AGRONoticias América Latina y el Caribe
 

Noticias: detalle

La crisis de Japón golpea fuerte a las acciones argentinas y a la soja.
Fecha de publicación:16/03/2011
País: Argentina
Fuente: Clarín

Los daños económicos y financieros que empezó a irradiar el terremoto-tsunami sufrido por Japón ya están golpeando nítidamente a la Argentina . Las acciones perdieron 2,8% y siguen cuesta abajo.

El precio de la soja se desplomó ayer casi un 5%.

Los títulos de la deuda por ahora parecen tener más capacidad de resistencia: los papeles más negociados cedieron ayer entre 1 y 1,5%.

Sin embargo, los analistas locales se mantienen expectantes. Una cosa es calcular las pérdidas con lo visto hasta ahora, y otra si se desata una crisis nuclear . Hoy los ojos del mundo están puestos sobre la central nuclear de Fukushima . Lo que se vio hasta ahora será poco si los reactores no resisten.

El precio de la soja impacta, para bien o para mal, en el eje del “modelo económico”. Si los dólares que el Gobierno recauda por retenciones son menos de los esperados, el efecto sobre la actividad económica es inmediato. Y la soja, como todas las materias primas, están depreciándose a pasos acelerados.


Las acciones caen porque sus precios están directamente vinculados con lo que pasa en otras Bolsas del mundo. Así, si el petróleo, los bancos o las siderúrgicas caen en Wall Street o Europa, también lo harán acá. Justamente lo que se empieza a temer es a un debilitamiento global de la economía (por el bajón que va a sufrir Japón).

El dato que jugó ayer a favor es que la Reserva Federal de los EE.UU. salió a decir que mantendrá la política monetaria expansiva a pesar de que la actividad económica en ese país está dando buenas señales. Se supone, a la vez, que el Banco Central Europeo no se animará a subir las tasas de interés el mes próximo, como había insinuado dos semanas atrás.

Ante este panorama, ¿qué puede pasar en la Argentina? Federico Furiase, analista de la consultora Bein y asociados, explicó: “Japón nos puede pegar indirectamente en el canal comercial por la vía de los precios de las materias primas: si cae la demanda de Japón de productos de países como China, Alemania o EE.UU., se puede afectar la actividad. Por ejemplo en China (que exporta por 150.000 millones de dólares a Japón), y eso terminará pegándole a la soja, el trigo y el maíz”.

Por el lado financiero, la caída de las Bolsas aumenta la aversión al riesgo, y en eso los más perjudicados son los mercados emergentes, como el argentino. Pero aquí parece diferenciarse bien el mercado de acciones (atado 100% a lo que pasa en la Bolsas del mundo) de la deuda pública. De hecho los bonos más negociados cedieron entre 1 y 1,5%. Los inversores parecen apostar (por ahora) a que la Argentina no enfrentará serios problemas para cumplir con sus vencimientos, sobre todo con los 2.500 millones de dólares que pagará a fin de año a quienes tengan en su poder cupones PBI.

 

Palabras clave: soja, Argentina
Author: Gustavo Bazzan