AGRONoticias América Latina y el Caribe
 

Noticias: detalle

Crisis de alimentos: un año difícil para Bolivia
Fecha de publicación:20/02/2011
País: Bolivia
Fuente: Los Tiempos

Panorama. Para el director de la Fundación Milenio, Napoleón Pacheco, el panorama en el país para el 2011 es muy complicado, la inflación continuará, especialmente en el rubro de los alimentos

El mundo ya había sido advertido fatídicamente de las desastrosas consecuencias que tendría en la humanidad el cambio climático, aunque no siempre con suficiente conocimiento de causa.

Bolivia padece desde hace  mas de una década los fenómenos del Niño y la Niña, pero sus efectos en la crisis alimentaria no hizo carne, hasta hace unos pocos años en los que se sintieron grandes pérdidas de cosechas y de producción agrícola, con el agravante del incremento en los precios de los alimentos que irá en aumento según las previsiones de analistas y entidades internacionales como la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO por sus siglas en inglés).

Estas entidades demandan de las economías más importantes como las de los países agrupados en el G – 20 acciones inmediatas para evitar que las personas más vulnerables de los países en desarrollo (al igual que los pobres de los países desarrollados) reciban el impacto de forma más severa.

Al respecto, la FAO señala entre las personas que ya se encuentran en una situación límite, son especialmente vulnerables: Quienes no poseen tierras, los habitantes de los barrios marginales y los trabajadores agrícolas. Además, cuando el consumo disminuye, las mujeres y los niños son quienes más sufren ya que, en la mayoría de los hogares, se tiende a priorizar a los hombres a la hora de racionar los alimentos.

Mientras el incremento de los precios de los alimentos representa una clara amenaza para muchas personas pobres en los países en desarrollo, también podrían representar una oportunidad para aquellos que viven de la agricultura. Sin embargo, muchos agricultores pobres no pueden beneficiarse del incremento de los precios de los alimentos por varios motivos, como el acceso limitado a la tierra, el agua y consumibles esenciales como fertilizantes, o por el impacto de los desastres naturales o los conflictos.

Muchos productores venden sus productos a través de un solo comprador, quien fija el precio. Son además especialmente vulnerables ante los cambios climáticos, no siempre disponen de los medios para almacenar sus productos y el mal estado de las carreteras e infraestructuras en general hace que no puedan acceder a los mercados.


El 2011 en Bolivia

Para el director de la Fundación Milenio, Napoleón Pacheco, el panorama para este año es muy complicado, pues la inflación continuará, especialmente en el rubro de los alimentos, porque a nivel internacional los problemas que han determinado el alza de precio de alimentos persistirán y porque los efectos del cambio climático han causado la disminución de la producción de alimentos.

“La gran importación de azúcar (que el Gobierno recientemente hizo de Colombia y Brasil) no va a aplacar el problema porque el precio internacional va a seguir en aumento, debido a la demanda, en muchos casos, especulativa que hay en los mercados internacionales y debido a los desastres naturales que han causado estragos en Australia en este año, por ejemplo”, señaló el analista.

Causas del alza de precios

Según la FAO, las causas del incremento en los precios de los alimentos son varias y, aunque existe un fuerte debate en torno a la repercusión de los diferentes factores, las principales son:

La disminución de la producción agrícola debido a las malas condiciones meteorológicas, probablemente relacionadas con el cambio climático (por ejemplo, la sequía extrema o las inundaciones experimentadas en Australia o Rusia).

Las restricciones aplicadas a las exportaciones y las compras descontroladas provocadas por el pánico normalmente a consecuencia de fenómenos meteorológicos extremos.

El aumento de la demanda, tanto de biocombustibles – que además acapara la utilización de la tierra anteriormente destinada a la producción agrícola – y de los alimentos.

Causas económicas como la depreciación del dólar, los tipos de interés bajo y la especulación.

El aumento de los precios de los combustibles que incrementan el coste de elementos esenciales en la agricultura.

un adverso clima

Anticipan sucesos no predecibles

No es posible relacionar fenómenos meteorológicos concretos con el cambio climático. Sin embargo, la mayoría de los científicos se muestra de acuerdo al señalar que el mundo experimentará fenómenos meteorológicos más extremos e impredecibles a consecuencia del cambio climático. En el último año hemos sido testigos de los devastadores efectos de varios fenómenos meteorológicos que tuvieron un impacto dramático en la producción de alimentos. Durante los meses de julio y agosto de 2010, Rusia experimentó la peor sequía en décadas, que destruyó un 25 por ciento de la cosecha de trigo. Como consecuencia, se prohibieron las exportaciones lo que provocó la compra descontrolada y un incremento vertiginoso en el precio del trigo. Las inundaciones que azotaron Australia en enero de 2011 dañaron terriblemente la producción agrícola de Queensland, una región crítica en la producción mundial de trigo y azúcar. 

Author: Eliana Ballivian
Publicado por: Eju