AGRONoticias América Latina y el Caribe
 

Noticias: detalle

Los precios de los alimentos suben de nuevo debido al alza del petróleo y condiciones climáticas adversas, según el Banco Mundial
Fecha de publicación:26/04/2012
País: Mundial

Los precios mundiales de los alimentos aumentaron en 8% desde diciembre de 2011 hasta marzo de 2012 debido al alza en los valores del petróleo, condiciones climáticas adversas y la fuerte demanda de Asia por alimentos importados, según la más reciente Alerta sobre precios de los alimentos del Grupo del Banco Mundial.

El índice respectivo del Banco Mundial estaba solo 1% más bajo que hace un año y se situaba un 6% por debajo de su nivel histórico más alto alcanzado en febrero de 2011. Si no se concretan las actuales predicciones sobre aumentos en la producción de alimentos, los precios podrían incluso subir más, lo que subraya la necesidad de mantenerse muy atentos.

“Luego de cuatro meses de bajas sostenidas, el valor de los alimentos volvió a subir amenazando la seguridad alimentaria de millones de personas”, dijo Otaviano Canuto, vicepresidente de Gestión Económica y Reducción de la Pobreza (PREM, por sus siglas en inglés) del Grupo del Banco Mundial. “Poner los alimentos en primer lugar en la agenda debe seguir siendo la prioridad de la comunidad internacional y de nuestro trabajo en los países en desarrollo”.

Según el informe trimestral Alerta sobre precios de los alimentos, el valor de todos los productos básicos aumentó entre diciembre recién pasado y marzo de este año, salvo en el caso del arroz, lo que se explica tanto por la abundante oferta como por una fuerte competencia entre los exportadores. Los precios del maíz aumentaron en 9%, aceite de soja en 7%, trigo en 6% y azúcar en 5%. El valor del petróleo crudo se incrementó en 13%.

Además, los precios nacionales siguen siendo elevados, especialmente en África, como resultado de la combinación de grandes importaciones de alimentos y factores locales, como restricciones al comercio entre países vecinos, acaparamiento, disturbios civiles, altos costos del combustible para transporte y malas condiciones climáticas.

En el contexto mundial, las alzas de los precios nacionales de los alimentos superaron las caídas en los valores en diferentes países. Entre marzo de 2011 y el mismo mes de 2012, los precios del trigo aumentaron 92% en Belarús, mientras que el importe del maíz subió 82% en Malawi, 80% en Etiopía y 71% en México.

Las perspectivas en cuanto a la producción siguen siendo sólidas para 2012-13 y una serie de factores han mantenido a raya las presiones sobre los precios. Los valores récords de fines de 2010 y comienzos de 2011 resultaron en el aumento de la producción de los principales cultivos en el mundo y son un elemento clave en las positivas proyecciones para la temporada 2012-13. El menor uso de maíz para la producción de etanol en Estados Unidos y la débil demanda mundial debido a la crisis del euro también contribuyen a controlar las presiones sobre los precios.

De qué manera el Grupo del Banco Mundial ayuda a dar prioridad al tema de los alimentos

  • En respuesta a la sequía en el Cuerno de África, la institución aportó US$1.800 millones para salvar vidas, mejorar la protección social y promover la recuperación económica y la capacidad de adaptación a las sequías. 
  • Un innovador producto de gestión de riesgos proporcionado por la Corporación Financiera Internacional (IFC) permitirá proteger a agricultores, productores y consumidores de los países en desarrollo contra la inestabilidad de los precios de los alimentos.
  • El Programa de Respuesta a la Crisis Mundial de los Alimentos está ayudando a 40 millones de personas en 47 países con US$1.500 millones.
  • El gasto en agricultura de la institución aumentó a unos US$6.000 millones-US$8.000 millones al año, de US$4.000 millones en 2008.
  • A través del apoyo al Programa Mundial para la Agricultura y la Seguridad Alimentaria (GAFSP, por sus siglas en inglés), creado por el Grupo del Banco en abril de 2010 a solicitud del Grupo de los Veinte, siete países y la Fundación Gates, se han comprometido alrededor de US$1.100 millones durante tres años, con desembolsos de US$612 millones a la fecha.
  • El Grupo del Banco Mundial se coordina con organismos de las Naciones Unidas (ONU) a través del Equipo de Tareas de Alto Nivel sobre la Crisis Mundial de la Seguridad Alimentaria y con organizaciones no gubernamentales (ONG).
  • Promoción de más inversiones en investigación agrícola, entre otros mediante el Grupo Consultivo para la Investigación Agrícola Internacional (CGIAR, por sus siglas en inglés) y seguimiento del comercio de productos agrícolas para identificar cualquier posible escasez de alimentos.
  • Apoyo para el mejoramiento de la nutrición entre grupos vulnerables a través de programas comunitarios destinados a aumentar el uso de los servicios de salud y la atención en general. Como parte de su respuesta a la crisis de los alimentos, el Banco ha apoyado la entrega diaria de alrededor de 2,3 millones de raciones escolares a niños de países de ingreso bajo.
  • IFC invertirá hasta US$1.000 millones en el Programa de Financiamiento de Productos Básicos Esenciales –que apunta a apoyar el comercio de bienes clave, tanto agrícolas como energéticos–, con el fin de ayudar a reducir el riesgo de escasez de comida y energía, así como a mejorar la seguridad alimentaria de los más pobres del mundo. 
Palabras clave: Banco Mundial, BM, precios alimentos, petróleo, cambio climático
Publicado por: Banco Mundial