FAO.org

Inicio > Themes_collector > Responsabilidad ambiental institucional
Responsabilidad ambiental institucional

Muchas empresas y organizaciones de todo el mundo han adoptado la idea de que, como ciudadanos del mundo, tienen la responsabilidad de reducir su huella de carbono y mejorar su desempeño ecológico. Ese reconocimiento provocó la aplicación de políticas internas con carácter descendente que han pasado a la acción y han fomentado movimientos de base internos. Las Naciones Unidas, junto con la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO), se pueden considerar protagonistas activas de esta tendencia institucional. Aunque a lo largo de los últimos años la Organización ya ha alcanzado logros sustanciales, todavía quedan posibilidades de mejora. Todos y cada uno de nosotros desempeñamos un papel importante en este camino hacia la responsabilidad ambiental.

La labor de la FAO en materia de responsabilidad ambiental institucional

La FAO se ha comprometido a reducir las emisiones, aumentar la eficiencia e integrar la sostenibilidad en las actividades cotidianas relacionadas con la gestión de las instalaciones, los viajes y la contratación. Estos esfuerzos se realizan en coordinación con los otros organismos de las Naciones Unidas y siguen las directivas del Secretario General de las Naciones Unidas, la Junta de los Jefes Ejecutivos del Sistema de las Naciones Unidas para la Coordinación (Junta de los Jefes Ejecutivos) y la iniciativa de neutralidad climática de las Naciones Unidas. Tras haber puesto en marcha a nivel mundial muchas iniciativas, como programas de reciclaje y proyectos de ahorro energético, la FAO se esfuerza por seguir logrando mejoras dentro de toda la Organización.

Esferas de atención

  • Eficiencia y ahorro energéticos
  • Gestión de desechos
  • Viajes y transportes
  • Contratación y compras sostenibles
  • Eventos sostenibles

Al pensar en estas categorías, se observará que todas ellas están relacionadas con la gestión de recursos. La energía es un recurso que empleamos para llevar a cabo nuestro trabajo. Los desechos son subproductos de aquellos recursos que no se han empleado de forma eficiente o que ya no se necesitan. Los viajes requieren energía y materiales para los vehículos. Todos estos recursos dejan una
huella ecológica; además, la Organización debe pagar por ellos. Si los empleamos de la manera más eficaz y eficiente posible, cada uno de nosotros puede ayudar a reducir el impacto ambiental y los costos financieros.

Share This page