AGRONoticias América Latina y el Caribe
 

Noticias: detalle

América Latina podría perfilarse a largo plazo como una potencia agrícola
Fecha de publicación:16/06/2011
País: América Latina y el Caribe
La volatilidad que registran los precios de los alimentos en el mercado internacional, responde fundamentalmente a dos factores: la entrada y salida de capitales en los mercados de futuros; y la brecha que existe entre la oferta y demanda que se ha generado como consecuencia de los efectos del clima en los principales países productores del mundo.

Esta situación ha traído como consecuencia que los precios mundiales de los alimentos estén 90% por encima de los valores registrados en 2005, que es el año base que toma el Centro de Análisis Estratégico para la Agricultura (Caespa) para medir la variación de los precios.

Joaquín Arias, especialista del Caespa, señaló en su ponencia Mercado Mundial de los Alimentos, presentada en la asamblea anual de Fedeagro, que los precios se han incrementado 79% respecto a 2008, cuando se registró la última crisis de volatilidad en el mercado de conmmodities; y en los últimos 12 meses el aumento ha sido de 65,1%.

Explicó que los rubros que más se han visto impactados por esta situación coyuntural son cereales (maíz y sorgo), oleaginosas (soya y aceites), leche, carnes y cultivos tropicales como café, cacao y caña de azúcar.

"El maíz es el que más ha sufrido aumentos, y eso tiene que ver con la demanda que tiene para la producción de biocombustibles. En cambio en arroz no se ha sentido la actual crisis, los precios no han subido porque muchos países tienen reservas en arroz, que es el producto de mayor consumo en el mundo. En el pasado, el precio de los cultivos tropicales no se vio afectado pero ahora se han visto influencias por efectos del clima en Brasil y Colombia, son uno de los más altos", explicó Arias.

Destacó que en el caso de la carne, el precio no se vio afectado en la crisis registrada en 2008, sin embargo, en esta oportunidad es uno de los valores más altos del mercado mundial.

Arias señaló que el incremento de los insumos para la producción agrícola, como urea, potasio y fosfato) registran un alza de 500% desde 2008. Sin embargo, recordó que estos tienen poco peso en las estructuras de costos.

Destacó que los precios están muy por encima de una tendencia de cinco años, y el descenso de los mismos dependerá de la coyuntura internacional.

"Deberían bajar pero dependerá de qué va a pasar con los conflictos que se están dando en los países árabes; del recate de la situación de Japón; y el precio del petróleo. Estas son las variables más importantes para decir si los precios van a bajar en el corto plazo o no", explicó Arias.

Factores estructurales

La concentración del comercio mundial de alimentos es otro factor que incide en la volatilidad de los precios de los principales commodities. Arias señaló que sólo 10 países concentran 57% de las importaciones mundiales de alimentos; mientras que más del 53% de las exportaciones mundiales están controladas por los mismos 10 países.

En el caso de la soya, Brasil, Argentina y Estados Unidos concentran 90% de las exportaciones mundiales; mientras que 75% de las de trigo depende sólo de seis países (Estados Unidos, Canadá, Francia, Australia, Rusia y Argentina).

Estados Unidos, Argentina y Francia se reparten también 75% de las exportaciones mundiales de maíz, y en el caso del arroz las ventas foráneas dependen de cinco países: Tailandia, Estados Unidos, India, Pakistan y Vietnam.

Arias señaló que una de las medidas que se debe tomar a largo plazo para garantizar la estabilidad tanto en la oferta como en los precios de los alimentos, es la desconcentración del mercado mundial

Al respecto, señaló que América Latina tendría grandes oportunidades para convertirse en una potencia agrícola. Incluso Venezuela podría estar entre esos países, "por el gran potencial que tiene y el uso de sus recursos".

Palabras clave: América Latina, potencia agrícola, precios
Author: ANGIE CONTRERAS C.
Publicado por: EL UNIVERSAL