistemas, biodiversidad, los bosques y la tierra están presentes en el ODS15; los objetivos también hacen referencia al agua (ODS6), la energía (ODS7), las cuestiones de género (ODS5), el cambio climático (ODS13), y el consumo y la producción (ODS12).

Otros objetivos abordan la salud (ODS3), la educación (ODS4), el crecimiento y el trabajo decente (ODS8), las infraestructuras y la industrialización (ODS9), la desigualdad (ODS10), las ciudades (ODS11), la paz (ODS16) y los medios de implementación (ODS17).

La generación del Hambre Cero

Graziano da Silva participará en varios eventos en Nueva York, incluyendo un diálogo interactivo en la Cumbre titulado Erradicar la pobreza y el hambre, y un evento paralelo organizado por los organismos de las Naciones Unidas para la alimentación y la agricultura con sede en Roma, Movilizar a la generación del Hambre Cero, en el que se debatirá sobre el reciente informe de estos organismos, Alcanzar el Hambre Cero: el papel fundamental de las inversiones en la protección social y la agricultura.

“El factor más importante para alcanzar nuestros objetivos globales será el compromiso político”, añadió el Director General de la FAO. “El estudio de los organismos con sede en Roma, describe el tipo de inversiones necesarias para erradicar la pobreza y el hambre en 2030 -los dos primeros ODS– y su coste. Subraya la necesidad de invertir en las personas pobres y vulnerables, y recuerda que combatir la pobreza debe hacerse en las zonas rurales. La inversión es viable y asequible”.

Junto a los 17 ODS, la nueva Agenda consta de una Declaración, 169 metas, una sección sobre medios de implementación y una renovada colaboración mundial, y un marco para la revisión y el seguimiento.

La Agenda 2030, fijada por los Estados miembros de las Naciones Unidas tras un proceso consultivo en el que participaron numerosos actores durante más de dos años, servirá ahora de base para las actuaciones de la comunidad internacional y los gobiernos con el fin de promover la prosperidad y el bienestar comunes. Se espera que las metas se conviertan en el principal referente internacional para las políticas y programas nacionales de desarrollo durante los próximos 15 años.

Los ODS se basan en el acuerdo alcanzado durante la Tercera Conferencia Internacional sobre la Financiación para el Desarrollo celebrada en julio en Addis Abeba sobre la adecuada movilización de los recursos y el empleo de la financiación. Cabe esperar asimismo que influyan positivamente en las negociaciones que tendrán lugar en París en diciembre sobre un acuerdo climático mundial.

 

Compartir esta página