FAO.org

Accueil > En action > projects > Faciliter le renforcement des capacités en matière d’innovation agricole > Nouvelles et Evènements > Detail
Faciliter le renforcement des capacités en matière d’innovation agricole

El desarrollo de capacidades funcionales como prioridad para la innovación agrícola


En una amplia consulta, diversos sectores vinculados a la agricultura destacaron la importancia de desarrollar las capacidades funcionales, tanto a instituciones como a agricultores familiares, para el impulso de la innovación agrícola.

San Salvador, febrero 2019.- Como resultado de un proceso de consulta en el que participaron más de 40 instituciones y representantes de organizaciones de productores, el Gobierno de El Salvador, a través del MAG/CENTA, con el acompañamiento de la FAO y el apoyo financiero de la Agencia Italiana de Cooperación para el Desarrollo (AICS), se encuentran trabajando en el fortalecimiento del Sistema de Innovación Agrícola en El Salvador que contempla, como prioridad, la formación de capacidades funcionales-  organizativas (procesos socio-organizativos); la innovación, transferencia de tecnología y valor agregado en la producción; y la mejora del acceso, la vinculación e incidencia en el mercado.

Esta iniciativa (conocida como CDAIS, por sus siglas en inglés) pretende generar en las productoras y productores las habilidades requeridas para la gestión de las acciones que den respuesta a las necesidades de sus Organizaciones, como una mejor atención del sector agrícola por parte del sistema financiero; una asistencia técnica de calidad de las instituciones; condiciones óptimas de adaptación al cambio climático; y la incorporación del enfoque agroambiental en las políticas públicas que contemplen acciones de innovación agrícola, entre otros.

Además, otros elementos que serán tomados en cuenta son el fortalecimiento de capacidades institucionales para la innovación; el apoyo a los productores para sus capacidades de comercialización y manejo de nichos de mercado para que provean valor agregado; y el fortalecimiento de la organización de los productores en cooperativas para una mejor gestión. 

“Para la FAO, el desarrollo de capacidades para el Sistema de Innovación Agrícola es necesario para mejorar la interacción, generar confianza y crear sinergias entre las instituciones de investigación, los actores del sector público y privado, los pequeños productores y las organizaciones de desarrollo, para que puedan abordar toda una serie de actividades, inversiones, políticas y aprovechar las oportunidades para llevar a cabo el cambio de mentalidad”, señaló Emilia González, Representante Asistente de Programas FAO El Salvador.

La selección de las cadenas a trabajar

Para la selección de los rubros y zonas de intervención con esta iniciativa, diversas instancias que trabajan apoyando el sector agrícola están participando en una serie de talleres para la priorización de cuatro cadenas que cumplan con criterios generales para garantizar su sostenibilidad, la contribución a la seguridad alimentaria y nutricional, la participación activa de mujeres, jóvenes y pueblos indígenas, entre otros. 

Representantes de las instituciones implementadoras del proyecto enfatizaron la importancia de que estos rubros sean correspondientes a los sectores señalados en las prioridades del Gobierno de El Salvador, de manera que se garantice la continuidad de las acciones mediante la asistencia técnica requerida; así como el apoyo financiero de algunos organismos y países donantes.

Se espera que para finales del mes de abril ya se cuente con las cadenas y zonas seleccionadas para el fortalecimiento de capacidades.

 

 

Share this page